TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

                                                               SALA CIVIL


Auto Supremo:453/2014

Sucre: 21 de agosto2014                        

Expediente: P-6-14-A

Partes: Fuerza Aérea Boliviana-VI Brigada Aérea. c/Severo Edmundo

Rodríguez Quiroga y Rene Rosas Matienzo.

Proceso: Nulidad de escritura pública.

Distrito: Pando.

VISTOS:El recurso de casación en el fondo interpuesto por Daen Carol Roca Rojas de fs. 187 a 191, impugnando el Auto de Vista Nº 20/2014 de fecha 04 de febrero del 2014, pronunciado por la Sala Civil, Familiar, Social del Niño Niña y Adolescente  del Tribunal Departamental de Justicia de Pando, dentro del proceso ordinario de nulidad de escritura pública  seguido porla Fuerza Aérea Boliviana VI Brigada Aérea contra Severo Edmundo Rodríguez Quiroga y René Rosas Matienzo, los antecedentes del proceso, Auto de concesión de fs. 195 vta.; y,

CONSIDERANDO I:

ANTECEDENTES DEL PROCESO:

Que, el Juez de Partido Segundo de Partido en lo Civil de la ciudad de Cobija, emitió Auto Definitivo Nº 349/2012 de fecha 17 de septiembre de 2012, cursante de fs.113 a 115 vta., declarando improbadas las excepciones de incapacidad o impersonería en el demandante o su apoderado, Litis pendencia y cosa juzgada opuesta Rene Rosas Matienzo, improbada la excepción de impersonería en el apoderado interpuesta por Edmundo Rodríguez y Rene Rosas y probada la excepción de cosa juzgada opuesta por el demandado Severo Edmundo Rodríguez Quiroga, sin costas.

Auto Definitivo que es apelado por el representante legal de la Fuerza Aérea Boliviana VI Brigada Aéreay que fue resuelta por la Sala Civil Familiar, Social del Niño Niña y Adolescente del Tribunal Departamental de Justicia de Pando, mediante Auto de Vista Nº20/2014 de fecha 04 de

febrero de 2014, cursante de fs. 178 a179 y vta., que confirma la resolución recurrida.

Resolución de alzada que dio lugar al recurso de casación en el fondo interpuesto por Daen Carol Roca Rojas en representación de la Fuerza Aérea Boliviana VI Brigada Aérea.

CONSIDERANDO II:

HECHOS QUE MOTIVAN LA IMPUGNACIÓN:

En el fondo

1.-Acusa violación, interpretación errónea o aplicación indebida de la ley, debido a que en el presente proceso no concurrirían los presupuestos de cosa juzgada como erradamente concluyó el Tribunal de Alzada, para luego transcribir partes de dicha resolución, refiriendo en lo sustancial que en aquel proceso de nulidad de donación que siguió Edmundo Rodríguez contra el Grupo Aéreo “64” fue buscando la recuperación de 38 hectáreas, en cambio el presente proceso busca la nulidad de transferencia que hizo Edmundo Rodríguez a favor de René Rosas Matienzo, siendo la causa de ambos proceso distintos.

Que, tampoco concurren la identidad de objeto, debido a que en aquel proceso se busca la reivindicación y entrega de 38 hectáreas de terreno, terreno que también comprende calles, avenidas, centros de salud y otros, que fueron expropiados por el Municipio de Cobija, en cambio con el presente proceso tiene por objeto y finalidad la nulidad de la escritura pública por el que Edmundo Rodríguez transfirió 7.751,49 m2 a favor de Rene Rosas Matienzo, cuando la institución recurrente probó documentalmente que el predio transferido es de su exclusiva propiedad,por haberla adquirido de Martha Azevedo Vda. de Saucedo,  vulnerando lo previsto por los arts. 1289 y 1286 del Código Civil.

Acusa asimismo que tampoco concurre la identidad de sujetos, debido a que en el proceso de nulidad de donación Edmundo Rodríguez intervino como demandante y ahora ostenta la calidad de demandado, de igual modo refiere que en aquella causa se demandó a la Fuerza Aérea Boliviana y el presente proceso es sustanciada por la Fuerza Aérea Boliviana-VI Brigada Aérea, al margen que también interviene una tercera persona como demandado refiriéndose a Rene Rosas Matienzo.


2.- Argumenta que la SalaCivil, Social, Familiar, Niño, Niña y Adolescente del Tribunal Departamental de Pando,resolviendo una apelación sobre cosa juzgada emergente del proceso de usucapión instaurado por la Fuerza Aérea Boliviana contra Edmundo Rodríguez y René Rosas Matienzo,revocó la resolución asumida por el Juez de instancia que había declarado probada la misma, declarándose infundado ante la interposición de recurso de casación, sin embargo contradictoriamente, en el presente proceso con iguales fundamentos confirma la resolución de primera instancia, cuando debió revocarla como en aquella ocasión, motivo por el cual acusa la vulneración del derecho a la defensa, a la seguridad jurídica, así como lo dispuesto por el art. 339-II de la Constitución Política del Estado.

Concluye solicitando se case la Resolución recurrida, revocando la decisión asumida por el Tribunal de grado.

CONSIDERANDO III:

FUNDAMENTOS DE LA RESOLUCIÓN:

En el fondo:

Con relación al primer agravio, denunciando la supuesta violación, interpretación errónea o aplicación indebida de la ley, debido a la inconcurrencia de los presupuestos que hacen a lacosa juzgada opuesta por los demandados,al respecto, previamente corresponde realizar algunas puntualizaciones, en ese entendido,en términos generales diremos que la excepción de cosa juzgada es procedente cuando ha recaído sentencia firmerespecto a una pretensión anteriormente substanciada entre las mismas partes y por la misma causa y objeto, es decir que la excepción de cosa juzgada, se entiende como “autoridad y eficacia de una sentencia judicial cuando no existen contra ellas medios de impugnación que permiten modificarla”, debiendo concurrir ciertos requisitos para su procedencia, tal como refiere el doctrinario Hugo Alsina, quien identifica tres elementos importantes para la procedencia de esta figura jurídica: “La inmutabilidad de la Sentencia que la cosa juzgada amparada, está condicionada por la exigencia de que la acción a la cual se opone sea la misma que motivó el pronunciamiento. Este proceso de identificación se hace por la comparación de los elementos de ambas acciones, y la excepción de cosa juzgada procederá cuando en ellas coincidan: 1) los sujetos, 2) el objeto, 3) la causa, bastando que una sola de ellas difiera para que la excepción sea improcedente”. Por su parte nuestra legislación ha recogido dicho instituto en el art. 1319 del Código Civil, estableciéndose la existencia de ciertos requisitos que necesariamente deben cumplirse: 1) Identidad legal de personas que consiste en la identidad que debe presentarse en las personas, entre la nueva demanda y la anteriormente resuelta. 2) Identidad de la cosa pedida, para que exista identidad de cosa pedida es necesario que entre el primer proceso y el segundo tengan un mismo objeto, el objeto del proceso se suele definir como “el beneficio jurídico que en él se reclama”. Y por último 3) identidad de causa de pedir, la ley lo define como “el fundamento inmediato del derecho deducido en el juicio”, no debiendo confundirse con el objeto del pleito, ya que en dos procesos puede pedirse el mismo objeto, pero por causas diferentes, la causa de pedir será el generador  del mismo.

De lo referido concluimos que ante la excepción de cosa juzgada, se hace necesario que el juzgador conozca que un litigio anterior fue resuelto mediante sentencia firme sobre el asunto que se le pone de manifiesto, demostrando plenamente la existencia de la triple identidad de “partes”, “causa” y “objeto”, triada a la que se refiere el art. 1319 del Código Civil.

En el caso de Autos, el demandado Rene Rosas Matienzo a tiempo de responder en forma negativa a la demanda opuso excepciones previas de  incapacidad e impersonería del apoderado de la entidad demandante, litispendencia y cosa juzgada, de la misma forma Severo Edmundo Rodríguez a través de su apoderada opuso excepciones previas de impersonería en el demandante y cosa juzgada, adjuntado al efecto la documental de fs. 78 a 92, que da cuenta de la existencia de un proceso ordinario de nulidad de escritura pública de donación, reivindicación, desocupación y entrega de terrenosseguido a instancias de Severo Edmundo Rodríguez contra el Grupo Aéreo 64, pretendiendo la reivindicación de 38 hectáreas con 2.812 m2, sustanciado ante el Juzgado de Partido en lo Civil de la ciudad de Cobija, proceso que concluyó con la Sentencia Nº 14/2002 de fecha 28 de febrero de 2002, por la que declaró probada la demanda de nulidad de escritura pública de donación sobre el terreno de 38 Has, con 2812 m2 otorgada por Edmundo Rodríguez Quiroga a favor del Grupo Aéreo 52 (ahora 64), debiéndose reivindicar los terrenos al demandante. Resolución que fue objeto de recurso de apelación, en mérito a la cual la Sala Civil del Tribunal Departamental de Justicia de Pando, por Auto de Vista Nº 40 de fecha 20 de septiembre de 2002, confirmó la sentencia de primera instancia, última resolución que mereció la interposición de recurso de casación que fue declarado infundado por la entonces Corte Suprema de Justicia de la Nación.

Sobre los antecedentes referidos, el Juez A quo, por Auto definitivo Nº 349 de fecha 17 de septiembre de 2012, cursante de fs. 113 a 115 vta., declaró probada la excepción de cosa juzgada interpuesta por Severo Edmundo Rodríguez a través de su apoderada de fs. 104 a 106 vta., resolución que fue confirmada por Auto de Vista Nº 20 de fecha 4 de febrero de 2014, por considerar que dentro de aquel proceso y el actual concurren los elementos que se requieren para la cosa juzgada como excepción, debido a que en ambos procesos existe identidad de causa, objeto y partes, con la aclaraciónde que a Rene Rosas Matienzo le llega tambiénlos efectos de la resolución del primer proceso subsidiariamente, ya que figura como comprador de un bien que fuera resuelto en todas sus instancias.

Conforme los antecedentes y lo alegado por el recurrente corresponde analizar si concurren los presupuestos que hacen a la cosa juzgada, en ese orden respecto a las partes o sujetos procesales se tiene que en aquel proceso la demanda se sustancio a instancia de Severo Edmundo Rodríguez en contra el Grupo Aéreo 64 y que el presente proceso lo sustancia como demandante la Fuerza Aérea Boliviana VI Brigada Aérea contra Severo Edmundo Rodríguez y Rene Rosas Matienzo, al respecto en primer término cabe referir que no cuenta con ninguna incidencia o relevancia que las partes que intervinieron en aquel como el presente proceso hayan tenido la calidad de demandantes o demandados, por cuanto lo esencial es que hayan participado en ambos procesos. Con relación a queen aquel el proceso de nulidad de donación se hubiera demandado ala Fuerza Aérea Boliviana sin embargo la presente demanda es sustentada por la Fuerza Aérea Boliviana VI Brigada Aérea, al respecto debe tomarse en cuenta que dicha unidad militar en esencia constituye parte integrante de la Fuerza Aérea Boliviana, conforme se advierte de su misma denominación,por consiguiente las partes que intervinieron en aquel proceso como en el presente son las mismas.

Con relación a la intervención de una tercera persona que no actuó en aquel proceso, se tiene que Severo Edmundo Rodríguez por escrituras públicas Nº 1391 de fecha 29 de octubre de 2011, transfirió a favor de René Rosas Matienzo una extensión de terreno de 7.751,49 m2, la cual se encuentra inscrita ante oficina de Derechos Reales, y siendo que el presente proceso justamente se pretende la nulidad de esta transferencia es lógica su comparecencia, debido a que su derecho propietario deriva del derecho que fuera consolidado a favor de su vendedor, conforme prevé el art. 194 del Código de Procedimiento Civil.

En cuanto al objeto del proceso, se tiene que en aquel proceso se demandó la nulidad de donación de 38 hectáreas 812m2 de terreno, y en el presente se demanda la nulidad de transferencia de terreno de 7.751,49 m2 que hubiera realizado Severo Edmundo Rodríguez a favor de René Rosas, presumiendo el Tribunal Ad quem que estos 7.751,49 m2 se encontrarían dentro de las 38 hectáreas a ser reivindicadas a favor de Severo Edmundo Rodríguez, quien con ese derecho propietario dispuso parte del mismo a favor de René Rosas Matienzo, sin embargo esta presunción que realizaron los de instancia, en sentido de que los 7.751,49 m2 se encontrarían dentro de las 38 hectáreas que debe ser reivindicadas por las Fuerzas Armadas de Bolivia (Grupo Aéreo 64) a favor del señor Severo Edmundo Rodríguez Quiroga, debe ser averiguado en la sustanciación del proceso conforme a las pruebas que aporten las partes para el efecto.

En cuanto al elemento “causa”, en el primer proceso se invoca nulidad de donación contenida en la Escritura Pública de fecha 04 de marzo de 1987, debido a que hubiera existido engaño, fraude o falta de consentimiento que dice haber sufrido el demandante (ahora demandado) a tiempo de suscribir dicha minuta de transferencia de 38 hectáreas con  2.812 m2, a favor del Grupo Aéreo 64, es decir dicha nulidad está referida a aspectos que tienen que ver con la formación y validez de los contratos; en cambio el presente proceso tiene por  pretensión la nulidad de la escritura pública Nº 1391 de fecha 29 de octubre de 2011, por el cual Severo Edmundo Rodríguez hubiera transferido a favor de Rene Rosas Matienzo el terreno de 7.751,49 m2, sin tener la titularidad del terreno, debido a que el inmueble objeto de Litis hubiera sido adquirido por la Fuerza Aérea Boliviana de Martha Azevedo Vda. de Saucedo, en fecha el 31 de mayo de 2005, el cual se encontraría registrado en Derechos Reales.

Al respecto y de la revisión de obrados, se advierte que la Fuerza Aérea Boliviana VI Brigada Aérea a tiempo de interponer su demanda adjunta en calidad de prueba, testimonio de propiedad 234/2005 de fecha 31 de mayo de 2005, por el cual sería propietaria de un lote de terreno ubicado en la zona Santa Clara, Av. José Manuel Pando, distrito 05, manzana 59, predio 01, con una superficie total de 7.751,49 m2, que fuera adquirido en calidad de transferencia por Martha Azevedo de Saucedo, registrada en Derechos Reales el 01 de junio del año 2005, es decir que el derecho propietario que alega tener el ente Militar devendría de una transferencia realizada por una persona ajena que no intervino en aquel proceso ordinario de nulidad de escritura pública de donación, reivindicación, desocupación y entrega de terrenos seguido a instancias de Severo Edmundo Rodríguez contra el Grupo Aéreo 64, en otras palabras el derecho propietario alegado por los actores no tiene vinculación con la donación de los terrenos que fueron objeto del primer proceso, de lo referido se tiene que la razón o causa en ambos procesos es distinto. 

De lo expuesto se puede concluir que si bien los sujetos procesales en ambos procesos son los mismos, no ocurre lo mismo con relación al objeto y la causa que dieron origen a los procesos, incumpliéndose de esta forma con los presupuestos procesales previstos y exigidos por el art. 1319 del Código Civil, pues conforme se refirió estos presupuestos de sujeto objeto y causa deben coexistir al mismo tiempo, conforme lo ha establecido la jurisprudencia sentada por este Tribunal Supremo de Justicia, situación que no acontece en el caso de Autos.

Por lo precedentemente expuesto, corresponde a este Tribunal fallar en la forma prevista por los artículos 271-4) y 274 del Código de Procedimiento Civil.

POR TANTO: La Sala Civil de Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional de Bolivia, con la facultad conferida por el artículo 42 -I) de la Ley del Órgano Judicial y en aplicación delos arts. 271 núm. 4) y 274 del Código de Procedimiento Civil, CASAel Auto de Vista Nº 20/2014 de fecha 04 de febrero de 2014, cursante de fs. 113 a 115 y vta., y deliberando en el fondo declara IMPROBADA la excepción de cosa juzgada interpuesta por Severo Edmundo Rodríguez de fs. 104 a 106 y vta., debiendo continuarse con la tramitación de la causa.

Sin responsabilidad por ser error excusable.

Regístrese, notifíquese y devuélvase.

Relatora: Mgda. Rita Susana Nava Durán.

Fdo. Mgdo. Rómulo Calle Mamani.

Fdo. Mgda. Rita Susana Nava Durán.

Ante mí  Fdo. Dra. Patricia Ríos Tito

Registrado en el Libro de Tomas de Razón: Quinto