TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

                                                                   S A L A   C I V I L

Auto Supremo: 282/2013

Sucre: 29 de mayo de 2013

Partes: Rubén  Pinto  Rivera  y  Carmen  Rosa  Coro  Villca   c/   Sala  Civil   y            

            Comercial del Tribunal Departamental de Justicia de Potosí

Expediente: PT-18-13-COM

Distrito: Potosí

VISTOS: El recurso de  compulsa  fs.14  y vlta.,  del cuadernillo de compulsa, interpuesto por  Rubén Marcos Pinto Rivera y Carmen Rosa Coro Villca de Pinto, contra el Decreto  simple  de fecha 15 de marzo de 2013, que niega la concesión del recurso de casación, pronunciado por la Sala Civil y Comercial del Tribunal Departamental de Justicia de Potosí dentro del proceso Usucapión Decenal  seguido por Rubén Marcos Pinto Rivera y Carmen Rosa Coro Villca de Pinto contra Felicia Coro Vargas, los antecedentes del testimonio, y:


CONSIDERANDO: De la revisión de los datos que cursan en fotocopias legalizadas  se llega a establecer que dentro del caso ut supra, la  Sala Civil y Comercial del Tribunal Departamental de Justicia de Potosí,  pronunció Auto de Vista No 029/2013 de fecha 25 de febrero de 2013 cursante de fs 1 a 4  del cuadernillo de compulsa, en conocimiento del recurso de apelación del Auto de fecha 7 de enero de 2013, en el que se rechaza el recurso de reposición, manteniendo firme el contenido del proveído de fecha 24 de diciembre de 2012 que declara que conforme a la Ley 0247, el Juez  A quo,  no tiene competencia para conocer procesos de Usucapión bajo sanción del art. 122 de la Constitución Política del Estado por lo que la parte impetrante debe acudir a la vía llamada por Ley.

Contra esta determinación, los demandantes interponen recurso de reposición en primera instancia y luego el recurso de apelación contra el Auto de fecha 7 de enero de 2013, con los fundamentos de que existe aplicación indebida de la Ley 247 de Regulación del Derecho Propietario errónea aplicación del art. 122 de la Constitución Política del Estado, existiendo infracción a la naturaleza jurídica de la competencia y una derogación indirecta de la Usucapión pidiendo en definitiva que se revoque dicho Auto y se ordene la prosecución del presente proceso.

En conocimiento del recurso de apelación la Sala Civil y Comercial del Tribunal Departamental de Justicia de Potosí  confirma totalmente el Auto apelado pronunciado por el Juez de Partido Segundo en lo Civil y Comercial, bajo los siguientes fundamentos que el art. 13 de la Ley de Regulación de Derecho Propietario sobre inmuebles urbanos destinados a vivienda establece que los procesos judiciales de regularización individual del derecho de propiedad sobre un bien inmueble  se tramitarán por la vía sumaria y de acuerdo al art. 8 de la misma norma  tienen competencia para conocer en primera instancia los Jueces Públicos en materia Civil y Comercial y de conformidad a la disposición séptima transitoria de la Ley 247 Ley de  Regularización del Derecho Propietario, en tanto los Juzgados Públicos en materia Civil y Comercial sean implementados las acciones de regularización de derecho propietario deben ser conocidas por los Jueces de Instrucción  en materia Civil y Comercial.

Contra esta Resolución de Vista, los demandantes  Rubén Marcos Rivera y Carmen Rosa Coro Villca de Pinto interponen recurso de casación en el fondo y en la forma bajo los fundamentos  de que si bien el art. 8 de la Ley 247 establece que los Jueces Públicos en materia Civil tienen competencia para conocer y resolver la regularización del derecho propietario, y  mientras se implementen los referidos juzgados se tramitarán por los Jueces de Instrucción en lo Civil,  la referida norma no prohíbe la instauración de un proceso de Usucapión ante los Jueces de Partido en lo Civil, porque no se les quita la competencia para este tipo de procesos, no encontrando un justificativo  para que el Juez de Partido en Materia Civil y Comercial deje de  conocer las acciones de Usucapión y el Tribunal de Turno derive la competencia y el conocimiento de la misma ante Juez de Instrucción, expresando que hay error in judicando al no tomar en cuenta la naturaleza jurídica de la competencia la misma que nace de Ley, igualmente expresa que existe error in judicando al derogar tácitamente la Usucapión, recurso que fue rechazado por Auto de fecha 15 de marzo de 2013 con el fundamento de no haber lugar a su consideración por cuanto el expediente fue remitido mediante apelación en efecto devolutivo, por lo que al no existir recurso ulterior había sido devuelto al juzgado de origen, determinación que motivo el recurso de compulsa que se analiza:

CONSIDERANDO: Conforme con la previsión del artículo 283 del Código de Procedimiento Civil, procede el recurso de compulsa en los siguientes casos:

1) Por negativa indebida del recurso de apelación;

2) Por haberse concedido la apelación sólo en el efecto devolutivo, debiendo ser en   el suspensivo; y

3) Por negativa indebida del recurso de casación.

En este marco normativo, la competencia del Tribunal Supremo al momento de resolver la compulsa ha de circunscribirse a precisar si la negativa  de concesión del recurso es legal o  no,  tomando  en  cuenta para ello la regulación que prevé el Procedimiento Civil en función a la naturaleza de los procesos, las resoluciones pronunciadas en ellos y otros presupuestos procesales que hacen al régimen de los recursos. En otras palabras, corresponde determinar si el Tribunal compulsado  adecuó su determinación en el marco de lo previsto por el art. 262 del Código adjetivo de la materia, es decir, 1) Cuando se hubiere interpuesto el recurso después de vencido el término 2) Cuando pudiendo haber apelado no se hubiera hecho uso de ese recurso ordinario  y 3) cuando el recurso no se encuentre previsto en los casos señalados por el Art. 255 del referido cuerpo procesal,  este último complementado por el Art. 26 de la Ley No. 1760 de 28 de febrero de 1997.

CONSIDERANDO: Que de la revisión del cuadernillo de compulsa se tiene que en el caso de Autos la Sala Civil y Comercial del Tribunal Departamental de Justicia de Potosí, pronuncia Auto de Vista No 029/2013, por el que confirma totalmente el Auto de fecha 7 de enero de 2013 en el que el Juez de Partido Segundo en lo Civil y Comercial de la Capital   rechaza el recurso de reposición manteniendo firme la providencia en el que se declara incompetente para conocer un proceso de Usucapión, bajo sanción del art. 122 de la Constitución Política del Estado con el argumento de que según la nueva Ley 0247  otorgaría competencia para procesos de regularización de derecho propietario a los Jueces Públicos en materia Civil y Comercial y mientras estos sean implementados  tendrán competencia  los Jueces de Instrucción en materia Civil 

Con los antecedentes expuestos se establece que el Auto de Vista No  029/2013 ha sido pronunciado dentro de proceso de Usucapión instaurado por Rubén Marcos Pinto Rivera y Carmen Rosa Coro Villca de Pinto y se pronunció confirmando totalmente el Auto de fecha 7 de enero de 2013, en el que Juez A quo determinó su incompetencia para conocer un proceso de Usucapión,  y aún sin existir un Auto expreso que rechaza el recurso de casación porque el proceso fue conocido por el Ad quem mediante recurso de apelación en el efecto devolutivo, y devuelto el proceso al Juzgado de origen,  evidentemente existe el rechazo del recurso de casación mediante  la providencia de fecha 15 de marzo de 2013, que tiene como antecedente el Auto de Vista  No 029/2013,  pronunciado por la Sala Civil Comercial del Tribunal Departamental de Justicia Potosí, que se constituye en un Auto de Vista que corta todo procedimiento ulterior porque se pronuncia sobre la competencia del Juez para conocer el proceso de Usucapión, estableciendo que la competencia para conocer un proceso de Usucapión  no le corresponde al Juez de Partido en lo Civil y Comercial de la Capital, constituyendo dicha determinación en un Auto que corta todo procedimiento  ulterior, y que se encuentra dentro de las previsiones  del art. 255 numeral 3) Autos de Vista referente a Autos interlocutorios que pusieren termino al litigio y que puede ser impugnado vía recurso de casación, pero en especial constituye un Auto de Vista que al recaer sobre una determinación de incompetencia dispuesta por el A quo, se encuentra inmersa dentro de la previsión del art. 255-2) del Código de Procedimiento Civil, Resolución que si bien fue apelada en el efecto devolutivo, el Auto de Vista que se emite si es susceptible de recurso de casación conforme lo estable el artículo antes mencionado y el Auto Supremo 257/2013, de fecha 23 de mayo de 2013, emitido por este Tribunal.

Asimismo la Sentencia Constitucional 0092/2010-R de 4 de mayo, hace referencia a la Sentencia Constitucional 0636/2010-R que ha establecido: la siguiente conceptualización sobre los Autos Interlocutorios simples y definitivos, estableciendo: “La doctrina en materia civil, y la jurisprudencia citada precedentemente, refiere a que los autos interlocutorios, son las resoluciones que deciden las cuestiones incidentales que se suscitan durante la tramitación del proceso que, van depurando el juicio de todas las cuestiones accesorias, desembarazándolo de obstáculos que impedirían el pronunciamiento sobre el fondo. Conceptualmente, dice Chiovenda, el Auto interlocutorio, es una resolución que se da, cada vez que las necesidades del desarrollo de la relación procesal reclamen la disposición del magistrado, sin que haya sin embargo, una cuestión que resolver entre las partes. La distinción entre autos interlocutorios simples o propiamente dichos y autos interlocutorios definitivos (Canedo, Couture), radica principalmente en que “los últimos difieren de los primeros en que, teniendo la forma interlocutoria, cortan todo procedimiento ulterior del juicio, haciendo imposible, de hecho y de derecho, la prosecución del proceso. Causan estado, como se dice en el estilo forense, tal cual las sentencias”  (el subrayado es nuestro)

En consecuencia, aún sin existir en el cuadernillo de compulsa un Auto que deniega el recurso de casación por el Tribunal Ad quem porque el proceso fue remitido al inferior, se concluye que la decisión del Tribunal Ad quem de negar la consideración y concesión del recurso de casación formulado por los compulsantes, es  incorrecta toda vez  que la resolución que se impugna es recurrible en casación, al ser una resolución definitiva por cuanto esta excluyendo definitivamente  de  la posibilidad de tramitar el proceso de Usucapión,  resolución de Vista que se encuentra prevista en el Art. 255 inc.2)  y 3) del  Código de Procedimiento Civil.

POR TANTO: La Sala Civil del Tribunal Supremo de Justicia, en ejercicio de la atribución conferida por el artículo 42.4) de la  Ley del Órgano Judicial, declara LEGAL, el recurso de compulsa  interpuesto por  Rubén Marcos Pinto Rivera y Carmen Rosa Coro Villca de Pinto y dispone que se libre la provisión compulsoria conforme lo dispone el Art. 291 del Código de Procedimiento Civil.

Con responsabilidad que se gradúa en un día de haber  a los Vocales suscriptores del Auto de Negativa conforme al Art. 4 del Reglamento de Multas Procesales  del Poder Judicial vigente, que se hará efectivo mediante descuento de sus haberes por habilitación en aplicación del Art. 296 del Código de Procedimiento Civil.

Regístrese,  comuníquese y devuélvase.-