SALA PENAL PRIMERA

AUTO SUPREMO Nº 323/2012

Sucre, 31 de octubre de 2012

EXPEDIENTE: Tarija 223/2012

PARTES PROCESALES: Ministerio Público, Fernanda Cecilia Guevara Cardozo contra Martín Esquivel Quispe.

DELITO: violación de niño, niña o adolescente.

******************************************************************************************************************

VISTOS: El recurso de casación interpuesto por Martín Esquivel Quispe (fs. 179), impugnando el Auto de Vista Nro. 43/2012 emitido el 10 de septiembre de 2012 por la Sala Penal Segunda del Tribunal Departamental de Justicia de Tarija (fs. 173 a 175), en el proceso penal seguido por el Ministerio Público y Fernanda Cecilia Guevara Cardozo contra el recurrente, por la presunta comisión del delito de violación de niño, niña o adolescente agravada, previsto y sancionado por los artículos 308 bis y 310 inc. 4) del Código Penal.

CONSIDERANDO: Que el Tribunal Primero de Sentencia de la capital del Departamento de Tarija, por Sentencia Nro. 21/2011 de 4 de julio de 2011 (fs. 143 a 146), declaró a Martín Esquivel Quispe autor de la comisión del delito de violación de niño, niña o adolescente agravada, condenándolo a la pena privativa de libertad de veinticinco años de presidio sin derecho a indulto, a cumplir en la Cárcel Pública de Morros Blancos de dicha ciudad, con costas a favor del Estado, más pago del resarcimiento civil emergente del delito a ser averiguables en ejecución de sentencia.

Fallo que fue impugnado mediante recurso de apelación restringida, interpuesto por el acusado (fs. 149 a 150), y el Tribunal de Alzada (fs. 173 a 175), declaró dicho recurso sin lugar, confirmando la Sentencia en su integridad, lo que posteriormente dio origen a la presentación del recurso de casación que es caso de autos, en el cual alega lo siguiente:

En Sentencia se viola el principio de duda razonable, toda vez que condenaron al recurrente en base a las declaraciones del menor, su madre y el psicólogo, las que son contradictorias y falsas, porque aquél no violó a otros niños, quienes no tenían signos de violación, lo cual genera duda razonable. Además, el recurrente expresa no haber participado en el hecho delictivo, situación que dice haber acreditado cuando su madre declaró que nunca abandonaba el inmueble, que él nunca se encontraba sólo en su casa y que la habitación de ella es aledaña al mismo.

Asimismo, acusa que se vulneró el principio de la libertad probatoria, limitando su derecho a la defensa, toda vez que los de Sentencia no quisieron recibir las declaraciones de sus testigos, indicando que no eran necesarios. Tampoco dieron lugar a su incidente de nulidad porque la prueba ofrecida no fue suscrita por el recurrente, sino por su abogado, vulnerando el art. 115 de la Constitución Política del Estado y finalmente, las exclusiones probatorias no fueron debidamente valoradas por el tantas veces referido Tribunal de Sentencia.

Concluye, pidiendo se deje sin efecto el fallo motivo del recurso que antecede y se pronuncie nueva resolución dictando a su favor sentencia absolutoria y/o la reposición del juicio, a efecto de hacer valer su sagrado derecho a la defensa y así tener la oportunidad de que sus testigos de descargo presten testimonio.

CONSIDERANDO: Que para la admisibilidad del recurso de casación, resulta menester observar y cumplir con los requisitos establecidos en los arts. 416 y 417 del Código de Procedimiento Penal, los cuales son: 1) Que sea interpuesto contra los Autos de Vista dictados por las Cortes Superiores de Justicia ahora Tribunales Departamentales de Justicia, contrarios a otros precedentes pronunciados por las Cortes Superiores de Justicia ahora Tribunales Departamentales de Justicia o por las Salas Penales de la Corte Suprema de Justicia ahora Tribunal Supremo de Justicia; 2) Que el recurso de casación sea interpuesto dentro de los cinco días siguientes a la notificación con el Auto de Vista impugnado; 3) Señalar en el recurso en términos precisos la contradicción entre el Auto de Vista impugnado y el o los precedentes invocados, demostrando previamente la situación de hecho similar; 4) La invocación del precedente contradictorio a tiempo de la interposición del recurso de apelación restringida, siempre y cuando hubiese interpuesto dicho recurso contra la sentencia por causarle agravio, debiendo acompañar como única prueba admisible copia del recurso de apelación restringida en la que se invocó el precedente.

Ahora bien, respecto al recurso de casación referido líneas arriba, se evidencia que si bien éste fue presentado dentro del plazo legal previsto por el art. 417 del Código de Procedimiento Penal e inicialmente impugna el Auto de Vista Nro. 43/2012, para posteriormente entre sus escasas alegaciones enfocar dicho recurso en la Sentencia, sumado a ello, el no invocar precedente contradictorio, cuyo efecto lógico ocasiona que tampoco señale la presunta contradicción existente entre el precedente extrañado y la resolución impugnada, incumplimiento se encuentra expresamente sancionado con la inadmisibilidad del recurso, al no poderse establecer el sentido jurídico contradictorio, conforme a la previsión establecida en los arts. 416 y 417 del Código de Procedimiento Penal.

Al margen de ello, el recurrente se limita a mencionar tenuemente violación al principio de duda razonable y de libertad probatoria para concluir pidiendo se le haga valer su derecho a la defensa, sin identificar el presunto resultado dañoso o consecuencia procesal ocasionada, restricción o disminución de tal derecho constitucional, cuya relevancia tenga connotaciones previstas en la Constitución Política del Estado, las Convenciones y Tratados Internacionales vigentes y en el Código de Procedimiento Penal, situación que impide a este Tribunal consentir la admisión del recurso de casación analizado bajo la causal excepcional.

POR TANTO: La Sala Penal Primera del Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional de Bolivia, en aplicación del art. 42 num. 1 de la Ley del Órgano Judicial y en aplicación de la disposición contenida en el art. 418 del Código de Procedimiento Penal, declara INADMISIBLE el recurso de casación interpuesto por Martín Esquivel Quispe (fs. 179), impugnando el Auto de Vista Nro. 43/2012 emitido el 10 de septiembre de 2012 por la Sala Penal Segunda del Tribunal Departamental de Justicia de Tarija (fs. 173 a 175), en el proceso penal seguido por el Ministerio Público y Fernanda Cecilia Guevara Cardozo contra el recurrente, por la presunta comisión del delito de violación de niño, niña o adolescente agravada, previsto y sancionado por los artículos 308 bis y 310 inc. 4) del Código Penal.

Regístrese, notifíquese y devuélvase.

FIRMADO: Dr. Fidel Marcos Tordoya Rivas. (Presidente)

Jorge Isaac Von Borries Mendez.

ANTE MÍ. Abog. Sandra Magaly Mendivil Bejarano.

?? ?? ?? ??