Num. 4

S A L A C I V I L L I Q U I D A D O R A

Auto Supremo: Nº 4

Sucre: 08 de marzo de 2012

Expediente: LP-147-11-S

Partes: Walter Lopez Valenzuela C/ Aguas del Illimani S.A.

Distrito: La Paz


VISTOS: El recurso de compulsa de fs. 65 a 67 interpuesto por Walter López Valenzuela contra el Auto Interlocutorio que deniega la concesión del recurso de casación interpuesto por el compulsante, pronunciado por la Sala Civil Segunda de la R. Corte Superior del Distrito Judicial de La Paz, dentro del proceso ordinario seguido por el compulsante contra Aguas del Illimani S.A. (EPSAS S.A.); los antecedentes venidos en testimonio; y,

CONSIDERANDO: Que, en apelación, la Sala Civil Segunda de la R. Corte Superior de Justicia de La Paz pronunció el Auto de Vista Nº 472/11 de 23 de septiembre de 2011, cursante de fs. 5 y vuelta del testimonio, confirmando el Auto apelado emitido por el Juez Octavo de Partido en lo Civil y Comercial de la ciudad de La Paz.

Contra aquella resolución de vista, Walter López Valenzuela interpuso recurso de casación a fs. 22 a 24, el mismo que fue denegado por el Tribunal de alzada mediante Auto de 18 de noviembre de 2011, cuya fotocopia legalizada cursa a fs. 28, con el fundamento que el Auto de Vista recurrido no se halla comprendido en ninguno de los casos señalados por el art. 255 del Procedimiento Civil, además por expresa determinación del art. 518 del Código de Procedimiento Civil que previene que las resoluciones dictadas en ejecución de sentencia pueden ser apeladas solo en el efecto devolutivo, sin recurso ulterior.

El compulsante en su recurso sostiene que es ilegal e indebida la negativa del Recurso de Casación, porque sus representados tendrían el legitimo derecho de pedir en ejecución de sentencia el pago de Costas Procesales, en el que se encuentra el pago de honorarios de Abogado, amparando su recurso en el art. 284 del Código de Procedimiento Civil, concluye solicitando se declare LEGAL EL RECURSO DE COMPULSA, ordenando se expida la Provisión Compulsoria a efecto de tramitarse el recurso de Casación.

CONSIDERANDO: Que, no obstante las imprecisiones del compulsante al invocar indebidamente la normativa Adjetiva Civil, así como la omisión en que incurre al no puntualizar en cuál de las causales de procedencia del recurso de casación previstas en el art. 255 del Código de Procedimiento Civil, enmarca la resolución impugnada, o cuál es la norma que así lo dispone, se pasa a resolver tomando en cuenta el cuaderno compulsorio.

Que, el recurso de compulsa está abierto para determinar si la negativa de una impugnación es correcta o incorrecta, en el presente caso del recurso de casación, sólo a ese fin se abre la competencia del Tribunal Supremo.

Que, el Tribunal de segunda instancia sólo puede negar la concesión del recurso de casación en los casos previstos por el art. 262 del Código de Procedimiento Civil, es decir: 1) Cuando se hubiere interpuesto el recurso después de vencido el término, 2) Cuando pudiendo haber apelado no se hubiere hecho uso de ese recurso ordinario, y 3) Cuando el recurso no se encuentre previsto en los casos señalados por el art. 255, éste último incorporado por el art. 26 de la Ley No. 1760.

Que, el Auto de Vista pronunciado por la Sala Civil Segunda de la R. Corte Superior de Justicia de La Paz, evidentemente no está comprendido en ninguno de los casos señalados por el art. 255 del Adjetivo Civil, por tratarse de un Auto de Vista que resuelve la apelación interpuesta contra un Auto Interlocutorio que no es susceptible de impugnación extraordinaria, es decir, el Auto de Vista emitido no está inmerso en ninguna de las causales de procedencia del recurso de casación, establecidas en el art. 255 del Código de Procedimiento Civil, en atención a que la resolución impugnada no trata de una sentencia definitiva, no pone fin al litigio, no define una declinatoria de jurisdicción, tampoco decide una excepción de incompetencia y menos anula el proceso.

En consecuencia, la negativa de concesión de la impugnación extraordinaria dispuesta por el Tribunal Ad quem se ajusta plenamente a la normativa Adjetiva Civil invocada, por lo que corresponde aplicar con pertinencia lo establecido por el art. 287 del Código de Procedimiento Civil.

POR TANTO: La Sala Civil Liquidadora del Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional, con la facultad conferida por la Disposición Transitoria octava de la Ley Nº 025 Ley del Órgano Judicial, así como el Parag. II del art. 8 de la Ley 212 Ley de Transición del Órgano Judicial, declara ILEGAL la compulsa de fs. 65 a 67, interpuesto por Walter López Valenzuela por la Asociación de Co-propietarios del Edificio Orión, con costas y multa a la compulsante.

Se regula la multa en el equivalente a tres días del haber que percibe el juez que tramitó el proceso, conforme al Arancel de Multas Procesales del Consejo de la Judicatura, cuyo pago mandará hacer efectivo el Tribunal de alzada a favor del Tesoro Judicial.

Regístrese, notifíquese y devuélvase.

Fdo. Dr. Javier M. Serrano Llanos

Fdo. Dra. Elisa Sánchez Mamani

Fdo. Dra. Ana Adela Quispe Cuba

Ante Mi.- Abog. Freddy H. Rodríguez Machicado Secretario de Sala

Libro Tomas de Razón 4/2012