TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

SALA CONTENCIOSA Y CONTENCIOSA ADM., SOCIAL Y ADM. PRIMERA


AUTO SUPREMO Nº 590

Sucre, 08 de septiembrede 2015

Expediente:304/2011-S

Demandante: Douglas Domínguez Rojas

Demandada: Servicio Departamental de Caminos

Distrito        : Pando

Magistrado Relator: Dr. Pastor Segundo Mamani Villca

===================================================================

VISTOS: El recurso de casación interpuesto por Oscar Julio Terán Ayala en representación del Servicio Departamental de Caminos de Pando del Gobierno Autónomo Departamental de Pando (SEDECA-Pando), cursante de fs. 69 a 70, contra el Auto de Vista No39 de 25 de mayo de 2011, saliente de fs. 65 a 66 vta., pronunciado por la Sala Civil, Social de Familia y de la Niñez y Adolescencia de la entonces Corte Superior de Justicia del Distrito Judicial de Pando; dentro del proceso Social, seguida por Douglas Domínguez Rojas contra la entidad ahora recurrente de casación; la respuesta al mencionado recurso a fs. 72, el Auto de 22 de junio de 2011 a fs. 72 y vta., que concedió el recurso;los antecedentes del proceso; y:

       CONSIDERANDO I:

       I.1. Antecedentes del proceso

I.1.1. Sentencia

Interpuesta la demanda de pago de beneficios sociales y otros por Germán AranibarLedezma en representación de Douglas Domínguez Rojas, mediante memorial cursante de fs. 5 a 7 vta., y tramitada la misma, el Juez del Trabajo y Seguridad Social, Niña, Niñoy Adolescente de Cobija, pronunció la Sentencia Nº 13/2011 de 8 de abril de fs. 46 a 48, mediante la cual declaró probada en parte la demanda y probada en parte la excepción perentoria de prescripción, por lo que dispuso que la entidad demandada dentro de tercero día de su ejecutoria, cancele a favor del demandante la suma de Bs.4.492.-, por concepto de subsidio de frontera correspondiente a gestión 2008 (8 meses) y vacación. Sin costas.

I.1.2. Auto de Vista

En conocimiento de la Sentencia, el apoderado legal del demandante Douglas Domínguez Rojas interpuso el recurso de apelación de fs. 51 a 52 vta., que fue resuelto a través del Auto de Vista hoy impugnado, mediante el cual, el Tribunal de alzada confirmó totalmente la Sentenciaapelada.

I.2.Motivos del recurso de casación 

Contra el citado Fallo, Oscar Julio Terán Ayala interpone recurso de apelación a través de memorial corriente a fs. 69 a 70, en el que previa reseña de antecedentes, señala:

       De la revisión del Auto de Vista impugnado se advierte que confirmó la Sentencia que en a su turno conminó a la institución que representa, cancelar la suma de Bs.4.492,aplicando la prescripción de manera parcial. Con este antecedente, citando el contenido de los arts. 163 del Decreto Reglamentario de la Ley General del Trabajo (DR-LGT) y 120 de la Ley General del Trabajo (LGT), afirma que es clara la regla para la aplicación de la prescripción a los beneficios sociales incluido al subsidio de frontera, y que no debía concederse las duodécimas tanto en la Sentencia como en el Auto de Vista, al haber pasado más de dos años.

       En lo referente a la vacación, citando lo dispuesto por el art. 33 del DR-LGT, afirma que, al demandante no le corresponde duodécimas de vacación, otorgadas en Sentencia y Auto de Vista. Con ese argumento, pide se aplique tanto al subsidio de frontera como a la vacación la prescripción.

       I.2.1. Petitorio

Concluyó pidiendose revoque tanto el Auto de Vista impugnado como la Sentencia pronunciada por el Juez de primera instancia.

       CONSIDERANDO II:

       II.1. Fundamentos jurídicos del fallo

       A través del recurso de casación el recurrente cuestiona la errónea aplicación de los arts. 33 y 120 de la LGT y 163 del DR-LGT, respecto al reconocimiento de duodécimas del subsidio de frontera y la vacación, afirmando que dichos derechos prescribieron por el transcurso de dos años.        

       Sobre dicho cuestionamiento en principio es necesario hacer referencia a la advertencia contenida en el art. 258.3 del Código de Procedimiento Civil (CPC), dispositivo legal que taxativamente prevé que, en el recurso de nulidad no está permitido alegar nuevas causa de nulidad por contravenciones que no se hubieren reclamado en los tribunales inferiores; norma legal que, en materia social debe ser aplicada observando lo dispuesto por los arts. 3.e) y 57 del Código Procesal del Trabajo (CPT), que concluyentemente advierten, en mérito al principio de preclusión, que el Juez está impedido de regresar a los momentos procesales ya extinguidos o consumados, rechazando de oficio toda petición por pérdida de la oportunidad conferida por ley para la realización de un acto procesal.

       En autos, de los antecedentes llegados a casación, consta que la entidad ahora recurrente no formuló recurso de apelación contra la Sentencia de primera instancia y únicamente fue el demandante Douglas Domínguez Rojas, quien cuestionó la decisión del Juez de grado a través del recurso de apelación de fs. 51 a 52 vta., y corrido en traslado dicho recurso fue respondido por la entidad demandada SEDCAM-Pando mediante el memorial de fs. 58 a 59, donde en forma expresa pide al Tribunal de alzada “…CONFIRME TOTALMENTE LA SENTENCIA Nº 14-011 DE FECHA 08 DE ABRIL DE 2011”(sic), lo que supone que el hoy recurrente expresamente manifestó su conformidad con lo resuelto por el Juez de instancia en la Sentencia; en consecuencia el Tribunal de alzada sólo analizó y resolvió los cuestionamientos efectuados por el demandante y no emitió ningún criterio sobre las temáticas que recién en forma extemporánea expone la entidad demandada en este recurso; en esa virtud, conforme a las normas legales precedentemente citadas, el derecho del recurrente de reclamar la presunta vulneración de los arts. 33 y 120 de la LGT y 163 del DR-LGT precluyeron, por lo que este Tribunal carece de competencia para ingresar al análisis y resolución del recurso de casación.

       Asimismo, se debe tener en cuenta que conforme al art. 262.2) del CPC “El tribunal o juez de segundo grado deberá negar la concesión del recurso de casación y declarar ejecutoriada la sentencia o auto recurrido (…) Cuando pudiendo haber apelado no se hubiere hecho uso de este recurso ordinario”.

       La misma norma procesal en su art. 272.1) constriñe al Tribunal de casación el declarar improcedente el recurso, en los casos previstos por el art. 262 supra citado.

       Así entonces en los casos que una de las partes no hubiese formulado recurso de apelación contra la Sentencia de primera instancia y la misma se mantuviese incólume por efecto de la resolución de alzada, no resulta admisible el recurso de casación. En su caso, esto es, en caso de haber sido interpuesto dicho recurso, corresponderá su rechazo por parte del Tribunal de apelación y, en caso de haberse concedido en inobservancia de la previsión legal contenida en el art. 262 del CPC ante cuya eventualidad contraria, corresponderá darse aplicación, en grado de casación, del art. 272.1) del mismo ritual civil.

       Por lo expuesto, corresponde resolver el recurso de casación conforme advierte el art. 271.1 y 272.1) del CPC, aplicable por mandato de la norma permisiva contenida en el art. 252 del CPT.

       POR TANTO: La Sala Social Contenciosa y Contenciosa Adm., Social y Adm. Primera del Tribunal Supremo de Justicia, con la atribución conferida por los arts. 184.1 de la CPE y 42.I.1 de la Ley del Órgano Judicial, declara IMPROCEDENTEel recurso de casación interpuesto por Oscar Julio Terán Ayala en representación del Servicio Departamental de Caminos de Pando de fs. 69 a 70; Sin costas.

       Regístrese, notifíquese y devuélvase.

Firmado: Dr.  Pastor Segundo Mamani Villca

                Dr. Antonio Guido  Campero Segovia

Ante mí: Dr. Pedro Gabriel Fernández Zuleta

                Secretario de la  Sala  Contenciosa y Contenciosa Adm,  Social Adm. Primera