TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

SALA CONTENCIOSA, CONTENCIOSA ADM., SOCIAL Y ADM. PRIMERA

Auto Supremo Nº 409

Sucre, 17 de agosto de 2018


Expediente:                        007/2018

Demandante:        Gobierno Autónomo Municipal de Cochabamba

Demandado:        Vocales de la Sala Social, Administrativa, Contenciosa Administrativa Segunda del Tribunal Departamental de Justicia de Cochabamba.

Proceso:                Compulsa

Departamento:                                Cochabamba

Magistrado Tramitador:        Dr. Esteban Miranda Terán.

VISTOS: El recurso de compulsa interpuesto por Rimer Ángel Cespedes Hinojosa en representación del Gobierno Autonomo Municipal de Cochabamba, cursante a fs.42 y vta., de obrados, dentro del proceso Laboral seguido por Pedro Huaca Ajuacho, contra la entidad que representa el compulsante, los antecedentes adjuntos, y:

I.- Argumentos del recurso de compulsa:

Por memorial de fojas 42 vta., de obrados, Rimer Ángel Cespedes Hinojosa, en de compulsa contra el Auto de 04 de julio de 2018, cursante de fs. 40 del testimonio remitido, emitido emitido por Vocales de la Sala Social, Admnistrativa, Contencioso y Contencioso Administrativa Segunda del Tribunal Departamental de Justicia de Cochabamba, por el que se rechazó el Recurso de Casación interpuesto por el indicado apoderado, contra el Auto de Vista N° 052/2017 de 27 de octubre, señalando que dicho recurso de casación, fue rechazado indebidamente y sin ningún asidero legal, declaró ejecutoriado el mal cálculo de actualización de beneficios sociales, además de condenarles con costas, sin considerar que esas actualizaciones son parte de la Sentencia principal y que al ser la demandada una entidad pública con corresponda que se sancione con costas, que por eso no se pueden consentir esta resolución, porque no puede alterarse ni modificarse la cosa juzgada contenida en la sentencia.

Concluyó solicitando se declare la legalidad de la compulsa, ordenando se conceda y sustancie el recurso de casación indebidamente negado, debiendo dejarse sin efecto el pago de costas. 

II.- Antecedentes del proceso:

De la revisión de los antecedentes adjuntos al recurso de compulsa, se evidencia lo siguiente:

Que mediante Auto Interlocutorio de 30 de septiembre de 2015 (fs. 15-16), emitido por el Juez de Trabajo y Seguridad Social N° 1 de la ciudad de Cochabamba, se rechazó las observaciones o cuestionamientos planteados contra la liquidación de beneficios sociales, por consiguiente conminó al Alcalde del Gobierno Autónomo Municial de Cochabamba, hacer efetivo el importe de Bs. 51.804,55 por beneficios sociales a favor del actor Pedro Huanca Ajhuacho, bajo conminatoria de expedirse mandamiento de apremio.

Esta determinación fue impugnada, mediante recurso de apelación promovido por el representante del Gobierno Autónomo Municipal de Cochabamba, conforme consta el escrito de fs. 18 a 19vta., del testimonio remitido, recurso que luego del traslado y la contestación fue concedido en efecto devolutivo para ante el Tribunal de alzada, conforme constan los Autos de 28 de octubre de 2015, cursante a fs. 24 y vta., y 08 de agosto de 2017, cursante de fs. 28, (del testimonio remitido), emitido éste último Auto, en cumplimiento del Auto de Vista N° 55/2016 de 16 de septiembre, prinunciado por la Sala Social, Administrativa Contenciosa y Contenciosa Administrativa Segunda, del Tribunal Departamental de Cochabamba, que cursa a fs. 26 y vta.

Posteriormente, el recurso de apelación, fue resuelto por Auto de Vista N° 52/2017 de 27 de octubre, emitido por la misma Sala Social, Administrativa Contenciosa y Contenciosa Administrativa Segunda del Tribunal Departamental de Cochabamba, que cursa de fs. 31 a 32 de obrados, por el que se confirmó el Auto apelado de 30 de septiembre de 2015.

Contra esta determinación, el ahora compulsante, interpuso recurso de casación, de acuerdo a los fundamentos del escrito de fs. 35 a 39 vta., que fue directamenta rechazado por el Auto 04 de julio de 2018, cursnate a fs. 40, argumentando que el Auto de Vista 052/2017, nose encuentra dentro de los parámetros del art 255 del Código de Procedimiento Civil (CPC-1975), declarándolo ejecutoriado y ordenando la devolución de obrados al juzgado de origen.

Fundamentos Jurídicos del Fallo y análisis del caso en concreto:

El recurso de compulsa, previsto por el art. 279 del Código Procesal Civil (CPC-2013), establece que procede en los siguientes casos:

1) Por negativa indebida del recurso de apelación;

2) Por haberse concedido la apelación en efecto que no corresponda, y;

3) Por negativa indebida del recurso de casación.

En el caso presente se alega que se hubiese negado de manera indebida el recurso de casación promovido mediante el escrito de fs. 35-39 de obrados; por consiguiente corresponde determinar si el Tribunal de apelación actuó acorde a la normativa vigente para rechazar dicho recurso, o en su caso deberá observarse el trámite establecido por el art. 281-II del CPC-2013:

Del análisis y compulsa de la normativa aplicable y los antecedentes del proceso, se advierte que ciertamente el Tribunal ad quem, aplicó para rechazar el recurso de casación las previsiones del art. 255 del CPC-1975, norma que se encuentra abrogada junto a todo el Codigó de Procedimento Civil, conforme determina la disposición abrogatoria Segunda del CPC-2013, resultado consiguiente inaplicable al caso.

Sin embargo, analizando los antecedentes del expediente, este Tribunal, no encuentra fundados los motivos traídos por el compulsante para dar cabida al recurso de compulsa y conceder el recurso de casación, por cuanto, lo determinado en el Auto de 04 de julio de 2018, en relación a lo establecido en el art. 279 del CPC-2013, no constituye una “negativa indebida”; sino por el contrario, constituye una afirmación justificada en norma, al establecer que el Auto de Vista Nº 052/2017, no es recurrible de casación, al no cumplir con la exigencia procesal contemplada en el art. 270 del adjetivo Civil citado, porque la resolución recurrida, si bien constituye un Auto de Vista que resuelve una apelación de impugnación de un Auto Interlocutorio, este se refiere a la resolución del rechazo de una observación a una planilla de actualización de beneficios sociales, en ejecución de sentencia pronunciado, dentro de un proceso laboral de pago de beneficios sociales; por consiguiente, la impugnación de esta determinación, fue concedido en efecto devolutivo conforme establece el art. 260-II del CPC-2013, que se aplica en materia laboral, por la norma remisiva contenida en el art. 252 del Código Procesal del Trabajo (CPT) y que por su naturaleza, no permite la impugnación posterior en casación.

Por ello, en aplicación de la norma citada precedentemente, se establece que sólo se encuentra permitido interponer el recurso de casación contra las resoluciones identificadas en el art. 270-I del CPC-2013 y no así como erróneamente pretendió el compulsante; respecto de una resolución apelada en efecto devolutivo que no admite recurso de casación posterior, conforme fluye de la interpretación armónica y contextualizada de los art. 260-II y 270 del CPC-2013.

En conclusión se establece, que si bien el Tribunal de alzada, incurrió en errónea aplicación normativa al citar una norma abrogada; empero, cumplió las previsiones del art. 274-II núm. 2 del CPC-2013, al negar el recurso de casación, consiguientemente, corresponde aplicar el art. 282-I del mismo Código Adjetivo Civil.

POR TANTO: La Sala Contenciosa y Contenciosa Administrativa, Social y Administrativa Primera del Tribunal Supremo de Justicia, en ejercicio de la atribución conferida por el art. 42-4 de la Ley del Órgano Judicial (LOJ), declara ILEGAL, el recurso de compulsa cursante de fs. 42 y vta., interpuesto por Rimer Ángel Céspedez Hinojosa, en representación del Gobierno Autónomo Municipal de Cochabamba, contra el Auto de 04 de julio de 2018 cursante a fs. 40, pronunciado por la Sala Social, Administrativa, Contencioso y Contencioso Administrativa Segunda del Tribunal Departamental de Justicia de Cochabamba.

No se sanciona con costas ni multa, en cumplimiento to del art. 39 de la Ley Nº 11780 y 52 de su Decreto Reglamentario Nº 23215.

Regístrese, comuníquese y notifíquese.