TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

                                                         

   S A L A   C I V I L

Auto Supremo: 238/2013

Sucre: 13 de mayo de 2013                          

Expediente: LP-28-13-S

Partes: Timoteo Luisaga Pachi c/ Alberto Beltrán, Roma A. Beltrán de Castro y Gregoria Beltrán de Castro.

Proceso: Usucapión

Distrito: La Paz.


VISTOS: El recurso de casación interpuesto por Timoteo Luisaga Pachi de fs. 445 a 447., impugnando el Auto de Vista 400/2012 de fecha 11 de octubre del 2012, pronunciado por la Sala Civil Segunda del Tribunal Departamental de Justicia de La Paz, dentro del proceso de Usucapión seguido por Timoteo Luisaga Pachi c/ Alberto Beltrán, Roma A. Beltrán de Castro y Gregoria Beltrán de Castro, los antecedentes del proceso; y,

CONSIDERANDO I:

ANTECEDENTES DEL PROCESO:

Que, tramitada la causa, por el Juzgado Séptimo de Partido en lo Civil, emitió la Sentencia Nº 234/2009 de fecha 16 de julio del año 2009, cursante de fs. 270 a 274, declarando probada la demanda de fs. 4 a 5 subsanada a fs. 7 e improbada la demanda reconvencional de fs. 190 a 191, sin costas. Disponiendo además por  auto complementario de fs. 275 vlta que la superficie del inmueble es de 258 m2.

Fallo apelado por Vladimir Gutiérrez Ramírez representante legal del Gobierno Municipal de La Paz, apelación que es resuelta por la Sala Civil Segunda del Tribunal Departamental del Distrito Judicial de La Paz, mediante Auto de Vista N° 400/2012 de fecha 11 de octubre del 2012, cursante a fs. 440 a 441 vlta., anulando obrados hasta fs. 258.

Resolución de alzada que dio lugar al recurso de casación interpuesto por parte del demandante.

CONSIDERANDO II:

DE LOS HECHOS QUE MOTIVAN LA IMPUGNACIÓN:  

1.- El recurrente Timoteo Luizaga Pachi, alega que el Auto de Vista impugnado hubiere hecho una interpretación y aplicación indebida de la ley, vulnerando las previsiones descritas en los numerales 1) del art. 254 del Código Adjetivo Civil.

Acusa que la única Institución que interpuso el recurso de apelación fue el Gobierno Municipal de La Paz, institución que no es parte demandante ni demandada y que se limita su participación solo a lo que establece el art. 31 de la Ley de Municipalidades, es decir asume defensa de intereses municipales, sin embargo el presente proceso se trata de un bien particular.

Así mismo alega que el Municipio de la Paz fue notificado con la Sentencia Nº 234/2009 de fs. 270 a 274 y Auto complementario de fs. 275 vlta. de obrados, en fecha 22 de julio del 2009 a horas 11:44 conforme se desprende de la diligencia de notificaciones de fs. 276 de obrados, sin embargo el recurso de apelación de fs. 281 a 284 vlta., fue presentado a los diecisiete días, motivo por el cual el Tribunal de Alzada antes de emitir su fallo tenía la ineludible obligación de revisar si el recurso de apelación presentado por el Gobierno Municipal de La Paz había sido presentado dentro de las previsiones de los art. 219 y 220-1) del Código de Procedimiento Civil; sin embargo dicho Tribunal sostiene que previo a ingresar a la resolución de fondo de la apelación planteada, se debe realizar una revisión pormenorizada del proceso y no obstante haber señalado aquello no se observa y se omite voluntaria o involuntariamente que el recurso interpuesto por el
Gobierno Municipal de La Paz hubiera sido presentado extemporáneamente, aspecto ante el cual dicho Tribunal tenía la ineludible obligación de desestimar dicho recurso declarando ejecutoriada la Sentencia, careciendo de competencia para resolver el recurso de apelación, citando como jurisprudencia lo supuestamente determinado por los (A.S Nº9018/IV/90 S.C.II) y (A.S. Nº 354 de fecha 8 de septiembre de 1992 S.C.II).

Concluye solicitando se conceda el recurso de casación en la forma para ante el Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional quien previa revisión y análisis del proceso se servirá casar el auto de vista impugnado con las formalidades de ley. 

CONSIDERANDO III:

FUNDAMENTOS DE LA RESOLUCIÓN:

La jurisprudencia sentada por este Tribunal entre otras el Auto Supremo: Nº 55/2011 de 14 de Febrero de 2011, estableció que el recurso de casación constituye una demanda nueva de puro derecho utilizada para invalidar una Sentencia o Auto definitivo en los casos expresamente señalados por Ley, pudiendo presentarse como recurso de casación en el fondo, recurso de casación en la forma o en ambos efectos, de acuerdo a lo estatuido por el art. 250 del Código de Procedimiento Civil, en coherencia con lo establecido en los arts. 253 y 254 del mismo cuerpo legal.

Cabe precisar que la finalidad del recurso de casación en el fondo es la de unificar la interpretación de las normas jurídicas de nuestro país creando la jurisprudencia correspondiente. En tanto que la finalidad del recurso de casación en la forma, es la de anular la resolución recurrida o un proceso cuando al ser  sustanciado  se violan formas esenciales sancionadas con nulidad por la Ley, por ello, la interpretación de las leyes que regulan las nulidades debe ser uniforme. En ambos casos, son de inexcusable cumplimiento los requisitos establecidos en la norma del art. 258 del Código de Procedimiento Civil, es decir, que se debe citar en términos claros, concretos y precisos las leyes violadas o aplicadas falsa o erróneamente y especificar en qué consiste la violación, falsedad o error.

Asimismo, corresponde señalar que, cuando se plantea el recurso de casación en el fondo se deben circunscribir los hechos denunciados a las causales de procedencia establecidas por el art. 253 del Código de Procedimiento Civil, destacando que si se pretende una nueva valoración y apreciación de la prueba, el recurrente tiene la obligación de acreditar la existencia de error de hecho o de derecho en su apreciación, puesto que ésta es una atribución privativa de los juzgadores de instancia incensurable en casación. En tanto que si se plantea en la forma, debe adecuarse la acción intentada a las previsiones del art. 254 del Adjetivo Civil citado, señalando con precisión el vicio procesal a cuya consecuencia se deba disponer la anulación del proceso.

En virtud a esta diferenciación de la acción extraordinaria en análisis, la resolución que se pronuncie también adopta una forma específica y diferenciada, así, cuándo se plantea en el fondo, lo que se pretende es que el Auto de Vista se case, conforme establecen los arts. 271 num. 4) y 274 del Código de Procedimiento Civil y cuando se plantea en la forma, la intención es la nulidad de obrados, con o sin reposición, conforme lo  establecen los artículos 271 num. 3) y 275 del mismo cuerpo legal, siendo comunes a ambos recursos las formas de resolución por improcedente o infundado.

En el caso de autos, luego de la revisión detenida de antecedentes, el fallo dictado por el Ad Quem con relación al memorial del recurso que se resuelve, se advierte que el recurrente ha incumplido con los requisitos que prescribe el art. 258 inc. 2) del Código de Procedimiento Civil, puesto que erróneamente acusa  la vulneración del inc.1) del art. 254 del Código Adjetivo Civil, sin precisar, cómo el Tribunal de Alzada hubiera vulnerado dicha norma procedimental, dado que la misma, solo establece una de las causales de procedencia del recurso de casación en la forma; luego, también de forma contradictoria y errónea, en su petitorio, impetra  que  este Tribunal case el  Auto de Vista recurrido, conforme a ley, cuando dicho petitorio, no se ajusta al recurso de casación en la forma interpuesto, por ser propio más bien del recurso de casación en el fondo; es más, el fundamento  que se infiere hubiera dado motivo al planteamiento del recurso en examen, de una supuesta presentación extemporánea del recurso de apelación del Gobierno Autónomo Municipal de La Paz, al margen de no haber sido reclamada oportunamente al momento de responder al recurso de apelación a través del memorial de fs. 301 a 303 vlta., tampoco se encuentra debidamente sustentada en derecho, debido a que, conforme a la última notificación efectuada al representante legal del Gobierno Autónomo Municipal de La Paz con la providencia que otorga respuesta a su solicitud de complementación de fs. 279 y vlta., efectuada a Hrs. 11:28 del miércoles 29 de julio del 2009, el recurso de apelación interpuesto por dicha Institución pública de fs.  281 a 284 vlta.,  fue interpuesto dentro del término previsto por ley. 

Por lo anteriormente referido, corresponde a este Tribunal fallar conforme lo establece 271-1) y 272 del Código de Procedimiento Civil.

POR TANTO: La Sala Civil del Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional de Bolivia, con la facultad conferida por el articulo 42, parágrafo I, núm. 1) de la Ley del Órgano Judicial No. 025 de 24 de junio 2010, y en aplicación del art. 271 num. 1) y 272. 2) del Código de Procedimiento Civil, declara IMPROCEDENTE el recurso de casación de fs. 445 a 447, de obrados, interpuesto por Timoteo Luizaga Pachi. Con costas.

Existiendo respuesta cursante a fs. 460 a 461 al recurso, se regula el honorario profesional en  la suma de Bs. 1.000.-

Regístrese, comuníquese y devuélvase.       

Relator: Mgtda. Rita Susana Nava Durán