SALA SOCIAL Y ADM. II. AUTO SUPREMO: Nº 6

Sucre, 07 de enero de 2.009

DISTRITO: La Paz PROCESO: Social

PARTES: Luis Eugenio Navarro Ballivian c/ Empresa "La Victoria" S.R.L.

MINISTRO RELATOR: Julio Ortiz Linares.

+++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++++

VISTOS: El recurso de casación de fs. 76-77, interpuesto por Hugo Javier Miguel Gambarte Álvarez, representante legal de la empresa "La Victoria" S.R.L., contra el Auto de Vista Nº 141/2007 SSA-II de 8 de junio, cursante a fs. 67 y vta., pronunciado por la Sala Social y Administrativa Segunda del Distrito Judicial de La Paz, dentro el proceso social por cobro de beneficios sociales, seguido por Luis Eugenio Navarro Ballivián contra la empresa recurrente, la formulación de la respuesta de fs. 86-87, los antecedentes del proceso y

CONSIDERANDO I: Que tramitado el proceso laboral, el Juez 1º de Partido del Trabajo y Seguridad Social del Distrito Judicial de La Paz, pronunció la Sentencia Nº 122/2005 de 20 de septiembre, declarando probada en parte la demanda de fs. 7 y 8 de obrados, debiendo en consecuencia la empresa "La Victoria" S.R.L. cancelar la suma de Bs. 52.376,77 por concepto de beneficios sociales (indemnización) que deberá ser actualizado en ejecución de sentencia de conformidad con el D.S. 23381 de 29 de diciembre de 1992.

En grado de apelación interpuesta por el actor (fs. 46-47 vta.), mediante Auto de Vista Nº 141/2007 de 8 de junio, cursante a fs. 67 y vta., se confirmó en parte la Sentencia Nº 122/2005 de 20 de septiembre de 2005, cursante a fs. 32 a 36 de obrados, incrementándose el monto que debe cancelar la parte demandada a favor del actor a la suma de Bs. 72.596,39.

Contra dicho auto de vista, la empresa demandada interpone recurso de casación, cursante a fs. 76-77 en el que acusa que el tribunal de alzada ha incurrido en error de derecho y error de hecho en la apreciación de la prueba, así como también viola y quebranta flagrantemente los arts. 66 y 150 del Código Procesal del Trabajo, normas que determinan que el actor aporte pruebas.

Pide que se case la Resolución Nº 141/2007 SSA-II cursante a fs. 67 y vta., deliberando en el fondo de la causa declare improbada la demanda, con costas.

CONSIDERANDO II: Que así planteado el recurso y revisando prolijamente el expediente, se establece lo siguiente:

1.- En la especie, se advierte que la empresa demandada a tiempo de apersonarse e interponer recurso de casación, purga la rebeldía y se habilita para la interposición del citado recurso, pues se presume que la sentencia de primer grado el demandado se encontraba conforme y como el auto de vista revocó la misma, interpuso el recurso de casación, en el uso legal de los derechos que le asisten como resultado de la nueva resolución.

2.- Es conveniente señalar también que en autos se advierte que el recurrente no cumplió con la exigencia procesal contenida en el art. 258 inc. 2) del Código de Procedimiento Civil, pues como ya se tiene señalado la doctrina y jurisprudencia nacional, han establecido que el recurso de casación se asimila a una nueva demanda de puro derecho que debe contener requisitos esenciales; así, la casación en el fondo debe fundarse en errores "in judicando" en que hubieran incurrido los tribunales de instancia al emitir sus resoluciones, debiendo estar debidamente identificados en las causales señaladas en el art. 253 del Código de Procedimiento Civil, mientras que el recurso de casación en la forma, se funda en los errores "in procedendo", referidos a la infracción de normas adjetivas incumplidas o mal aplicadas en la tramitación del proceso y que están especificadas en el art. 254 de la misma norma legal.

3.- En autos, se advierte que el recurrente denunció que el tribunal de alzada incurrió en error de derecho y error de hecho, en la valoración de la prueba, empero no especificó con claridad y precisión sobré cuales documentos o elementos probatorios recayó el error, así como tampoco demostró con especificidad si fue error de hecho o error de derecho como exige el art. 253 del Código de Procedimiento Civil, razón por la cual este supremo tribunal no puede abrir su competencia para dirimir las pretensiones del recurrente.

4.- Respecto de la denuncia de violación a los arts. 66 y 150 del Código Procesal del Trabajo, a tiempo de emitirse la resolución de vista, cabe señalar que no es evidente, pues las resoluciones de grado específicamente han señalado que es obligación del empleador desvirtuar las pretensiones del actor, conforme establecen los arts. 3 inc. h), 66 y 150 del Código Procesal del Trabajo, circunstancia que no implica que el demandante se encuentre exento de aportar las pruebas que creyere conveniente con la finalidad de corroborar su pretensión, razonamiento que demuestra que en el auto de vista no se vulneraron los citados artículos, por el contrario, la resolución se fundó sobre esta normativa dándose aplicación al principio de inversión de la prueba.

En ese marco legal, se concluye que el auto de vista no vulneró norma legal alguna, y no siendo evidentes las denuncias formuladas en la acción extraordinaria que se analiza, corresponde resolver conforme prevén los art. 271 inc. 2) y 273 del Código de Procedimiento Civil, con la expresa permisión contenida en el art. 252 del Código Procesal del Trabajo.

POR TANTO: La Sala Social y Administrativa Segunda de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, con la atribución conferida en el Art. 60 numeral 1 de la Ley de Organización Judicial, arts. 271 inc. 2) y 273 del Código de Procedimiento Civil, declara INFUNDADO el recurso de casación de fs. 76-77, con costas.

Se establece la suma de Bs. 500.- por concepto de honorarios profesionales que mandará hacer efectivo el tribunal de alzada.

RELATOR: Ministro Julio Ortiz Linares.

Regístrese, notifíquese y devuélvase.

Firmado: Min. Julio Ortiz Linares.

Min. Hugo R. Suárez Calbimonte.

Sucre, 07 de enero de 2009

Proveído: Ma. del Rosario Vilar G.

Secretaria de Cámara de la Sala Social y Adm. II.