SALA SOCIAL Y ADMINISTRATIVA PRIMERA

Expediente Nº 574/01

AUTO SUPREMO Nº 037 - Social Sucre, 26 de octubre 2006.

DISTRITO: La Paz

PARTES: Eliseo Acho Luque y otros. c/ Sociedad Hotelera Nacional S.A.

= = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = = =

VISTOS: El recurso de casación de Fs. 155 a 156, interpuesto por Héctor Enrique Arce Zaconeta, en representación de Eliseo Acho Luque y otros, contra el Auto de Vista de Fs. 153, pronunciado por la Sala Social y Administrativa Primera de la Corte Superior del Distrito Judicial de La Paz, dentro del proceso social de reintegro de beneficios sociales, seguido por los recurrentes contra la Sociedad "Hotelera Nacional" S.A., representada por Jorge Reuter del Castillo; los antecedentes del proceso, y

CONSIDERANDO: Que, tramitada la demanda conforme a ley, la Jueza Tercero de Partido del Trabajo y Seguridad Social de La Paz, pronuncia la sentencia de Fs. 140 a 143 declarando probada en parte la demanda e improbada la excepción perentoria de pago opuesta por la sociedad demandada. Apelada la sentencia por Hotelera Nacional, la Sala Social y Administrativa Primera de la Corte Superior de La Paz, mediante el auto de vista de Fs. 153, revoca la sentencia y declara improbada la acción intentada y probada la excepción perentoria de pago. Dicho fallo motivó el recurso de casación, interpuesto por la parte demandante, que se examina, acusando la infracción de la "[...] Ley de Noviembre de 1940,...", al no haberse incluido las horas extras en el sueldo total ganado; y que la parte demandada no habría dado cumplimiento a la carga probatoria, de conformidad a los Arts. 3, 150 y 160 del Código Procesal del Trabajo; pidiendo que la Corte Suprema: "[...] declare procedente el presente recurso, revoque el Auto de Vista recurrido y deliberando en el fondo de la causa, declare PROBADA nuestra demanda manteniendo firme y subsistente la sentencia de Fs. 140 a 143 de obrados.".

CONSIDERANDO: Que, de la revisión del breve recurso extraordinario, se establece que este no cumple con los requisitos formales exigidos por el Art. 258-2) del Código de Procedimiento Civil, referido a la cita clara, concreta y precisa de la ley o leyes violadas, y la obligación de especificar en el escrito recursivo en qué consiste la violación, falsedad o error, ya se trate de recurso de casación en el fondo, en la forma o en ambos, especificaciones que deberán hacerse precisamente en el recurso y no fundarse en memoriales o escritos anteriores ni suplirse posteriormente, limitándose, mas bien a hacer una simple mención de las normas citadas en el acápite anterior

La conclusión anterior, se funda en el hecho que el recurrente acusa en términos generales error de hecho y de derecho en la apreciación de la prueba sin discriminar ni especificar cuál el error de hecho y cuál el de derecho y, lo más determinante, sin citar ni denunciar la vulneración de norma legal alguna.

Al no haber dado cumplimiento, el recurrente, al presupuesto legal establecido en el Art. 258-2) del Código de Procedimiento Civil, como se tiene dicho, no permite abrir la competencia de este Tribunal; por lo que corresponde observar la disposición contenida en el Art. 272-2) del mismo Adjetivo Civil, aplicable en la materia con la permisión establecida en el Art. 252 del Código Procesal del Trabajo.

POR TANTO: La Sala Social y Administrativa Primera de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, con la facultad conferida por el Art. 60-1) de la Ley de Organización Judicial, declara IMPROCEDENTE el recurso de Fs. 155 a 156, con costas.

Sin lugar a la regulación de honorario profesional de abogado, por no haber sido respondido el recurso.

Para sorteo y resolución de la causa, según la convocatoria de Fs. 159, interviene el Sr. Ministro Juan José González Osio, de Sala Social y Administrativa Segunda.

Fdo. Dr. Jaime Ampuero García.

Dr. Juan José González Osio.

Sucre, 26 de octubre 2006

Proveído: Ricardo Medina Stephens.- Secretario de Cámara.