TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA                        S A L A  C I V I L

Auto Supremo: 366/2014

Sucre: 11 de julio 2014

Expediente:        P-5-14-S

Partes:María Juana Copa Mamani. c/ Severo Edmundo  Rodríguez y Martha

Saucedo Vda. de Acevedo.

Proceso:Usucapión decenal.

Distrito:Pando.


VISTOS: El recurso de casación interpuesto por María Juana Copa Mamani de fs. 78 a 79, contra el Auto de Vista Nº 5 de 10 de enero de 2014 de fs. 74 yvta., pronunciado por la Sala Civil,Social, Familia, de la Niñez y Adolescencia de Pando, en el proceso de Usucapión, seguido por María Juana Copa Mamani contra Severo Edmundo Rodríguez Quiroga y Martha Acevedo Vda. de Saucedo; respuesta de fs. 81 y vta, concesión de fs. 84 vta., los antecedentes del proceso y:

CONSIDERANDO I:

ANTECEDENTES DEL PROCESO:

El Juez de Partido en lo Civil No. 1 de Cobija Pando, pronunció Sentencia Nº 37/2013 de 23 de octubre de 2013 cursante de fs. 59 a 60 vta., por el que declara IMPROBADA la demanda interpuesta por María Juana Copa Mamani.

Contra la referida Sentencia, la demandante, mediante memorial de fs. 63 a 64vta., interpuso recurso de apelación.

En mérito a esos antecedentes, la Sala Civil, Social, Familia, de la Niñez y Adolescencia de Pando, emitió el Auto de Vista N° 5 cursante a fs. 74 yvta., por el que confirma la Sentencia Nº 037/2013 de 23 de octubre de 2013

Resolución que dio lugar al recurso de casación interpuesto por parte de María Juana Copa Mamani, que se analiza. 

CONSIDERANDO II:

HECHOS QUE MOTIVAN LA IMPUGNACIÓN:

Bajo la suma de interponer recurso de casación en la forma y fondo, para luego de manera confusa señalar que lo hace en la forma, primero refiere antecedentes del proceso, centrando luego su recurso en la forma con el argumento de que se habría vulnerado el art. 90, 192-2) del Código de Procedimiento Civil, cuestionando que la parte considerativa del fallo debiera contener análisis y evaluación fundamentada de la prueba y la cita de leyes que se funda, aspecto que no habría, por lo que correspondería “anular obrados y suponer la revocatoria respuesta en Alzada se fundo con las pertinentes citas legales” (Sic.)

Da entender que nose habría respondido a todos los puntos de apelación y se habría lesionado el derecho a tener respuesta clara concreta con relación a los mismos, acusando que ello daría a la inseguridad jurídica, y al debido proceso; además que el demandado nunca habría “asumido el proceso” y habría cumplido con el requisito esencial de los 10 años de posesión pacífica. En cuanto al valor probatorio de sus medios de prueba no se le habría dado el valor correspondiente.

Refiere  al art. 252 del “C. Procesal civil” (Sic.) que autorizaría  anular de oficio todo proceso por infracciones al orden público, así como la referencia al art. 17 de “Organización Judicial”  que dice fuera referida a la revisión de oficio. Asimismo a los que hayan incurrido en error de hecho y derecho en la apreciación y valoración de la prueba.

Que su demanda estuviera demostrada por los servicios básicos y las construcciones y no se lo hubiera valorado.

Por lo expuesto refiere recurrir en la forma como en el fondo a fin de que se case el Auto de Vista recurrido y se declare probada su demanda.


CONSIDERANDO III:

FUNDAMENTOS DE LA RESOLUCIÓN:

1.- El recurso de casación puede ser interpuesto en el fondo, en la forma o en ambos al mismo tiempo, tomando en cuenta la distinta naturaleza uno y otro medio de impugnación, así lo estableció la Corte Suprema de Justicia habiendo seguido con esa corriente el Tribunal Supremo en diversos Autos Supremos y de manera reiterativa.

Debiendo tenerse presente que el recurso de casación en el fondo se lo interpone por errores en la resolución de fondo o en la resolución de controversia y los hechos denunciados deben circunscribirse a las causales de procedencia establecidas en el art. 253 del Código de Procedimiento Civil, su finalidad es la casación del Auto de Vista recurrido y la emisión de una nueva resolución que en base a una correcta interpretación o aplicación de la ley sustantiva o eliminando el error de hecho o de derecho en la valoración de la prueba, resuelva el fondo del litigio. En tanto que si se plantea recurso de casación en la forma, se lo hace por errores de procedimiento, la fundamentación de agravios debe adecuarse a las causales contenidas en el art. 254 del adjetivo civil, siendo su finalidad la anulación del fallo recurrido o del proceso mismo, lo primero sucede cuando la resolución recurrida contiene infracciones formales y, lo segundo cuando en el  proceso se hubieren violado las formas esenciales del mismo y que se encuentren sancionadas con nulidad por ley.

Resulta vital que en ambos casos, es de inexcusable cumplimiento el mandato del art. 258-2) del Código de Procedimiento Civil, es decir, citar en términos claros, concretos y precisos la ley o leyes violadas o aplicadas falsa o erróneamente y especificar en que consiste la violación, falsedad o error; especificaciones que deben hacerse precisamente en el recurso y no fundarse en memoriales o escritos anteriores ni suplirse posteriormente.

Por lo precedentemente expuesto se concluye que el recurso de casación en el fondo y el de forma son dos medios de impugnación distintos, que de igual manera persiguen finalidades diferentes.

2.-Revisado el recurso de casacióndel caso de autos, refiere ser uno en la forma y fondo, sin embargo pareciera luego sólo a concretarse en la forma, efectuando consideraciones relacionadas a los arts. 90 y 192-2) del Código de Procedimiento Civil, con criterios subjetivos desatinados e incongruentes que no terminan por explicar el porqué y cómo presuntamente se habría vulnerado las normas citadas, soslayando señalar a cual de las causales señaladas por el art. 254 del Código de Procedimiento Civil debieran subsumirse para su consideración, entremezclando argumentos de manera confusa sin arribar de manera lógica a una comprensión, pues de referir las normas que de principio se lo hizo, trae luego a consideración aspectos referidos al valor probatorio, para luego sostener que el art. 252 del “C. Procesal civil”  tuviera la facultad de anular de oficio y lo propio la “ley de Organización Judicial” (Sic.) la revisión de oficio, incluyendo en ello aspectos referidos a la apreciación de la prueba, para concluir que el recurso lo interpone en la forma y en el fondo para que se case el Auto de Vista y se declare probada la demanda.

De lo anotado, se evidencia una carencia absoluta de razonamiento jurídico, incluso lógico en el planteamiento del recurso de casación, con deficiencia mayúscula en la exposición de las presuntas vulneraciones, con citas a la ligera de disposiciones legales como el art. 252 del Código Procesal Civil (que no se halla aun vigente y no contiene lo que manifiesta la recurrente) probablemente quiso decir C. de Procedimiento Civil-, lo propio cuando refiere al art. 17 de la ley de Organización Judicial que a la fecha no se halla vigente sino mas bien la Ley del Órgano Judicial No. 025, que sin embargo no confluyen a nada coherente, pues su pretensión es vincular aparentemente a error de hecho y derecho en la apreciación y valoración de la prueba, que es un aspecto que debió ser planteado en el fondo.

Como se puede comprobar, existe caos en el razonamiento expuesto en el recurso, que finalmente no se puso de acuerdo si sus argumentos están destinados a cuestionar en la forma o en el fondo, aun de subtitular que fuera en la forma, el petitorio refiere que su pretensión es la casación del Auto Vista, aspecto que no condice con un recurso de casación en la forma.

Consecuentemente este supremo Tribunal, aun de recurrir a lo dispuesto por el art. 180-II de la Constitución Política del Estado, se ve imposibilitado de considerar lo planteado por la actora a título de recurso de casación en la forma y en el fondo, careciendo su exposición de los elementos básicos para su consideración, incumpliendo de esta forma con lo determinado por el art. 258-2) del Código de Procedimiento Civil.

Consecuentemente corresponde emitir resolución en sujeción a lo establecido por el art. 271 num. 1) y 272 num. 2) del Código de Procedimiento Civil.

Al margen de lo anterior, corresponde advertir que el recurso deducido por la parte, carece de congruencia de una expresión ordenada de fundamentos y no responde a los antecedentes de lo obrado.


POR TANTO: La Sala Civil del Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional de Bolivia, con la facultad conferida por el Art. 42 núm. 1) de la Ley del Órgano Judicial, en sujeción a lo previsto por los Arts. 271 num. 1) y 272num. 2) del Código de Procedimiento Civil, declara IMPROCEDENTE el recurso de casación contra el Auto de Vista Nº 5 de 10 de enero de 2014 que corre a fs. 74 y vta.,formulado por María Juana Copa Mamani por memorial de fs. 78 a 79. Con costas.

Regístrese, comuníquese y devuélvase.        

Relator: Mgdo. Rómulo Calle Mamani.                                                        

Fdo. Mgdo. Rómulo Calle Mamani.

Fdo. Mgda. Rita Susana Nava Durán.

Ante mí  Fdo. Dra. Patricia Ríos Tito

Registrado en el Libro de Tomas de Razón: Cuarto