SALA PENAL SEGUNDA

Auto Supremo Nº 029 Sucre, 28 de enero de 2011

Expediente: Cochabamba 105/2005.

Partes: Maria Antonieta Campos Pinto y Carla Beatriz Collazos Rodríguez c/ Ramiro Edilberto Tordoya Rivas

Delito: Estafa.

Ministro relator: Ramiro José Guerrero Peñaranda.


VISTOS: el recurso de casación presentado por María Antonieta Campos Pinto y Carla Beatriz Collazos Rodríguez el 28 de mayo de 2005 (fojas 819 a 820), contra el Auto de Vista que resuelve el incidente de extinción de la acción penal (fojas 814 a 816), dentro del proceso penal que siguen en contra de Ramiro Edilberto Tordoya Rivas por el delito de estafa, los antecedentes del caso, y;

CONSIDERANDO: que tramitado el proceso penal, según las reglas del antiguo sistema procesal penal, se tienen los siguientes antecedentes:

1. Tramitado el Juicio en primera instancia, el Juez de Partido Sexto en lo Penal de la ciudad de Cochabamba pronunció sentencia en fecha 18 de marzo de 2003 (fojas 739 a 749), declarando a Ramiro Edilberto Tordoya Rivas autor del delito de estafa, condenándole a la pena de cuatro años de reclusión más costas a la parte civil y al Estado y reparación de daños civiles y perjuicios averiguables en ejecución de sentencia.

2. Emergente del recurso de apelación presentado por el procesado (fojas 755 y 757), la Sala Penal Tercera de la Corte Superior del Distrito Judicial de Cochabamba, de oficio, emitió el Auto de Vista de 21 de abril de 2005 (fojas 814 a 816), que dispuso la extinción de la acción penal disponiendo el archivo de obrados.

3. Las querellantes presentaron recurso de casación en fecha 28 de mayo de 2005 (fojas 819 a 820) contra el mencionado Auto de Vista, fundamentando el mismo en sentido de que la Sala Penal Tercera de la Corte Superior de Cochabamba, en su resolución, sólo tomó en cuenta el tiempo transcurrido sin analizar a dicho efecto las acciones dilatorias ejercitadas por el procesado, solicitando casar el Auto de Vista recurrido y disponer la prosecución del trámite de la presente causa.

CONSIDERANDO: que analizados los motivos invocados en el recurso de casación respecto al Auto de Vista que resuelve la extinción de la acción penal por duración máxima del proceso, corresponde resolver el recurso planteado, de cuyo análisis se arriba a las siguientes conclusiones:

1. La Sala Penal Tercera de la Corte Superior del Distrito Judicial de Cochabamba, asumió competencia en el caso de autos como emergencia del recurso de apelación presentado por el procesado contra la sentencia de primera instancia; sin embargo, el Tribunal de Alzada de oficio se pronunció en relación a la extinción de la acción penal por duración máxima del proceso, declarando la extinción de la acción penal y el consiguiente archivo de obrados.

2. La jurisprudencia emanada de este Tribunal de Justicia en lo que concierne a la competencia de los Jueces y Tribunales para conocer y resolver las solicitudes de extinción de la acción penal como el Auto Supremo Nº 540 de 20 de diciembre de 2005 (y otros como el Auto Supremo Nº 424 de 8 de noviembre de 2005) señala de manera uniforme: "cuando el pedido de extinción de la acción penal se impetra directamente ante el Tribunal de Alzada, la resolución que emita esta autoridad no es susceptible de recurso ulterior, como tampoco admite recurso alguno, el Auto Supremo que resuelva una excepción de extinción de la acción penal estando el proceso en casación".

3. Conforme a los fundamentos señalados precedentemente, el Auto de Vista que resolvió el incidente de extinción de la acción penal no es susceptible de recurso de casación, al no estar previsto en las resoluciones impugnables de casación o nulidad conforme establece el artículo 20 de la Ley de Fianza Juratoria contra la Retardación de Justicia, que modifica el artículo 299 del Código de Procedimiento Penal abrogado y la uniforme jurisprudencia sobre el particular.

En mérito a los fundamentos expuestos precedentemente el recurso de casación interpuesto por María Antonieta Campos y Carla Beatriz Collazos Rodríguez, al no estar previsto en la Ley deviene en improcedente.

POR TANTO: la Sala Penal Segunda de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, de acuerdo en parte con el requerimiento fiscal, en observancia del artículo 272 concordante con el artículo 262 numeral 3) del Código de Procedimiento Civil aplicable por la permisión dispuesta en el artículo 355 del Código de Procedimiento Penal, declara IMPROCEDENTE el recurso de casación planteado por María Antonieta Campos y Carla Beatriz Collazos Rodríguez, con costas y apercibimiento al tribunal de alzada por la concesión del recurso de casación.

Regístrese, hágase saber y devuélvase.

Firmado:

Presidente: José Luís Baptista Morales

Ministro: Ramiro José Guerrero Peñaranda

Secretaria de Cámara: Valeria Auad Sandi

SALA PENAL SEGUNDA DE LA CORTE SUPREMA DE JUSTICIA DE LA NACION