SALA CIVIL SEGUNDA

AUTO SUPREMO: No 62 Sucre, 26 de octubre de 2004

DISTRITO: Cochabamba. PROCESO: Ordinario (Divorcio

Doble).

PARTES: Cinthia Maria del Carmen Miranda Maldonado c/ Arturo Humberto.

Torrico Sánchez.

MINISTRA RELATORA: Dra. Nelly De La Cruz de Palomeque.

>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>

VISTOS: El recurso de casación cursante de fs. 328 - 329 interpuesto por Arturo Humberto Torrico Sánchez mediante su apoderado Gustavo Guaman Omonte contra el Auto de Vista de fs. 325 -325 vta., dictado por la Sala Civil Primera de la R. Corte Superior de Justicia del Distrito Judicial de Cochabamba en fecha 1ro de agosto de 2003, dentro del proceso ordinario doble de divorcio seguido por Cinthia María del Carmen Miranda Maldonado contra el recurrente, la respuesta de fs. 333-333 vta., el auto de concesión de fs.334, el dictamen del Ministerio Público de fs.338, los antecedentes del proceso, y

CONSIDERANDO: Que a fs.245-246 corre la sentencia dictada por el Juez de Partido Primero de Familia de la ciudad de Cochabamba a través de la cual se declara probada la demanda principal y la reconvencional planteada por el demandado y disuelto el matrimonio entre los litigantes, disponiéndose a cerca de la tenencia de las hijas menores de edad a favor de la madre y de la asistencia familiar a cargo del obligado Arturo Humberto Torrico Sánchez.

Fallo de primera instancia que es objeto de apelación por parte del demandado, y en cuyo conocimiento el tribunal ad quem aplicando la norma del art. 237 del Código de Procedimiento Civil determina confirmar la sentencia apelada.

Que dicho Auto de Vista motiva se interponga el presente recurso extraordinario de casación por parte del obligado Arturo Humberto Torrico Sánchez que abre la competencia del Tribunal Supremo para cumplir con el análisis que continúa en el siguiente considerando.

CONSIDERANDO: El recurso de casación, sin especificación de su

calidad si es en el fondo, en la forma o en ambos, centra su atención en argumentar acerca de las posibilidades del recurrente para tener bajo su guarda a sus hijas menores frente a la falta de tiempo y posibilidades económicas de la madre para prestarles la debida atención, sobre todo incide en resaltar la carencia económica por la que viene atravesando y que justifica su solicitud de que se le exonere del pago de las pensiones que le fijaron en favor de sus hijas por las instancias anteriores, concluyendo en pedir que se case parcialmente el Auto de Vista impugnado y se disponga la tutela y custodia de las hijas en su favor, siempre en la perspectiva de que el cumplimiento de la obligación alimentaria corra a su cargo con la tenencia de las menores o lograr su exoneración.

CONSIDERANDO: Que es abundante la legislación a favor del reconocimiento y protección de los derechos de los hijos menores de edad, como ser: Constitución Política del Estado arts. 193 y siguientes; Ley Nº 2026 Código del Niño, Niña y Adolescente; Ley Nº 996 de 4 de abril de 1988 Código de Familia y Convención sobre los Derechos del Niño de 20 de noviembre de 1989 reconocida como Ley de la República Nº 1152 en 14 de mayo de 1990.

Que con referencia a la asistencia familiar se ha sentado jurisprudencia en sentido de que las resoluciones que se adoptan son revisables en cualquier tiempo porque no adquieren firmeza e inmovilidad en sujeción al art. 148 concordante con el 147 del Código de Familia y el art. 69 -IV de la Ley Nº 1760 de 28 de febrero de 1997, razón por la cual no es recurrible de casación y no corresponde su admisión.

Con tales razonamientos se ve por conveniente aplicar la normativa del art. 271 - 1) del Código de Procedimiento Civil.

POR TANTO: La Sala Civil Segunda de la Excelentísima Corte Suprema de Justicia de la Nación en uso de la facultad que le confiere el numeral 1) del art. 58 de la Ley de Organización Judicial y de conformidad con el dictamen de fs.338 del Fiscal General de la República, declara IMPROCEDENTE el recurso de casación de fs. 328 - 329, con costas.

Se regula honorario profesional de abogado en la suma de bs. 500.- que mandará hacer efectivo el Tribunal ad quem.

Relatora: Ministra Dra. Nelly De La Cruz de Palomeque.

Regístrese y devuélvase.

Firmado: Dra. Nelly De La Cruz de Palomeque.

Dr. Gonzalo Castellanos Trigo.

Proveído: Sucre, 26 de octubre de 2004

Ma. Del Rosario Vilar G.

Secretaria de Cámara de la Sala Civil Segunda

?? ?? ?? ??