SALA PENAL SEGUNDA

Auto Supremo Nº 056 Sucre, 19 de febrero de 2011

Expediente: Cochabamba 221/2008.

Partes: Ministerio Público y Arminda España Vda. de Arzabe c/ Valentina Colque Cruz.

Delito: Asesinato.


VISTOS: el recurso de casación presentado el 11 de octubre de 2008 por Valentina Colque Cruz (fojas 613 a 618), impugnando el Auto de Vista de 10 de agosto del mismo año (fojas 581 a 582), pronunciado por la Sala Penal Segunda de la Corte Superior del Distrito Judicial de Cochabamba en el proceso penal seguido por el Ministerio Público contra la recurrente a querella de Arminda España viuda de Arzabe con imputación por comisión del delito de asesinato en la persona de Paola Pamela Arzabe España.

CONSIDERANDO: que al término del respectivo juicio oral, público y contradictorio, el Tribunal de Sentencia dictó Resolución el 5 de noviembre de 2007 (fojas 538 a 543) declarando a Valentina Colque Cruz autora del delito de asesinato según la tipificación establecida por los numerales 2), 3) y 7) del artículo 252 del Código Penal, y, condenándola a la pena de treinta años de presidio, sin derecho a indulto.

Que contra esa Sentencia la persona condenada interpuso recurso de apelación restringida (fojas 553 a 558) según lo expuesto en el siguiente detalle:

1.- Actividad procesal defectuosa.- La fase de la sustanciación del juicio oral se tramitó con los defectos de orden legal descritos a continuación:

a) Debido a que la querellante-testigo incurrió en flagrantes contradicciones, la procesada solicitó tener careo con ella. Ese petitorio fue rechazado. Si se lo admitía, habría desvirtuado apreciaciones que luego fueron valoradas como pruebas de cargo. Tal rechazo tiene el carácter de actividad procesal defectuosa, de conformidad a lo señalado por el numeral 3) del artículo 169 del Código de Procedimiento Penal, porque constituye trasgresión de la regla establecida a ese respecto por el artículo 99 del mismo Código que tiene establecida esa modalidad de actuación y, además, porque significa la negación al derecho a la defensa a que hacen referencia los numerales II y IV del artículo 16 de la Constitución Política del Estado vigente durante la tramitación de la causa.

b) También adquirió el carácter de actividad procesal defectuosa, el hecho de no haberse admitido durante el juicio oral las pruebas de descargo correspondientes a un litigio entre los hermanos Efraín y Arminda España viuda de Arzabe sobre el derecho propietario de un inmueble, hecho este último que hubiera destruido la teoría expuesta en sentido de que la pretensión sobre ese mismo inmueble, de parte de la procesada, fue el motivo para la comisión del delito de asesinato.

2.- Defectos de la sentencia.- El fallo del Tribunal de Sentencia se dictó sobre la base de elementos probatorios incorporados al juicio con violación de las normas que rigen la materia, en hechos inexistentes, y pronunciamiento sin suficiente fundamentación, incurriendo por ello en los defectos descritos en los numerales 4, 5 y 6 del artículo 370 del Código de Procedimiento Penal, en razón de las siguientes circunstancias:

a) Hubo introducción de una prueba basada en captación de llamadas telefónicas, infringiendo así el precepto contenido en el numeral II del artículo 20 de la Constitución Política del Estado que expresa que nadie deberá interceptar conversaciones y comunicaciones privadas.

b) La imputada, que tenía condición de concubina con uno de los miembros de la familia España, era completamente ajena y sin interés alguno en el litigio surgido entre ellos por motivos de herencia, y, además en su condición de mujer embarazada, no podía haber cometido el delito de asesinato.

CONSIDERANDO: que conocido ese recurso por la Sala Penal Segunda de la Corte Superior del Distrito Judicial de Cochabamba, dicha Sala, con referencia a los argumentos de la recurrente, confirmó la indicada sentencia sobre la base de los siguientes criterios:

1.- Actividad Procesal Defectuosa.- a) No es evidente que se hubiera infringido la norma sobre careo establecida en el artículo 99 del Código de Procedimiento Penal, pues, por la lectura del acta de juicio oral, consta que la imputada manifestó disposición para proceder a tal actuación con la querellante, y que el abogado defensor pidió que se desestime dicha solicitud.

b) El Tribunal de Sentencia aplicó adecuadamente las normas legales tanto adjetivas como sustantivas en relación a las pruebas aportadas durante el proceso. Falló con apego a ellas, siendo evidente la existencia de elementos suficientes para apreciar que, de conformidad a lo establecido en el artículo 13 del Código Penal, la imputada obró culposamente. Respecto al litigio por herencia entre los hermanos España, tal antecedente no fue introducido durante la sustanciación de la causa.

2.- Defectos de la Sentencia.- En cuanto al tema de los defectos de la sentencia descritos en los numerales 4), 5) y 6) del artículo 370 del Código de Procedimiento Penal, se apreció que, con sujeción a lo establecido en los artículos 173 y 13 del mismo Código, los elementos de convicción probatorios fueron legalmente válidos porque se obtuvieron lícitamente. Se percibió que los datos sobre registro de llamadas no hicieron referencia a lo expresado en conversaciones, razón por la cual no existió vulneración alguna de derechos y garantías constitucionales.

Que ante la resolución del Tribunal de Alzada, la procesada impugnó el mencionado Auto de Vista mediante recurso de casación, con los mismos argumentos expuestos en el recurso de apelación restringida y, cumpliendo con lo establecido por los artículos 416 y 417 del Código de Procedimiento Penal, presentó como precedentes de jurisprudencia los Autos Supremos Nº 97 de 18 de febrero de 2004, Nº 271 de 12 de mayo de 2004, Nº 450 de 19 de agosto de 2004, 322-A de 20 de marzo de 2007, Nº 241 de 6 de julio de 2006, Nº 224 de 3 de julio de 2006, Nº 117 de 20 de abril del 2006 y Auto de Vista de fecha 13 de noviembre de 2007 pronunciado por la Sala Penal Primera de la Corte Superior del Distrito Judicial de Cochabamba los cuales, una vez analizados cuidadosamente, corresponden a hechos diferentes que no tienen relación con las actuaciones procesales correspondientes al caso de autos.

Que efectuado el examen pertinente, se estableció que la resolución emitida por el Tribunal de Alzada fue correcta sin infracción alguna de las disposiciones legales que rigen la materia, sin contradicción alguna con lo expuesto en los Autos Supremos propuestos como precedentes.

POR TANTO: la Sala Penal Segunda de la Corte Suprema de Justicia, en ejercicio de sus atribuciones, en aplicación de la regla contenida en el artículo 418 del Código de Procedimiento Penal, declara INADMISIBLE el recurso de casación interpuesto por Valentina Colque Cruz contra el Auto de Vista emitido el 10 de agosto de 2008 por la Sala Penal Segunda de la Corte Superior del Distrito Judicial de Cochabamba en el proceso seguido contra la recurrente a querella de Arminda España viuda de Arzabe con imputación por comisión del delito de asesinato.

Regístrese, hágase saber y devuélvase.

Firmado:

Presidente: José Luís Baptista Morales

Ministro: Ramiro José Guerrero Peñaranda

Secretaria de Cámara: Valeria Auad Sandi

SALA PENAL SEGUNDA DE LA CORTE SUPREMA DE JUSTICIA DE LA NACION