S A L A C I V I L

Auto Supremo: 36/2012

Sucre: 02 de marzo de 2012

Expediente: Ch-6-12-C

Partes: Roxana Duran Barrientos.c/Sala Civil Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Chuquisaca.

Proceso: Ordinario de nulidad de venta de inmueble y cancelación de Inscripción en Derechos Reales mas resarcimiento de daños y perjuicios

Distrito: Chuquisaca.


VISTOS: El recurso de compulsa de fs.19 a 21 vlta., interpuesto por Roxana Duran Barrientos, contra el auto de fs. 16 y vuelta, de 14 de febrero de 2012, por el cual la Sala Civil Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Chuquisaca rechazó la concesión del recurso de casación interpuesto contra el Auto de Vista Nº 9/2012 de 13 de enero, de fojas 5 a 6 vuelta, pronunciado por la misma Sala Civil, dentro del proceso ordinario de nulidad de venta de inmueble y cancelación de Inscripción en Derechos Reales mas resarcimiento de daños y perjuicios, seguido por Vilma Esperanza y Norma Zulema Duran Barrientos en contra de la compulsante Roxana Durán Barrientos, los antecedentes del cuaderno procesal remitido; y,

CONSIDERANDO: Que, la Sala Civil Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Chuquisaca, pronunció el auto interlocutorio de 14 de febrero 2012 cursante a fs. 16 y vlta., del cuaderno de compulsa (fs. 241 y vlta. del expediente original), por el que rechazó la concesión del recurso de casación de fs. 232-236 vlta. (del expediente original), interpuesto por Roxana Durán Barrientos contra el auto de vista Nº 9/2012 de 13 de enero de 2012, cursante de fs. 220 a 221 vlta., por considerar que dicho auto de vista fuese irrecurrible en casación por no encontrarse previsto en ninguno de los casos previstos por el art. 255 del Código de Procedimiento Civil.

CONSIDERANDO: Que, de la revisión de los antecedentes se establece que mediante auto de 3 de diciembre 2011, la Juez de Partido Séptimo en lo Civil y Comercial de la ciudad de Sucre, declaró probada la excepción previa de obscuridad, contradicción e imprecisión en la demanda; probada en parte respecto de Vilma Esperanza Durán Barrientos, la excepción de desistimiento del derecho, e improbada la excepción de prescripción, por la imposibilidad de establecer el objeto del proceso.

En apelación deducida contra esa resolución, mediante Auto de Vista Nº 9/2012, la Sala Civil Primera del Tribunal Departamental de Chuquisaca, revocó el auto apelado y ordenó se prosiga con la tramitación del proceso hasta la emisión de la sentencia de primera instancia.

Contra el referido auto de vista, la demandada Roxana Duran Barrientos interpuso recurso de casación en la forma y en el fondo, el mismo que fue rechazado mediante auto de fs. 241 y vlta. del expediente, por considerar que dicho auto de vista fuese irrecurrible en casación por no encontrarse previsto en ninguno de los casos previstos por el art. 255 del Código de Procedimiento Civil.

Contra ese rechazo la parte demandada interpuso recurso de compulsa.

CONSIDERANDO: Que, el recurso de compulsa está abierto para determinar si la negativa de una impugnación es correcta o incorrecta, sólo a ese fin se abre la competencia del Tribunal Supremo.

En el caso de autos se evidencia que el fundamento del Tribunal Ad Quem para negar la concesión del recurso extraordinario de casación, radica en la reserva legal contenida en el inc. 2) del art. 262 del Código de Procedimiento Civil, es decir, cuando el recurso no se encuentre previsto en los casos señalados por el art. 255.

Que, en ese marco corresponde precisar que el auto emitido por el juez a quo cursante de fs. 193 a 195 vlta, resolvió declarando probadas las excepciones previas de obscuridad, contradicción e imprecisión en la demanda, improbada la excepción de prescripción y probada en parte la excepción de desistimiento de derecho respecto a la demandante Vilma Esperanza Durán Barrientos.

Ahora bien, la resolución que declaró probada la excepción de desistimiento del derecho, tiene carácter de sentencia al tenor de lo previsto en el art. 338 parágrafo II del Código de Procedimiento Civil, toda vez que, como es lógico, dicha determinación constituye un auto interlocutorio que pone fin al litigio, en el caso que nos ocupa la referida resolución, al haber declarado probada la excepción de desistimiento del derecho respecto a una de las codemandantes, está poniendo fin al litigio en relación a ésta; consiguientemente, el Auto de Vista Nº 9/2012 de 13 de enero 2012, de fs. 220 a 221, se encuentra entre las resoluciones contra las cuales procede el recurso de casación, específicamente dentro de la prevista en el numeral 3) del art. 255 del Código de Procedimiento Civil, que hace referencia a autos de vista referentes a autos interlocutorios que pusieren término al litigio; debe aclararse que la referida previsión hace referencia a la forma que reviste el auto interlocutorio dictado por el juez a quo, vale decir que si éste pone o no fin al litigio, en consecuencia el auto de vista que le corresponda en apelación, aún sea revocatorio, será recurrible en casación, aspecto que no fue correctamente apreciado por el Tribunal de alzada, quien, en consecuencia, denegó indebidamente el recurso de casación.

Finalmente se aclara que la procedencia del recurso de casación, en el caso que se analiza, esta únicamente referida y circunscrita a aquella determinación referida a la excepción de desistimiento del derecho.

POR TANTO: La Sala Civil del Tribunal Supremo de Justicia, en ejercicio de la atribución conferida por el artículo 42.4) de la Ley del Órgano Judicial, declara LEGAL el recurso de compulsa interpuesto por Roxana Duran Barrientos y en aplicación de lo previsto por el art. 294 del Código de Procedimiento Civil, se dispone la prosecución del trámite del recurso de casación de fs. 232 a 237 del expediente original, a tal fin adjúntese los antecedentes del cuaderno de compulsa al expediente original.

Con responsabilidad que se gradúa en el equivalente a tres días del haber mensual a los Vocales suscriptores del Auto de negativa, conforme al art. 4 del Reglamento de Multas Procesales del Poder Judicial, vigente, que se hará efectivo mediante descuento de sus haberes por habilitación, en aplicación del art. 296 del Código de Procedimiento Civil.

Regístrese y notifíquese.