SALA PENAL PRIMERA

AUTO SUPREMO: No. 118-I Sucre 30 de marzo de 2006

DISTRITO: La Paz

PARTES : Ángel Zabaleta Tovar c/ Jorge Roberto Alanota Villacorta y

otro Despojo y otro.


VISTOS: el recurso de casación de fojas 116 a 118 vuelta, interpuesto por Ángel Zabaleta Tovar, impugnando el Auto de Vista Nº 291/05 de 4 de noviembre de 2005 de fojas 96 a 97 vlta, pronunciado por la Sala Penal Tercera de la Corte Superior del Distrito Judicial de La Paz, dentro del proceso penal seguido por el recurrente, contra Jorge Roberto Alanoca Villacorta y Jorge Adrián Alanoca Chávez, por los delitos de acción privada de despojo y perturbación de propiedad, previstos en los Arts. 351 y 353 del Código Penal.

CONSIDERANDO: que, para la admisibilidad del recurso de casación se deben cumplir los requisitos formales exigidos en los Arts. 416 y 417 de la Ley Nº 1970, debiendo el recurrente interponer el recurso de casación dentro del plazo de los cinco días de haber sido notificado con el Auto de Vista objeto de la impugnación, precisando hechos similares y estableciendo la contradicción de una o más normas sustantivas o adjetivas, aplicadas en el Auto de Vista impugnado y el precedente invocado.

CONSIDERANDO: que, el Juez Segundo de Sentencia de la ciudad de El Alto, mediante resolución Nº 16/2005 de 6 de abril de 2005, sancionó a los imputados Jorge Roberto Alanoca Villacorta y Jorge Adrián Alanoca Chávez, a dos años de reclusión, por el delito de perturbación de propiedad, previsto en el Art. 353 del Código Penal, al pago de daños y perjuicios a la parte querellante y costas en favor del Estado, a la vez les otorgó el perdón judicial, según el Art. 368 de la Ley Nº 1970, y los absuelve de culpa y pena del delito de despojo.

Resolución que apelada por los imputados Jorge Roberto Alanoca Villacorta y Jorge Adrián Alanoca Chávez, fue resuelta mediante Auto de Vista Nº 291/05, que declaró procedente las cuestiones planteadas en el recurso de apelación restringida y anuló la sentencia Nº 16/05 de fojas 47 a 51, ordenando la reposición del juicio por otro Juez.

CONSIDERANDO: que, Ángel Zabaleta Tovar a fojas 116 a 118 vuelta, interpone recurso de casación, impugnando el Auto de Vista Nº 96 a 97 vuelta; acusando:

1.- Que la resolución impugnada es atentatoria y errada en su apreciación, y que no se pronunció sobre el delito de despojo, cuando en el juicio se han producido los elementos de prueba sobre ese tipo penal, que el Tribunal de Alzada debió haber corregido dichos aspectos y en cuanto a las pruebas judicializadas de descargo, pidió la exclusión, debido a que no tenían relación con la querella, por no reunir los requisitos de los Arts. 161, 216 y 217 de la Ley Nº 1970, al no desvirtuar la acusación.

2.- Que en cuanto a la prueba codificada con PA-2, relativa a la copia legalizada de acta de garantías reciprocas, fue incorporada al juicio observando la ley adjetiva penal, referidas al hecho denunciado. Como precedente contradictorio invoca el Auto Supremo Nº 211 de 27 de junio de 2002 y pide al Supremo Tribunal, admita el recurso y establezca la doctrina legal aplicable, dejando sin efecto el Auto de Vista recurrido.

CONSIDERANDO: que si bien Ángel Zabaleta Tovar interpone el recurso dentro del término de ley y cita como precedente contradictorio el Auto Supremo Nº 211 de fecha 28 de mayo de 2002, éstos versa sobre un proceso penal de asesinato, que siguió el Ministerio Público contra Oscar Ríos Martínez; recurso declarado infundado, conforme el Art. 307 inc. 2) del Código de Pdto. Penal; el que no contradice al caso de autos; y en el otrosí primero del memorial del recurso, cita como precedente contradictorio el Auto Supremo Nº 241 de 27 de junio de 2002, que trata sobre un proceso aduanero, por los delitos de contrabando y encubrimiento, previsto en los Arts. 166 y 178 de la Ley General de Aduanas, proceso que no guarda ninguna relación con el recurso revisado, cuyos tipos penales son diferentes a los delitos contenidos en la querella planteada por el ahora recurrente.

Consiguientemente la falta de cumplimiento de los requisitos formales exigidos por los Arts. 416 y 417 del Código de Procedimiento Penal, privan al Tribunal Supremo, a considerar éste recurso, conforme el Art. 418 del mismo cuerpo legal.

POR TANTO: la Sala Penal Primera de la Corte Suprema de Justicia, en sujeción de los Arts. 59 numeral 1) de la Ley de Organización Judicial y segunda parte del Art. 417 de la Ley 1970, declara INADMISIBLE el recurso de casación formulado por Ángel Zabaleta Tovar de fojas 116 a 118 vuelta.

Regístrese y devuélvase actuados al Tribunal de Alzada.

Fdo. Dr. Jaime Ampuero García.

Dra. Beatriz A. Sandoval de Capobianco.

Sucre 30 de marzo de 2006.

Proveído.- Ruth Burgos Bonilla - Secretaria de Cámara.