SALA   CIVIL   LIQUIDADORA

Auto Supremo: Nº 370

Sucre: 30 de julio de 2013  

Expediente: CH 44 08 S

Proceso: Nulidad de Sentencia

Partes:  Zenón Cabezas Bautista y otro c/ Cristina Quispe Mamani

Distrito: Chuquisaca

Segundo Magistrado Relator: Dr. Javier Medardo Serrano Llanos

VISTOS: el recurso de Nulidad o Casación de fojas 150 a 153, interpuesto por Zenón Cabezas Bautista y otro, contra el Auto de Vista NO 203/2.008 de 23 de mayo de 2008, de fojas 144 a 146 vuelta, emitido por la Sala Civil Primera de la entonces Corte Superior del Distrito Judicial de Chuquisaca, dentro el proceso Ordinario de Nulidad de Sentencia seguido por Zenón Cabezas Bautista y otro contra Cristina Quispe Mamani, la respuesta de fojas 159 a 163, los antecedentes procesales; y,

CONSIDERANDO I:

  1. Que, la Jueza Cuarto de Partido en lo Civil y Comercial de la entonces Corte Superior del Distrito de Chuquisaca, pronuncia la Sentencia NO 106/2.008 de fecha 5 de marzo de 2.008 salientes de fojas 100 a 102 vuelta, en la cual declara la Nulidad de la Sentencia de fecha 15 de marzo de 2.007, emitida por el Juez de Quinto de Instrucción en lo Civil de la Capital, dentro del proceso Ejecutivo seguido por Cristina Quispe Mamani contra Zenón Cabezas Bautista, y Juan Cabezas Vásquez y la nulidad del Auto de Vista pronunciado en fecha 21 de abril de 2.007, por el señor Juez Primero de Partido en lo Civil y Comercial de la Capital, y en consecuencia dispone no ha lugar a la ejecución por falta de fuerza ejecutiva del documento base de la ejecución. Asimismo, declara improbada la excepción perentoria de falta de fuerza ejecutiva opuesta de fojas 22 a 25.

En grado de apelación, deducida por la demandada, la Sala Civil Primera de la entonces Corte Superior del Distrito Judicial de Chuquisaca, mediante Auto de Vista NO 203/2.008 de 23 de mayo, cursante de fojas 144 a 146 vuelta, Revoca la sentencia de 5 de marzo de 2.008, inserta en fojas 100 a 102 vuelta, y parcialmente el Auto Complementario de 18 de marzo de 2.008, de fojas 105 vuelta, en el punto 2, sin costas, en aplicación del artículo 237 parágrafo I numeral 3) del Código de Procedimiento Civil. En consecuencia declara Improbada la demanda de fojas 16 a 18 vuelta por no haberse demostrado la pretensión de los actores, e Improbada la excepción perentoria de falta de acción y derecho de los demandantes, opuesta de fojas 22 a 25, puesto que los actores tienen calidad de demandados dentro del juicio ejecutivo, lo cual les otorga la legitimación para pedir la revisión del proceso ejecutivo, en vía ordinaria.......………………………………............... 2.- Contra el Auto de Vista referido, los demandantes Zenón Cabezas Bautista y Juan Cabezas Vásquez, interponen recurso de casación en la forma y en el fondo, bajo los siguientes argumentos:……………………………………………………………………… 2-1-.-a) La parte recurrente denuncia violación a los artículos 204 parágrafo III, 207, 209 del Código de Procedimiento Civil y el artículo 7 de la Ley de Organización Judicial, refiriendo que el sorteo fue en fecha 17 de mayo de 2.008, y el vocal relator antes de ser designado legalmente, hubiese presentado su proyecto de resolución en fecha 16 de mayo de 2.008, tal cual se evidencia de la representación de puño y letra de la Secretaria-Abogada que estuviese al lado del sello aludido, que resultaría ser ilegal , asimismo la parte recurrente expresa que en el plazo descrito por el artículo 234 parágrafo III del Código de Procedimiento Civil, se debió haber emitido Resolución final de la causa, exista o no disidencia sobre el proyecto de Resolución, estén enfermos o no, o pedir ampliación del plazo de acuerdo a lo establecido en el artículo 207 del Código de Procedimiento Civil, motivo por el cual denuncia que, el Auto de Vista hubiese aplicado falsa y erróneamente lo establecido en dicha resolución.

2.2.- b) La parte recurrente acusa violación de los artículos 494 parágrafo II, 454, 508 del Código Civil, mencionado que el documento cursante de fojas 1 y 2, sería sinalagmático, bilateral imperfecto en su origen, conteniendo obligaciones reciprocas entre las partes suscribientes, para los recurrentes el de asumir la obligación de depositar la suma de Bs. 50.400, hasta el 10 de julio de 2.005, y para la demandada la obligación de pagarles un sueldo mensual y asimismo indicar el número de cuenta abierta, que debió cumplirse en base a lo prescrito en el artículo 454 y en observancia del artículo 494 parágrafo II del Código de Procedimiento Civil y refieren que el Auto de Vista solo hubiese observado los requisitos formales y no en el sustento, en la esencia del contrato condicional, o carácter bilateral y que esa forma errada, hubiera expresado que el referido documento tendría fuerza ejecutiva, acusando también que los vocales recurridos hubiesen interpretado incorrectamente el artículo 291, 1283 del Código Civil y 375 del procedimiento, porque la demandada tendría que haber acreditado la cancelación de sus sueldos por ser un contrato bilateral, lo contrario haría igual inviable o improcedente una demanda ejecutiva, porque el contrato de fojas 1 y 2, no es uno de préstamo que su naturaleza jurídica sería unilateral. Finalmente menciona que en el punto a) se trataría de un recurso de casación en la forma, enmarcado en el artículo 254 numeral 1 al 6 del Código de Procedimiento Civil, solicitando casar disponiendo anular el auto de vista o deliberando en el fondo declarar probada su demanda.

CONSIDERANDO: que, el artículo 252 del Código de Procedimiento Civil, faculta al Juez o Tribunal de casación anular de oficio todo proceso en el que se encontraren infracciones que interesan al orden público; esto, porque en los procesos que llegan a su conocimiento se debe verificar si en ellos se observaron las formas esenciales que hacen eficaz a un proceso de conocimiento y fundamentalmente que las resoluciones que contenga, sean útiles en derecho y guarden la seguridad jurídica que las partes buscan a través de aquel.

Que, dentro del proceso del exordio elevado en Recurso de Casación, se tiene que a fs. 136 vuelta, el 17 de mayo de 2.008, se ha consignado como la fecha del sorteo del presente proceso, situación que consta y se evidencia por el sello y el cargo consignado por la propia secretaria abogada de la Sala Civil Primera de la entonces Corte de Distrito de Chuquisaca. De igual forma cursa en la misma foja (136 vlta.) cargo de presentación en el cual se infiere que; el Vocal Relator (Dr. Alejandro Nava) presentó su Proyecto de Resolución dentro de los 30 días establecidos por ley, (situación que se evidencia por el informe aclarativo elaborado por la abogada secretaria de la Sala salientes a fs. 156). Por otra parte se debe considerar que, la otra Vocal de la Sala Civil Primera Dra. Lilian Paredes, fue disidente en el proyecto de Resolución presentado por el Vocal Relator y por este motivo en fecha 25 de junio de 2.008, (fs. 137) el Vocal Relator (Dr. Alejandro Nava) al existir proyecto alternativo de Resolución, emite decreto convocando al Vocal de Turno de la Sala Civil Segunda (Dr. Armando Cardozo Saravia), para dirimir la disidencia.

Ahora bien, de fojas 144 a 146 vuelta, cursa el Auto de Vista objeto del presente Recurso de Casación, el cual data de fecha 23 de mayo de 2.008, y en él mismo se puede evidenciar a simple vista que, en todas las fojas, se encuentra consignada y estampada la firma del Vocal Armando Cardozo Saravia, quién fuera convocado el 25 de junio de 2.008 (fs.137), es decir que primero se estampa y consigna la firma y rúbricas del Vocal de la otra Sala (en el Auto de Vista) y segundo, UN (1) MES Y DOS (2) DÍAS DESPUÉS DE EMITIDO EL AUTO DE VISTA, RECIÉN SE LO CONVOCA para resolver la disidencia de criterios, situación que no puede pasar desapercibida por este Tribunal, teniendo en cuenta que, el artículo 90 del Código de Procedimiento Civil, de manera imperativa señala que: "la normas procesales son de orden público y por tanto de cumplimiento obligatorio.

En estas circunstancias, también se debe considerar que, el plazo de 30 días consignados en el Art. 204-III), del Código de Procedimiento Civil, otorgado por ley, al Vocal Relator (Dr. Alejandro Nava) para elaborar su proyecto de Resolución y hacerlo firmar con sus colegas vocales, YA ERA EXTEMPORÁNEO en la fecha en que el mismo vocal, emitió el decreto de convocatoria (25 de junio de 2.008), al vocal de turno de la Sala Civil Segunda, pues el plazo de los 30 días ya había transcurrido de sobremanera, teniendo en cuenta que la fecha del sorteo data del 17 de mayo de 2.008, y la fecha del Auto de Vista data del 23 de mayo de 2.008, y la fecha del decreto de convocatoria al Vocal de la Civil Segunda data del 25 de iunio 2.008, (nótese que se convoca al vocal de la Sala Civil 2a cuando ya había salido el auto de vista). De donde se evidencia que el Vocal Relator ya había perdido competencia conforme al artículo 208 y 209 Código de Procedimiento Civil, mucho más si se tiene en cuenta que; el plazo para elaborar Resolución solo se suspende por la vacación judicial, lo cual no ha ocurrido en el caso de autos.

Debido a que ese tipo de resoluciones comprometen seriamente las formas esenciales del proceso, corresponde prestar atención a la preceptiva mencionada precedentemente, tomando en cuenta que las reglas procesales son de orden público y de observancia obligatoria como lo manda imperativamente el artículo 90 parágrafo I del Código de Procedimiento Civil, y por consiguiente aplicar lo dispuesto en los artículos 252, 275 con relación al inciso 3) del art. 271, todos del mencionado Código Adjetivo Civil, de aplicación inexcusable por la garantía al debido proceso.

POR TANTO: la Sala Civil Liquidadora del Tribunal Supremo de Justicia, con la facultad conferida por el artículo 42 numeral 1 y disposición transitoria octava de la Ley del Órgano Judicial, ANULA obrados hasta fojas 144 inclusive, ordenándose al Tribunal de alzada que previo sorteo, sin espera de turno dicte nuevo auto de vista atendiendo a lo dispuesto en el presente Auto Supremo.

Siendo inexcusable el error en que han incurrido los Vocales signatarios del auto vista impugnado, se les impone multa de 200 Bolivianos a cada uno de ellos.

Cumpliendo lo previsto por el artículo 17-IV de la Ley del Órgano Judicial comuníquese la presente decisión al Consejo de la Magistratura a los fines de ley.

Primera Magistrada Relatora Dra. Ana Adela Quispe Cuba de cuyo proyecto fue disidente el Magistrado Dr. Javier Medardo Serrano Llanos, con cuya disidencia estuvo de acuerdo la Magistrada Dra. Elisa Sánchez Mamani.

Regístrese, notifíquese y devuélvase.

Fdo. Dr. Javier M. Serrano Llanos

Fdo. Dra. Elisa Sánchez Mamani

Fdo. Dra. Ana Adela Quispe Cuba

Libro de Tomas de Razón 370/2013