TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

SALA CONTENCIOSA Y CONTENCIOSA ADM., SOCIAL Y ADM. PRIMERA


Auto Supremo Nº 542

Sucre, 04de agosto de 2015

Expediente:232/2011-S

Demandante: Braulio Quispe Nina

Demandado: Walter Ocsa Manuel

Distrito        :Oruro

Magistrado Relator: Dr. Pastor Segundo Mamani Villca

=================================================================

VISTOS: El recurso de casación en la forma y en el fondo de fs.211 a 212, interpuesto porWalter Ocsa Manuel contra el Auto de Vista AV-SSA-34/2011 de 18 de marzo, cursante de fs.205 a 207, pronunciado por la Sala Social y Administrativa dela entonces Corte Superior delDistrito Judicial de Oruro;dentro del proceso laboral seguido por Braulio Quispe Nina contra Walter Ocsa Manuel; la respuesta al recurso de casación de fs. 215 a 216 vta.;el Auto Nº 64/2011 de 20 de mayo cursantea fs. 217 que concedió el recurso; los antecedentes del proceso; y:

CONSIDERANDO I

I.1 Antecedentes del proceso

I.1.1 Sentencia

Planteada la demanda de pago de sueldos devengados y beneficios sociales que cursa a fs. 17 y vta., modificada defs. 25 a 27 vta., y tramitado el proceso, la Juez de Partido Primero de Trabajo y Seguridad Social de la entonces Corte Superior delDistrito Judicialde Oruro, pronunció Sentencia No17/2010 de 30 de abril defs. 152a156, declarando probada en parte la demanda, sin costas; determinando que el representante legal del Centro Agroecológico Walipini, Walter Ocsa Manuel cancele a su ex trabajador Braulio Quispe Nina los derechos sociales que le asisten consistentes en indemnización por 5 años, aguinaldo de navidad en duodécimas gestión 2006 y reintegro de sueldos por el lapso de 6 años, 1 mes y 13 días, desestimando el pago de desahucio y vacaciones demandadas. Suma que ascendió a un total de Bs.20.826,50; de acuerdo al detalle sentado en la presente Resolución.

I.1.2 Auto de Vista

En grado de apelación deducida por el demandado, tal cual es saliente de fs. 169 a 172 vta.,la Sala Social y Administrativa de la entonces Corte Superior delDistrito Judicial de Oruro, medianteel Auto de Vistadescrito al prefacio, confirmó la Sentencia apelada, con costas en ambas instancias.

I.2Motivos del recurso de casación        

El Fallo mencionado, motivó que Walter Ocsa Manuel interponga recurso de casación en el fondo y en la forma (fs.211 a 212), en el que expresa lo siguiente:

I.2.1Bajo el rótulo de Violación de los arts. 161.a) del Código Procesal del Trabajo yen su inciso a); última parte del parágrafo I del art. 1311 del Código Civil” (sic), dice el recurrente que ni el Juez de grado ni el Tribunal de Alzada tomaron en cuenta anticipos abonados al demandante, sosteniendo a tal fin que:

si bien Walter Ocsa Manuel cancelaba algunos anticipos del sueldo registrado en el cuaderno de pagos a Braulio Quispe Nina y que fundamentando por los arts. 166 y 167 del Código Procesal del Trabajo, según la confesión provocada formulada al demandante, con el interrogatorio Nº 3, que cursa a fs. 133, donde admite que formaba un cuaderno de pagos, de todos los anticipos, que consta a fs. 112 y 119, haciendo una suma total de Bs.23768 y no así como se determina en la Sentencia Nº 17/2.010 de fs. 156, en anticipos, por sueldos según demanda de Bs.16.639,50 de fs. 156, en anticipos, por sueldos según demanda de Bs.16.639,50 de lo que claramente se establece que [el recurrente canceló] al demandante…tomando en cuenta la Sentencia de Nº 17/2.010” (sic).

Sobre lo anterior el recurrente alega que el saldo a cancelar por concepto de beneficios sociales ascendería a la suma total de Bs.13.268.-, resultantes del descuento de los anticipos antes señalados y los corrientes de fs. 138 a 141.

I.2.2 Denuncia violación del art. 204.III del Código de Procedimiento Civil (CPC), con el argumento que sorteado el expediente el 9 de marzo de 2011; el Auto de Vista de fs. 205 a 207, si bien está fechado el 18 de marzo de 2011, sin embargo la diligencia de fs. 208 demostrase que el recurrente fue notificado el 28 de abril de 2011; razón por la que de acuerdo con lo dispuesto por el art. 119 del CPC el oficial de diligencias de la Sala Social y Administrativa tenía el plazo de 24 horas para notificar a las partes, notificándole recién el 28 de abril de 2011, por lo que establecería que el Auto de Vista fue dictado fuera del plazo legal de 30 días establecido en el art. 204.III del CPC. 

I.2.3Petitorio

Solicita que, previa concesión de su recurso, laCorte Suprema de Justicia pronuncie Auto Supremo anulando obrados hasta fs. 205 inclusive, o sea, hasta el estado en que se pronuncie nuevo Auto de Vista por un Tribunal competente; y, alternativamente, se pronuncie Resolución casando el Auto de Vista de fs. 205 a 207 y deliberando en el fondo, declare improbada la demanda.

CONSIDERANDO II

II.1 Fundamentos jurídicos del fallo

Los principios procesales que sustentan la potestad de impartir justicia en torno a la jurisdicción ordinaria, están inmersos en el art. 180 de la CPE, el parágrafo II de este precepto constitucional garantiza el principio de impugnación de los fallos judiciales, mismo que en síntesis, apunta -dentro de un rango de razonabilidad- disminuir los obstáculos formales para el goce del mismo; dicho de otro modo: la exigibilidad rigurosa y gramatical de los requisitos procesales que habilitan la procedencia de los recursos.

Para el particular caso de los recursos de casación regidos por el CPC (aplicable al caso de autos por la remisión del art. 252 del Código Procesal del Trabajo(CPT), la jurisprudencia constitucional ha emitido criterio uniforme sobre su tratamiento, así la Sentencia Constitucional Plurinacional (SCP) 2210/2012 de 8 de noviembre, interpretó la declaratoria de improcedencia del recurso de casación, los requisitos exigidos por la norma adjetiva sobre el tema, indicando que en la:

…labor verificativa del cumplimiento de los requisitos…, no se debe restringir a que en el recurso de casación se contemple de forma explícita la especificación de la ley o las leyes que se consideran fueron vulneradas, aplicadas falsa o erróneamente y la especificación sobre en qué consiste la violación, falsedad, o error, el cumplimiento de ello puede estar implícito o disperso en el recurso de casación y no sería conducente con un sistema judicial que procura la verdad material la exigencia con rigurosidad de la explicites de los requisitos cuando fácilmente de una lectura y análisis integral del recurso se puede desentrañar el cumplimiento de los requisitos y posibilitar así una resolución en el fondo que elimine el estado de indeterminación de las partes procesales, contribuya a la pacificación social y la seguridad jurídica”.

Así las cosas, en la lectura integral del recurso que motiva autos, si bien la Sala, encuentra varias deficiencias en lo que a su estructura y técnica de construcción jurídica y gramatical refiere, pues el relato fáctico no sigue una secuencia al respaldo jurídico que la norma procesal exige; del análisis integral de su texto, se desprende que el mismo arroja dos problemáticas a ser resueltas, tal cual se sintetizó en el apartado I.2 en este Auto Supremo; situación a partir de la cual, se ingresa a resolver el recurso de casación interpuesto.

II.1.1 En cuanto a la acusación, en la que el recurrentedenuncia la pérdida de competencia del Tribunal de Alzada para dictar el Auto de Vista impugnado, como se evidencia a fs. 203, se decretó Autos el3 de marzo de 2011, y se sorteó vocal relator el 9 de marzo de 2011, emitiéndose el Auto de Vista el 18 de marzo de 2011, es decir  dentro del término de 10 días, estipulado por el art. 209 del CPT, no obstante se observa que luego de la emisión del referido Auto de Vista existió una mora judicial al constar que se notificó a la parte demandada recién el 28 de abril de 2011, es decir, después de haber trascurrido más de un mes, aspecto que amerita una severa llamada de atención a los Vocales y a la Secretaria de Sala por no supervigilar las labores del Oficial de Diligencias, y a éste último por no cumplir sus funciones adecuadamente, por cuanto no se justifica el haber hecho esperar a las partes tanto tiempo para cumplir con la notificación de una resolución. Sin embargo, ese hecho no amerita la nulidad del proceso como pretende el recurrente; por cuanto no está inmerso dentro de las causales de procedencia del recurso de nulidad o en la forma dispuesta por el art. 254 del CPC , concordante con el art, 251 del mismo Código Adjetivo Civil.

II.1.2 En cuanto al reclamo referido a los anticipos de dinero que hubiera entregado el demandado al demandante y que cursarían de fs. 112 a 119 vta.

Se tiene que conforme a la confesión provocada de acuerdo al detalle que consta en Acta de Audiencia Pública de Confesión Provocada cursante a fs. 134 y vta., formulada al demandante con el interrogatorio cursante a fs. 133, el demandante reconoce que firmaba un cuaderno en el que consignaba cuando le cancelaba el empleador; de igual forma, conforme a la modificación de la demanda Braulio Quispe Nina reconoce todos los anticipos percibidos desde la gestión 2000 a 2006, haciendo un detalle minucioso de cada monto y la fecha; por lo que confrontados estos montos con los que se muestran de fs. 112 a 119 vta., referentes a anticipos de sueldos ya se encuentran deducidos del pago del finiquito.

Asimismo, varios de los dineros entregados corresponden a conceptos de: pago de crédito, luz, guano, aspectos por los que en Sentencia y confirmados en Alzada no fueron tomados en cuenta; remarcando que la negligencia en el manejo del cuaderno de registro que mezcla varios conceptos no otorga claridad a la hora de deducir en forma ordenada los referentes a pagos a cuenta de sueldo, pues muchos de ellos no cuentan con la fecha, firma y el concepto de lo que refiere.Correspondiéndole por consiguiente el pago de beneficios sociales establecidos adecuadamente por la Juez a quo, y confirmado por el Tribunal de Alzada.

Por lo relacionado, no siendo evidentes las infracciones acusadas por el demandado, corresponde resolver el recurso en la forma que prevén los arts. 271.2) y 273 del CPC, aplicables al caso de Autos por mandato de la norma permisiva contenida en el art. 252 del CPT.

POR TANTO:La Sala Contenciosa y Contenciosa Adm., Social y Adm. Primera del Tribunal Supremo de Justicia, con la atribución conferida en los arts. 184.1 de la CPE y 42.I.1 de la Ley del Órgano Judicial, declara INFUNDADOel recurso de casación de fs. 211 a 212 interpuesto por Walter Ocsa Manuel,con costas.

Se regula honorario profesional del abogado de la parte demandante, en la suma de Bs.500.- (Quinientos 00/100) que mandará a pagar el Tribunal ad quem.

Regístrese, notifíquese y devuélvase.

Firmado: Dr.  Pastor Segundo Mamani Villca

                Dr. Antonio Guido  Campero Segovia

Ante mí: Dr. Pedro Gabriel Fernández Zuleta

                Secretario de la  Sala  Contenciosa y Contenciosa Adm,  Social Adm. Primera