SALA   CIVIL   LIQUIDADORA

Auto Supremo: Nº 18

Sucre: 22 de febrero de 2013  

Expediente: LP 4 08 - S

Proceso: Mejor derecho de propiedad, reivindicación y otros.

Partes: Gobierno Municipal de la ciudad de La Paz c/ Roberto Quispe López y otra.

Distrito: La Paz

Magistrada Relatora: Dra. Elisa Sánchez Mamani

__________________________________________________________________________


VISTOS: El recurso de casación de fojas 248 a 250, interpuesto por el Gobierno Municipal de la ciudad de La Paz, contra el Auto de Vista Nº REV - 304 de 31 de agosto de 2007, dictado por la Sala Civil Primera de la entonces Corte Superior del Distrito Judicial de La Paz, en el proceso ordinario de mejor derecho de propiedad, reivindicación, acción negatoria, cancelación de partida y pago de daños y perjuicios, seguido por la entidad recurrente contra Roberto Quispe López y Julia Lucana de Quispe, la respuesta de fojas 254 a 255,  el auto concesorio de fojas 258, los antecedentes procesales; y:

CONSIDERANDO I:

ANTECEDENTES DEL PROCESO.-

Que, tramitada la causa de referencia, el Juez Quinto de Partido en lo Civil y Comercial de la ciudad de La Paz, pronunció la Sentencia Nº 615 de 29 de noviembre de 2006, cursante de fojas 181 a 183 vuelta, declarando improbada la demanda de fojas 12 a 15 de obrados debiendo elevarse en consulta conforme el artículo 197 del Procedimiento Civil.

En grado de apelación, la Sala Civil Primera de la entonces Corte Superior del Distrito Judicial de La Paz, mediante Auto de Vista Nº REV - 304 de 31 de agosto de 2007, cursante de fojas 233 a 235, confirmó la sentencia apelada de fojas 181 a 183 vuelta, conforme a lo previsto por el artículo 237-1-1) y 197 del Código de Procedimiento Civil.

Contra el fallo de segunda instancia, el Gobierno Municipal de La Paz, por memorial de fojas 248 a 250, interpuso recurso de casación en la forma.

CONSIDERANDO II:

DE LOS FUNDAMENTOS DE LA IMPUGNACIÓN.-

La entidad recurrente denuncia que, el auto de vista recurrido y su auto complementario, incumplen lo establecido por el artículo 236 del Código de Procedimiento Civil violando el debido proceso; indica que, el auto de vista si bien hace una transcripción de agravios, únicamente los menciona, sin una consideración especifica, tal como ocurre con la denuncia del derecho propietario temporal que emerge de una sentencia sobre un proceso interdicto de adquirir la posesión, la cual constituye sólo cosa juzgada formal; así como, el informe de la Asesora Jurídica del O.M.G.T, el cual no puede considerarse como punto fundamental de probanza sino tan sólo como una mera opinión o criterio profesional.

Finaliza el recurso de casación en la forma, solicitando al tribunal de casación en base a los artículos 236, 250, 254 4), 271 3) y 252 del Código de Procedimiento Civil, se disponga la nulidad del auto de vista recurrido y su auto complementario, ordenando se dicte una nueva resolución y sea con los recaudos de rigor.

CONSIDERANDO III:

DE LOS FUNDAMENTOS DE LA RESOLUCIÓN.-

El vicio de incongruencia, constituye un defecto procesal o error "in procedendo" que se sanciona con la anulación de obrados, al constituir violación a las formas esenciales del proceso, como ocurre al dictarse resoluciones "citra petita", situación que se da cuando se deja de resolver sobre algo pedido, o lo que es lo mismo, cuando no se ha pronunciado sobre una de las pretensiones deducidas en el proceso y reclamadas oportunamente ante los tribunales inferiores, como establece el artículo 254 - 4), con relación al artículo 275 del Código adjetivo civil; en apelación, puede darse esta incongruencia cuando el ad quem omite considerar y resolver aspectos importantes que la parte hizo valer ante el juez de origen y que oportunamente los denunció al momento de interponer el recurso de apelación, por ende, el auto de vista es "citra petita", por haberse infringido el artículo 236 del Código de Procedimiento Civil.

La norma establecida por el artículo 236 del Código de Procedimiento Civil, discurre en el sentido de que la resolución de segunda instancia debe circunscribirse a los puntos resueltos por el inferior y que hubieren sido objeto de apelación y fundamentación conforme lo dispuesto por el artículo 227 del citado procedimiento, consagra el principio normativo de congruencia, según el cual la resolución judicial debe ser exacta, precisa y relacionada con la pretensión oportunamente deducida en el pleito, constituyéndose el límite de la potestad jurisdiccional del juzgador, puesto que el contenido de sus resoluciones se encuentran delimitados de acuerdo al sentido y alcance de las peticiones de las partes, a fin de que exista identidad entre la pretensión planteada y lo resuelto por el juzgador.

Bajo el contexto legal señalado precedentemente, en virtud a la denuncia de violación del artículo 236 del Código de Procedimiento Civil, de la revisión del auto de vista recurrido cursante de fojas 233 a 235, se evidencia que los vocales miembros del tribunal de apelación han dado cumplimiento al principio de pertinencia impuesto por el artículo referido supra, al  haber respondido a todos y cada uno de los agravios contenidos en el recurso de apelación de fojas 212 a 214 vuelta, en especial aquellos que la entidad recurrente alega como omitidos los cuales no solo se encuentran mencionados sino también contrastados y respondidos en el considerando III puntos 4 y 5 de la resolución impugnada, de ahí que, estas supuestas omisiones no fueron motivo de reclamo en la solicitud de complementación y enmienda de fojas 240 a 242, pero además el tribunal ad quem en virtud a la facultad otorgada por el artículo 197 del Código de Procedimiento Civil, ha efectuado una revisión integral del proceso,  efectuado un análisis y pronunciamiento sobre la valoración de la prueba realizada por el juez a quo, contrastándola no sólo con la aplicación del  derecho, sino también con referencia a los elementos fácticos debatidos en el proceso o que han sido objeto de prueba practicada en primera instancia y sobre ella emitir una resolución debidamente motivada, señalando de manera expresa cuales son las pruebas de cargo o descargo que son tomadas en cuenta y cuales no resultan pertinentes al objeto de la pretensión.

Por lo expuesto y no siendo evidentes las infracciones acusadas en el recurso, corresponde a este Tribunal la aplicación de los artículos 271-2) y 273 del Código Adjetivo Civil.

POR TANTO: La Sala Civil Liquidadora del Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional de Bolivia, con la facultad conferida por la disposición transitoria octava, artículo 42 - I - 1) de la Ley Nº 025 del Órgano Judicial de 24 de junio del 2010, así como del parágrafo II del artículo 8 de la Ley 212 de Transición del Órgano Judicial, declara INFUNDADO el recurso de casación en la forma de fojas 248 a 250, interpuesto el Gobierno Municipal de la ciudad de La Paz. Sin costas.

Regístrese, notifíquese y devuélvase.

Fdo. Dr. Javier M. Serrano Llanos

Fdo. Dra. Elisa Sánchez Mamani

Fdo. Dra. Ana Adela Quispe Cuba

Ante Mi.- Abog. Jose Luis Miranda Quilo Secretario de Sala

Libro Tomas de Razón  18/2013