TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

            S  A L A   C I V I L

Auto Supremo: 557/2013

Sucre: 4 de noviembre 2013         

Expediente:         CB-92-13- S

Partes: Rosa Basilia Núñez Aguilar y Armando Núñez Aguilar c/ Willy Waldo

             Tapia fuentes y Beatriz Núñez Aguilar

Proceso: Ordinario de Acción Negatoria, reivindicación, reconocimiento de mejor

               Derecho y nulidad de registro de sentencia de usucapión.

Distrito: Cochabamba.

VISTOS: El recurso  de casación en el fondo de fs. 210 a 211vlta., interpuesto por Rosa Basilia Núñez Aguilar, por si y en representación de Mario Armando Núñez Aguilar, contra el Auto de Vista de fecha 11 de junio de 2013, cursante de fs. 206 a 207 vlta., emitido por la Sala Civil Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Cochabamba, en el proceso ordinario de Acción Negatoria, reivindicación, reconocimiento de mejor derecho y nulidad de registro de sentencia de usucapión, seguido por Rosa Basilia Núñez Aguilar y Mario Armando Núñez Aguilar; la concesión de fs. 215; los antecedentes del proceso; y:

CONSIDERANDO I:

ANTECEDENTES DEL PROCESO:

Que, el  Juez de Partido Décimo en lo Civil de la ciudad de Cochabamba el 28 de diciembre de 2009, pronunció Sentencia,  cursante de fs. 163 a 165, declarando improbada la demanda principal y probada la excepción perentoria de improcedencia de la demanda opuesta por el defensor de oficio contra la demanda, con costas a los demandantes.

Contra esa Resolución de primera instancia, interponen recurso de apelación Rosa Basilia Núñez Aguilar, por si y en representación de Mario Armando Núñez Aguilar, en cuyo mérito la Sala Civil Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Cochabamba el 11 de junio de 2012 emitió el Auto de Vista de fs. 206 a 207, confirmando la Sentencia, con costas a los apelantes.

Contra esa Resolución de segunda instancia, interponen recurso de casación en el fondo Rosa Basilia Núñez Aguilar, por si y en representación de Mario Armando Núñez Aguilar, por escrito de fs. 210 a 211 vlta., mismo que se analiza.

CONSIDERANDO II:

DE LOS HECHOS QUE MOTIVAN LA IMPUGNACIÓN:

Acusó al Auto de Vista de haberse infringido el art. 138 del Código Civil, al otorgarse el valor de prueba plena a la sentencia que declara en favor de  Willy Waldo Tapia Fuentes y Beatriz Núñez Aguilar el derecho propietario por usucapión, sin considerar que este proceso no ha sido demandado en contra de los propietarios sino de los presuntos interesados por edictos, sin demandar a los propietarios que estaban en la pacífica e ininterrumpida posesión del inmueble, violando de este modo el art. 138 del Código Civil y art. 194 de su Procedimiento, citando el Auto Supremo Nº 365 de 08 de agosto de 1995.

Continuó indicando que se habría infringido el art. 87 del Código Civil, en cuanto a la posesión que no se ha demostrado ésta característica en el proceso de usucapión, citando el Auto Supremo Nº 188 de 21 de agosto de 2000, cuando es un elemento fundamental para otorgar la usucapión.

Acusó que se transgredió el art. 194 del Código de Procedimiento Civil, en lo referido a las partes del proceso, por lo que la sentencia de usucapión otorgada en favor de Willy Waldo Tapia fuentes y Beatriz Núñez Aguilar, al no incluirnos como parte a Rosa Basilia Núñez Aguilar y Armando Núñez Aguilar, no puede afectarlos en función a la jurisprudencia A.S. Nº 723, por lo que habría realizado una errada valoración de la prueba.

Por último solicitó que se Case el Auto de Vista, se declare probada la demanda y se ordene la cancelación del registro de la sentencia de usucapión.

CONSIDERANDO III:

FUNDAMENTOS DE LA RESOLUCIÓN:

Clarificando el escenario procesal, previo a considerar las infracciones alegadas, se debe señalar que los actores Rosa Basilia  Núñez Aguilar y Mario Armando Nuñez Aguilar por demanda de fs. 11 a 13 vlta., pretenden se declare la inexistencia de derecho propietario de Willy Waldo Tapia Fuentes y Beatriz Núñez Aguilar, sobre el lote de Terreno signado con la letra B de la extensión superficial de 791,80 m2, obtenido vía usucapión; la reivindicación de su derecho propietario declarando el mejor derecho propietario, y se declare ineficaz y sin valor alguno el registro en Derechos Reales de la sentencia de usucapión de ese terreno.

Esa pretensión deriva de una controversia sobre el lote de terreno ubicado en la Av. Cap. Víctor Ustariz s/n en el Km. 5.5 de la ciudad de Cochabamba, en la zona Coña Coña Sud, distrito 4, subdistrito Nº 28, Manzanas 109- 110, con una superficie de 1.446,58 m2 útiles divididos en lote A de 695,58 m2 y lote B de 751,00 m2, donde dicho terreno habría sido obtenido por usucapión por los demandados Willy Waldo Tapia Fuentes y Beatriz Núñez Aguilar ante el Juzgado Noveno de Partido en lo Civil el año 2005, demanda dirigida contra presuntos interesados y, que a decir de los actores, no se demandó contra los poseedores del bien donde estaban incluidos ellos.

Ahora bien, la pretensión deducida, que se refleja en dos aspectos concretos: a) la defensa de la propiedad, por medio de la reivindicación y acción negatoria, y b) La declaración de inexistencia del derecho propietario de los demandados fruto del proceso de usucapión y en consecuencia la cancelación del registro en Derechos Reales.

Al primer punto, se debe señalar que la acción reivindicatoria es una acción de defensa de la propiedad para aquel propietario que ha perdido la posesión de una cosa y puede reivindicarla de quien la posee o la detenta conforme señala el art. 1453  parágrafo I del Código Civil, a decir de Arturo Alessandri la reivindicación es la acción dirigida al reconocimiento del dominio y a la restitución de la cosa a su dueño por el tercero que la posee.  Por ello en principio, puede reivindicar el propietario de la cosa siendo el título de propiedad que ostenta el derecho el principal requisito para la procedencia de la reivindicación, el cual debe estar debidamente inscrito para generar el efecto erga omnes, y sea el derecho oponible ante terceros; sin embargo los actores están carentes de ese título derivan su supuesto derecho de un documento privado no inscrito- requisito esencial de la reivindicación por lo que de inicio no era viable una pretensión de ésta naturaleza. De igual manera sucede con las pretensiones de acción negatoria y el mejor derecho de propiedad, porque al estar ausente el título que sustente su derecho propietario no es factible tutelar un derecho inexistente.

Otra pretensión colegida es la declaración de inexistencia del derecho propietario de los demandados fruto del proceso de usucapión y en consecuencia la cancelación del registro en Derechos Reales; esa exigencia no resultaba asequible de inicio porque se pretende, por parte de los actores, la revisión de los actos procesales desarrollados ante un órgano jurisdiccional de igual competencia donde la decisión asumida adquirió la calidad de cosa juzgada. En el proceso de usucapión desarrollado el año 2005 ante el Juzgado de Partido Noveno en lo Civil, aún con las objeciones que indica por los recurrentes, la sentencia alcanzó la calidad de cosa juzgada, conforme los antecedentes que cursan de fs. 42 a 49, en esa circunstancia no es permisible afrontar otro proceso para enervar las decisiones asumidas en aquel, ya que los medios para revertir una decisión de esa naturaleza debe realizarse intraproceso, más aún cuando, a decir de los recurrentes, se ha vulnerado derechos fundamentales.

En mérito a lo señalado y en observancia de las infracciones deducidas en el recurso de casación: al haberse infringido el art. 138 del Código Civil, al otorgarse el valor de prueba plena a la sentencia que declara en favor de Willy Waldo Tapia Fuentes y Beatriz Núñez Aguilar el derecho propietario por usucapión; infracción del art. 87 del Código Civil, en cuanto a la posesión que no se ha demostrado ésta característica en el proceso de usucapión; y, la transgresión del art. 194 del Código de Procedimiento Civil, porque la sentencia de usucapión otorgada en favor de Willy Waldo Tapia fuentes y Beatriz Núñez Aguilar no les es oponible por no incluirlos, son denuncias que apuntan a rever y disentir de la decisión asumida en el proceso de usucapión fenecido, sin entender que el Tribunal de instancia no tenía la potestad de revisión de una sentencia que alcanzo la calidad de cosa juzgada, en esa circunstancia los Tribunales inferiores asumieron una decisión correcta al desestimar las pretensiones alegadas por los recurrentes.  Debe tenerse en cuenta además, que los actores a tiempo de interponer la demanda que motiva el presente proceso, no sustentan su pretensión en un título de propiedad idóneo que se encuentre debidamente registrado en DDRR y que sea oponible a terceros, razón por la que carecen de legitimación para pretender se reconozca su derecho respecto al inmueble objeto del litigio. Por todo lo señalado el recurso debe declararse infundado.



Por lo anteriormente expuesto, corresponde a este Tribunal resolver conforme lo estipulado en los arts. 271 núm. 2) y 273 del Código de Procedimiento Civil. 


POR TANTO: La Sala Civil del Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional de Bolivia, con la facultad conferida por el art. 41 parágrafo I núm. 1) de la Ley del Órgano Judicial y en aplicación a lo previsto en los arts. 271 núm. 2) y 273 del Código de Procedimiento Civil, declara INFUNDADO el recurso  de casación en el fondo de fs. 210 a 211, interpuesto por Rosa Basilia Núñez Aguilar, por si y en representación de Mario Armando Núñez Aguilar, contra el Auto de Vista de fecha 11 de junio de 2013, cursante de fs. 206 a 207, emitido por la Sala Civil Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Cochabamba. Sin costas por no existir contestación al recurso.


Regístrese, comuníquese y devuélvase.

Relator: Mgdo. Rómulo Calle Mamani.

Fdo. Mgdo. Rómulo Calle Mamani.

Fdo. Mgda. Rita Susana Nava Durán.

Ante mí  Fdo. Dra. Patricia Ríos Tito

Registrado en el Libro de Tomas de Razón: sexto