SALA PENAL LIQUIDADORA

Auto Supremo: 97/2012 Fecha: Sucre, 05 de junio de 2012

Expediente: 87/08

Distrito: Santa Cruz

Partes: Ministerio Público c/ Arturo Calaforra Vásquez

Delito: Transporte de Sustancias Controladas (Art. 55 de la Ley Nº 1008)

Recurso: Casación

____________________________________________________________________

VISTOS: El Recurso de Casación cursante de fs. 85 a 87, interpuesto por Juan Oronos Bonilla, abogado defensor de oficio del procesado Arturo Calaforra Vásquez, impugnando el Auto de Vista pronunciado por la Sala Penal Primera de la Corte Superior de Justicia de Santa Cruz en fecha 31 de marzo de 2008 de fs. 78 a 81, dentro del proceso penal seguido en su contra por el Ministerio Público, por la presunta comisión del delito de Transporte de Sustancias Controladas, tipificado y sancionado por el art. 55 de la Ley Nº 1008; los antecedentes de la causa, y;

CONSIDERANDO I: Que, mediante Sentencia de Grado Nº 85 de 21 de diciembre de 2007 cursante de fs. 59 a 63 vuelta, el Tribunal de Sentencia Nº 3 de la ciudad de Santa Cruz de la Sierra, declaró al procesado Arturo Calaforra Vásquez autor y culpable de la comisión del delito de Transporte de Sustancias Controladas, tipificado y sancionado por el art. 55 de la Ley Nº 1008, imponiéndole la sanción penal de 8 años de presidio a cumplirse en el Centro de Rehabilitación Santa Cruz, más el pago de multa de trescientos días a razón de Bs. 3.- por día e imposición de costas a favor del Estado.

Que, contra la referida Sentencia, el procesado Arturo Calaforra Vásquez, a través de su abogado de oficio, interpuso el Recurso de Apelación Restringida cursante de fs. 67 a 68 vuelta, aduciendo que el Tribunal de juicio no habría efectuado una valoración íntegra de las pruebas introducidas al proceso, alegando que no existiría prueba plena que acreditaría la comisión del delito de Transporte de Sustancias Controladas, por lo que solicitó al Tribunal de Apelación se revoque la Sentencia y se pronuncie resolución absolviéndolo de culpa y pena.

Que, a través del Auto de Vista pronunciado por la Sala Penal Primera de la Corte Superior de Justicia de Santa Cruz en fecha 31 de marzo de 2008 cursante de fs. 78 a 81, el Tribunal de Apelación declaró la improcedencia de las cuestiones planteadas por el recurrente, argumentando que el Tribunal de Juicio resolvió la causa expresando los motivos de hecho y de derecho en los que basó su decisión, mencionando el valor otorgado a cada prueba, no siendo así evidentes los defectos de la Sentencia denunciados por el recurrente, por cuanto se habría efectuado una correcta valoración de la conducta del procesado para su calificación penal, encontrándose la pena dentro de los alcances legales del art. 55 de la Ley Nº 1008.

CONSIDERANDO II: Que, a través del Recurso de Casación cursante de fs. 85 a 87, el procesado Arturo Calaforra Vásquez, mediante su abogado de oficio Juan Oronos Bonilla, impugna el Auto de Vista pronunciado por la Sala Penal Primera de la Corte Superior de Justicia de Santa Cruz de fs. 78 a 81, alegando la errónea interpretación y aplicación de la Ley, no habiéndose considerado su declaración en la que demostraría su inocencia, además de expresar que toda la prueba utilizada en su contra sería ilegal. A los efectos de su Recurso indicó como precedentes contradictorios los Autos Supremos Nº 418 de 10 de octubre de 2006 y 384 de 26 de septiembre de 2005.

CONSIDERANDO III: Que, para la procedencia del Recurso de Casación, deben cumplirse indefectiblemente con los requisitos de admisibilidad establecidos en los arts. 416 y 417 del Código de Procedimiento Penal, esto es, que al interponer el Recurso de Apelación Restringida el recurrente deba invocar el precedente contradictorio contenido en Autos de Vista dictados por una de las Salas Penales de las Cortes Superiores (hoy Tribunales Departamentales de Justicia) o Autos Supremos pronunciados por la Sala Penal de la Corte Suprema (hoy Tribunal Supremo de Justicia), entendiéndose que existe contradicción al haberse aplicado normas distintas o bien una misma norma con diverso alcance en una situación de hecho similar al caso concreto; asimismo, dentro del Recurso de Casación el recurrente debe asumir necesariamente la carga de postulación de la contradicción en términos claros y precisos para que el Tribunal de Casación establezca la Doctrina Legal Aplicable que corresponda, en caso ser evidentes las contradicciones deducidas.

Que, en el caso sub lite, se establece que el procesado interpuso el Recurso de Apelación Restringida cursante de fs. 67 a 68 vuelta, sin invocar precedente contradictorio alguno y si bien señaló como precedentes contradictorios los Autos Supremos Nº 418 de 10 de octubre de 2006 y 384 de 26 de septiembre de 2005 al momento de interponer Recurso de Casación, sin embargo, no cumplió con la carga de postulación de contradicciones deducidas entre la Resolución impugnada y los Autos Supremos enunciados.

Que, este Tribunal de Casación a través de reiterados y uniformes fallos ha establecido que además de la invocación oportuna del precedente contradictorio, debe considerarse que la carga de postulación en términos precisos de la contradicción deducida por la parte recurrente, entre el Auto de Vista que se impugna y el precedente invocado, constituye la base y sustento legal para la admisión del Recurso de Casación, en razón de que su inobservancia no puede ser suplida de oficio por parte del Tribunal de Casación, que tiene entre sus principales funciones el controlar la uniformidad de la jurisprudencia, por cuanto su omisión priva su consideración, toda vez que no es posible establecer el sentido jurídico contradictorio entre el Auto de Vista impugnado y el precedente, al no tener abierta su competencia.

POR TANTO: La Sala Penal Liquidadora del Tribunal Supremo de Justicia en cumplimiento del art. 8-II de la Ley Nº 212 de 23 de diciembre de 2011 y en aplicación de las normas procesales contenidas en los arts. 416, 417 y 418 del Código de Procedimiento Penal, declara: INADMISIBLE el Recurso de Casación cursante de fs. 85 a 87, interpuesto por Juan Oronos Bonilla, abogado defensor de oficio del procesado Arturo Calaforra Vásquez, contra el Auto de Vista pronunciado por la Sala Penal Primera de la Corte Superior de Justicia de Santa Cruz en fecha 31 de marzo de 2008 de fs. 78 a 81.

Regístrese, hágase saber y devuélvase.-

Magistrada Relatora: Dra. María Lourdes Bustamante Ramírez

Fdo. Ma. Lourdes Bustamante R.

Fdo. Silvana Rojas Panoso

Fdo. Willam E. Alave Laura

Proveído.- Miguel Ángel Romero Secretario de Cámara de la Sala Penal Liquidadora

Libro Tomas de Razón 1/2012