SALA CONTENCIOSA Y CONTENCIOSA ADMINISTRATIVA, SOCIAL Y ADMINISTRATIVA

SEGUNDA



Auto Supremo Nº 150/2015.

Sucre, 12 de mayo de 2015.    

Expediente: SSA.II-PTS.535/2014.

Distrito: Potosí.

Magistrado Relator: Dr. Gonzalo Miguel Hurtado Zamorano.

VISTOS: El recurso de casación en el fondo de fs. 171 a 172, interpuesto por el Servicio Nacional del Sistema de Reparto “SENASIR”, regional Potosí, representado por Mirvia Arrueta Montesinos contra el Auto de Vista Nº 112/2014 de 29 de octubre de 2014 de fs. 165 a 168, pronunciado por la Sala Social y Administrativa del Tribunal Departamental de Justicia de Potosí, dentro del trámite de constancia de aportes instaurado por Andrés Portillo Portillo contra la entidad recurrente, el auto de fs. 177, que concedió el recurso, los antecedentes del proceso, y;

CONSIDERANDO I: Que dentro del trámite administrativo de constancia de aportes iniciado por Andrés Portillo Portillo, la Comisión de Calificación de Rentas del SENASIR, pronunció Resolución Nº 0008832 de 23 de octubre de 2009 de fs. 12, otorgando en favor del actor, la constancia de aportes correspondiente al sector Minería Privada, considerando un salario cotizable de Bs.633,62.- (seiscientos treinta y tres 62/100 bolivianos), correspondiente a junio de 1988 y una densidad de aportes de 6,50 años, documento válido para tramitar el Certificado de Compensación de Cotizaciones por Procedimiento Manual.

Notificado con la resolución, el solicitante mediante nota de fs. 21, presentó Recurso de Reclamación, la Comisión de Reclamación del Servicio Nacional del Sistema de Reparto, por Resolución Nº 538/14 de 30 de junio de 2014 de fs. 116 a 120, confirmó la Resolución Nº 0008832 de 23 de octubre de 2009, cursante de fs. 12 de obrados, emitida por la Comisión de Calificación de Rentas, por encontrarse conforme a la normativa vigente.

En grado de apelación interpuesta por el solicitante por memorial de fs. 155, la Sala Social y Administrativa del Tribunal Departamental de Justicia de Potosí, por Auto de Vista Nº 112/2014 de 29 de octubre de fs. 165 a 168, revocó la Resolución de la Comisión de Reclamación Nº 538/14 de 30 de octubre, cursante a fs. 116 a 120, disponiendo que el SENASIR proceda a efectuar el cálculo de compensación de cotizaciones a favor del apelante Andrés Portillo Portillo, tomando en cuenta todas las literales que cursan en el cuaderno procesal, que acreditan de manera fehaciente que el apelante ha prestado sus servicios en la Compañía Minera del Sur S.A. (COMSUR), desde el 1 de septiembre de 1975 hasta el 1 de julio de 1988, conforme se tiene de los antecedentes que cursan en el expediente.

La referida resolución, motivó que el Servicio Nacional del Sistema de Reparto SENASIR, Regional Potosí, Representado por Mirvia Arrueta Montesinos, interponga recurso de casación en el fondo, acusando que el tribunal de alzada al revocar la Resolución Nº 538/14 de 30 de junio 2014, transgredió y aplicó indebidamente el parágrafo II del art. 45 de la Constitución Política del Estado y el art. 397 del Código de Procedimiento Civil, toda vez que los documentos que cursan a fs. 102, 103, 104, 110 y 133 son incompletos e inconsistentes, porque acreditan que el actor figura en planilla como Andrés Calla Portillo y no así como Andrés Portillo Portillo, razón por la cual el Área de Certificación, no certificó el periodo reclamado.

Concluyó solicitando que este Tribunal Supremo de Justicia y deliberando en el fondo case el auto de vista recurrido.

CONSIDERANDO II: Que así planteado el recurso, ingresando a su análisis, en relación a los datos del proceso y las disposiciones legales, cuya transgresión se acusa, se establece lo siguiente:

En cuanto a la denuncia de transgresión del parágrafo II del art. 45 de la Constitución Política del Estado y art. 397 del Código de Procedimiento Civil, al revocar la Resolución Nº 538/14 de 30 de octubre de 2014 y disponer que la institución recurrente proceda a efectuar el cálculo de compensación de cotizaciones a favor del apelante; al respecto cabe señalar que del análisis de los antecedentes del trámite, se advierte que la institución recurrente por Resolución Nº 0008832 de 23 de octubre de 2009 de fs. 12, resolvió otorgar a favor de Andrés Portillo Portillo, la constancia de aportes correspondiente al sector Minería Privada, considerando un salario cotizable de Bs.633,62.-, correspondiente a junio/1988 y una densidad de aportes de 6,50 años; documento válido para tramitar su Certificado de Compensación de Cotizaciones por procedimiento manual. Sin embargo, notificado el solicitante, formuló recurso de reclamación, por qué no se tomó en cuenta los años de servicio prestados en la empresa COMSUR, del 1/09/1975 a diciembre de 1981, explicando la observación realizada por el SENASIR, que en ese periodo en algunos papeles figuraba como Andrés Calla Portillo y en otros como Andrés Portillo Portillo, que fue debido a que su padrastro le dio un Certificado de Nacimiento para que se presente al cuartel, con el cual se presentó para trabajar en la Empresa Minera del COMSUR S.A., sin saber que no se encontraba registrado en el SERECI, hasta que tuvo que sacar su certificado para casarse, que se enteró que en la base de datos no existía el mismo, por lo que tuvo que hacer un trámite judicial para registrar su nombre sólo con el apellido materno, realizando posteriormente otro trámite administrativo para contemplar el apellido Portillo Portillo, a partir de ello, cuenta con los datos de Andrés Portillo Portillo, que de ninguna manera se trata de otra persona, como erróneamente aduce la institución recurrente, conforme consta en el Aviso de Baja de la Caja Nacional de Salud, del año 2000 de fs. 1, Record de Servicios de fs. 3, Certificado de Trabajo de fs. 4, Papeleta de Pago de fs. 5, Certificado de Nacimiento de fs. 6 y Fotocopia de la Cédula de Identidad de fs. 7, en los que figura como Andrés Portillo Portillo, nacido el 06 de mayo de 1957, que tienen todo el valor legal, conforme al art. 397 del Código de Procedimiento Civil y hacen viable la aplicación del Decreto Supremo Nº 27543 de 31 de mayo de 2004, que en su art. 14, establece: “ En caso de inexistencia de planillas y comprobantes de pago en los archivos del SENASIR, del periodo comprendido entre enero de 1957 y abril de 1997, el SENASIR certificará los aportes con la documentación que cursa en el expediente del asegurado…”, haciendo alusión a finiquitos, certificados de trabajo, boletas de pago o planillas de haberes, partes de afiliación y baja de las Cajas de Salud respectivas, record de servicios o calificación de años de servicio, contratos de trabajo, entre otros en aras de llegar a la verdad material del hecho, antes que causar perjuicio al solicitante y privarle de contar con una renta de vejez oportuna, que por ley le corresponde.

En cuanto al apellido “Calla”, esta observación se encuentra aclarada por la documentación presentada por el solicitante, por tanto se trata de la misma persona, estando además demostrado por la Certificación de fs. 20, emitida por la Dirección General de Pensiones, el solicitante Andrés Portillo Portillo, tiene registradas 140 cotizaciones, por servicios prestados en COMSUR S.A. desde el mes de septiembre de 1975 hasta el mes de julio de 1988, consecuentemente, no se calificó la totalidad de la densidad de aportes por los años prestados en la referida empresa, siendo por tanto correcta la decisión del tribunal de alzada, en observación y aplicación de las leyes que rigen la materia.

De los fundamentos expuestos, se colige que la entidad recurrente no obró correctamente en la emisión de certificación de constancia de aportes solicitado por el actor, toda vez que la observación realizada, fue aclarada y demostrada por el solicitante con documentos emitidos por la institución empleadora, así como por la Dirección General de Pensiones, consecuentemente, no se puede afectar el derecho de acceder a una jubilación con carácter universal, solidario, equitativo y oportuna en justa retribución por los aportes realizados en todos los años trabajados, por ello, la ley sabiamente establece que en caso de no contarse con documentos a tiempo de la solicitud del asegurado, el SENASIR tendrá que solicitar a la entidad empleadora o demostrar a través de otro medio la negación para no efectuar el cálculo de certificación de aportes, aspecto que no sucedió en el caso de autos, pero de ningún modo actuar en perjuicio del trabajador, como ocurrió en el caso en análisis, retardando injustificadamente el trámite en franca vulneración de los derechos reconocidos en los arts. 45.IV y 48.IV de la Constitución Política del Estado.

Finalmente, es preciso señalar también que con relación a los procesos administrativos, este Tribunal Supremo de Justicia a través de la jurisprudencia emanada, ha establecido que debe prevalecer la verdad material sobre la verdad formal, por mandato del art. 180.I de la Constitución Política del Estado y del art. 30.11 de la Ley del Órgano Judicial, en ese entendimiento en el caso de autos, en mérito a los documentos presentados por el solicitante Andrés Portillo Portillo está acreditado la prestación de servicios en la Empresa Minera del Sur COMSUR S.A., por lo que corresponde su reconocimiento, en estricto cumplimiento de las normas señaladas, haciendo prevalecer la realidad de los hechos, antes de subsumir el accionar administrativo y jurisdiccional en ritualismos procesales rigurosos que resultan desnaturalizando el verdadero sentido de la justicia social, pronta, efectiva y oportuna.

Por consiguiente, al no ser ciertas las infracciones denunciadas en el recurso de casación en el fondo por la entidad recurrente, corresponde resolver el mismo de acuerdo a las previsiones contenidas en los arts. 271.2) y 273 del Código de Procedimiento Civil, aplicables por mandato de los arts. 633 del Reglamento del Código de Seguridad Social y 15 del Manual de Prestaciones de Rentas en Curso de Pago y Adquisición. 

POR TANTO: La Sala Contenciosa y Contenciosa Administrativa, Social y Administrativa Segunda del Tribunal Supremo de Justicia, con la atribución conferida por los arts. 184.II de la Constitución Política del Estado y 42.I.1 de la Ley del Órgano Judicial, declara INFUNDADO el recurso de casación en el fondo de fs. 171 a 172.

Sin costas por mandato del art. 39 de la Ley Nº 1178 de 20 de julio de 1990, y art. 52 del Decreto Supremo Nº 23215 de 22 de julio de 1992.

Regístrese, notifíquese y devuélvase.