SALA PLENA


RESOLUCION:                                114/2014

FECHA:                                        Sucre, 16 de julio de 2014

EXPEDIENTE Nº:                                02/2014

PROCESO:                Contencioso.

PARTES:                Empresa “S y R” Internacional S.R.L. contra el Comando de Ingeniería del Ejercito, Comando General del Ejercito y Ministerio de Defensa Nacional.

VISTOS EN SALA PLENA: Las excepciones previas interpuestas por el representante legal del Ministerio de Defensa, por una parte y por el Comando General del Ejército, por otra, así como el incidente de nulidad de notificación interpuesto por el Asesor Jurídico y Comandante del Comando de Ingeniería del Ejército, en el proceso contencioso seguido por la empresa “S y R” Internacional S.R.L. contra el Comando de Ingeniería del Ejército, Comando General del Ejército y Ministerio de Defensa Nacional; los antecedentes del proceso y el informe de la Magistrada tramitadora Norka Natalia Mercado Guzmán.

CONSIDERANDO: Que el Jefe de la Unidad de Gestión Jurídica del Ministerio de Defensa, en mérito al Poder Notarial 545/2014 de 5 de febrero, presenta memorial en fecha 27 de abril de 2014, argumentado que el Ministerio de Defensa no es parte en la suscripción del contrato de Provisión de Tachas Reflectivas; y que su función, respecto al Comando de Ingeniería del Ejército, se encuentra delimitada por el artículo 50 del DS 28635 de 8 de marzo de 2006, donde se establece que el Ministerio de Defensa sólo ejerce tuición sobre el Comando de Ingeniería que cuenta con autonomía de gestión administrativa, financiera, legal y técnica, autonomía prevista por el artículo 32. inc. e) del citado Decreto Supremo; asimismo, su artículo 10 paragrafo I inc. c) referido al proceso de cierre del Comando de Ingeniería del Ejército, señala que éste deberá tomar en cuenta previsiones de orden legal, económico, financiero y administrativo a momento de asumir los procesos administrativos, judiciales y arbitrales, seguidos en su contra o iniciados por éste.

Que el Comandante General del Ejército, Gral. Div. Ornar Jaime Salinas Ortuño, mediante memorial presentado el 3 de abril de 2014, se apersona al proceso y plantea excepciones previas de:

  1. Oscuridad, contradicción e imprecisión en la demanda, manifestando que la parte demandante recurre a la aplicación del artículo 118 parágrafo  I núm. 7 de la anterior Constitución Política del Estado de 2004, pretendiendo la aplicación de una normativa que no se encuentra prevista en la legislación vigente, estando la retroactividad prevista por el artículo 123 de la actual Constitución que dispone su aplicabilidad sólo en materia laboral, previa determinación expresa; en materia penal cuando beneficie al (a) imputado (a) y en materia de corrupción por delitos cometidos por servidores públicos contra el Estado; pretensión que resultaría impertinente, denotando la imprecisión y oscuridad con la que fundamenta su demanda.
  2. Incapacidad e impersonería, en razón a que la demanda busca el cumplimiento de una obligación contractual, siendo las partes intervinientes de la suscripción del contrato para la Provisión de Tachas Reflexivas, el Comando de Ingeniería del Ejército y la empresa S y R Internacional S.R.L, no existiendo participación del Comando General del Ejército, hecho reconocido y confesado en la misma demanda; en tal sentido no corresponde asumir o cumplir con obligación alguna que motiva la presente demanda; debiendo tenerse presente, que las instituciones públicas descentralizadas tienen características propias en cuanto a su dirección y representación, recursos, normativa, autonomía de gestión administrativa, financiera, legal y técnica y que la institución que ejerce tuición sobre el Comando de Ingeniería del Ejército es el Ministerio de Defensa, conforme prevé el artículo 50 parágrafo I del DS N° 28631 de 8 de marzo de 2006, razón por la cual el Comando General del Ejército carece de legitimidad pasiva, correspondiendo que sea apartado del presente proceso.

Que el asesor jurídico y el Comandante del Comando de Ingeniería del Ejército, mediante memorial de fojas 96, argumentan que no se dio cumplimiento a lo previsto por el artículo 74 del Código de Procedimiento Civil, referido a la citación personal con la demanda, en virtud a que se notificó al Asesor Jurídico del Comando de Ingeniería y no a quien estaba dirigida las actuaciones que recaía en la persona del ex comandante Cnl. DAEN Henry Omar Ortiz Mercado, existiendo nulidad de notificación conforme el art. 121 del Código de Procedimiento Civil.

Que la empresa demandante, a fojas 101 contesta el incidente de nulidad de notificación y las excepciones opuestas, manifestando que la citación con la demanda, efectuada al actual Comandante de Ingeniería del Ejército resulta válida porque la misma se dirigió contra la institución, debiendo asumir defensa el titular de la misma al haber sustituido al anterior, debiendo considerarse además, que la citación habría cumplido su cometido de poner en conocimiento la presente demanda. Respecto a la excepción de impersonería del Ministerio de Defensa, manifiesta que el Ministerio ejerce tuición sobre el Comando de Ingeniería del Ejército, conforme reconoció el propio Ministerio, debiendo tener en cuenta que por DSN° 1256 se creó la Empresa de Construcciones del Ejército ordenándose el cierre del Comando de Ingeniería del Ejército, razón por la cual el Ministerio de Defensa, en ejercicio de la tuición que ejerce, es parte, aunque secundaria, en el proceso. Con relación a las excepciones opuestas por el Comando General del Ejército, al margen de la retroactividad de la ley manifestada, con relación a las excepciones de incapacidad e impersonería, manifiesta que al no ejercer tuición sobre el Comando de Ingeniería, conforme el artículo 50 paragrafo I del DS 28639, solicita se excluya al Comando General del Ejército del presente proceso.

CONSIDERANDO: Que las excepciones son derechos de acción procesal reconocidos al demandado para oponerse a la acción del demandante, tanto al válido ejercicio de la naturaleza adjetiva de la acción (excepciones procesales) como a las pretensiones sustantivas de la misma (excepciones sustanciales). En el caso de las excepciones procesales, su objeto es cuestionar la legítima integración de la relación jurídico procesal en base al cumplimiento de ciertos presupuestos procesales que permiten ejercitar el derecho de acción, correspondiendo resolver las excepciones e incidente de nulidad interpuestas por las partes demandas.

Que revisada la demanda contenciosa de cumplimiento de obligación, interpuesta por la representante de la Empresa S y R Internacional S.R.L., (fs. 29 a 31) se evidencia que emerge del contrato suscrito entre la empresa demandante y el Comando de Ingeniería del Ejército, para la “provisión de tachas reflectivas” del proyecto camino asfaltado Puna - Belén, demanda que es dirigida contra el Comando de Ingeniería del Ejército, Comando General del Ejército y Ministerio de Defensa, que dio lugar a que el Ministerio de Defensa y el Comando General del Ejército interpusieran excepciones de impersonería, sustentándose en el hecho de que éstas instituciones no formaron parte en la suscripción del citado contrato; al respecto, corresponde señalar que la idoneidad de la persona, sea jurídica o natural, para actuar o ser parte en un juicio, se infiere de su posición respecto al litigio, de acuerdo al ordenamiento jurídico, en el presente caso, la demanda persigue el cumplimiento de una obligación, misma que está llamada a ser cumplida por las partes intervinientes del contrato que originó el convenio, resultando en el caso de autos, la Empresa S y R Internacional S.R.L. y el Comando de Ingeniería del Ejército, siendo la obligación del primero realizar la “provisión y colocado de tachas reflectivas en el camino asfaltado Puna-Belén” y del Comando de Ingeniería del Ejército cancelar la suma de Bs. 68.000.-, lo que implica que quien no haya acatado lo previsto en las cláusulas del contrato, será pasible a dar cumplimiento por medio de la acción pertinente que ejecute la parte damnificada, asumiendo activamente su rol dentro del proceso y dirigiéndola contra el otro sujeto interviniente.

La personería implica la facultad de la parte demandada para presentarse en la demanda; lo que significa que contra quien se ha dirigido la demanda, debe contar con las obligaciones y/o derechos que el demandante pretende que se diluciden dentro del proceso interpuesto, para que pueda responder al reclamo efectuado. En el presente caso, el Comando General del Ejército no intervino en la suscripción del referido contrato, es más, tal extremo es reconocido por la parte demandante, quien de fojas 101 a 102, solicita se excluya del proceso a esta institución, manifestando que el Comando de Ingeniería no es dependiente del mismo. Ahora bien, respecto al Ministerio de Defensa, cabe señalar que si bien ejerce tuición sobre el Comando de Ingeniería del Ejército (CO - ING), de acuerdo al artículo 50 parágrafo I del DSN° 28631 de 8 de marzo de 2006 que prevé: “(ENTIDADES BAJO TUICION O DEPENDENCIA). I. El Ministerio de Defensa Nacional tiene bajo su tuición o dependencia orgánica y administrativa a las siguientes entidades (...) Institución Pública Descentralizadas (...) * Comando de Ingeniería del Ejército (CO-ING)”; no es menos evidente que el artículo 32 del referido Decreto Supremo establece que:“(INSTITUCIONES PUBLICAS DESCENTRALIZADAS) I. Las instituciones públicas descentralizadas deben ser creadas por decreto supremo y su funcionamiento se regula con las siguientes características: (...) e. Tienen autonomía de gestión administrativa, financiera, legal y técnica (...) f. Están a cargo de un Director General Ejecutivo, quien ejerce la representación institucional y es la Máxima Autoridad Ejecutiva, es designado mediante resolución suprema. Define los asuntos de su competencia mediante resoluciones administrativas”.; de las citadas normas se evidencia la autonomía del Comando de Ingeniería del Ejército en cuanto se refiere a la administración de sus recursos, ejerciendo el Ministerio de Defensa únicamente un control de fiscalización, asimismo las Normas Básicas del Sistema de Administración de Bienes y Servicios, en su artículo 3 señala que su ámbito de aplicación corresponden a todas las instituciones del sector público, bajo responsabilidad de la Máxima Autoridad Ejecutiva y de los servidores públicos responsables de los procesos de contratación, es decir que el Director General Ejecutivo, al constituirse en la Máxima Autoridad Ejecutiva, es el encargado de informar al Órgano Rector, es decir al Ministerio de Defensa y a la Contraloría General de la República, siendo su actuar independiente y sólo rinde informe y cuentas de su gestión administrativa, financiera legal y técnica. Bajo ese contexto, se advierte que tanto el Comando General del Ejército como el Ministerio de Defensa, no pueden ser considerados como parte del presente proceso.

Con relación a las excepciones de oscuridad, contradicción e imprecisión opuestas por el Comando General del Ejército, en sentido de que la demanda pretende la aplicación del artículo 118 parágrafo I inciso 7) de la anterior Constitución Política del Estado, cabe señalar que la institución no señala con meridiana claridad de qué forma procura la parte demandante se de aplicación al citado artículo, simplemente se limita a señalar la irretroactividad de la ley contenida en el artículo 123 de la Constitución Política del Estado, en tal razón este Tribunal se halla impedido de ingresar en su análisis.

En lo concerniente al incidente de nulidad de citación interpuesta por el Comando de Ingeniería del Ejército, es preciso señalar que en un proceso judicial iniciado contra una institución pública o privada, contra quien se dirige la demanda es la persona jurídica y asumirá su defensa a través de su representante legal, que tiene el deber de cumplir con un mandato de administración, dirección o representación; por otro lado debe tenerse presente que según las normas internas de cada institución, los representantes legales son removidos constantemente, por ello la representación de la persona jurídica recae en su Director, Gerente, Administrador u otro responsable en el cargo, es decir que no puede catalogársele como demandado intuito personae, sino es la institución la que está siendo demandada y asumirá defensa quien funge como su representante legal; la citación se constituye en el emplazamiento para que comparezca en juicio, la parte demandada ya sea natural o jurídica por medio de su representante legal, en virtud de una demanda para que tome conocimiento de la misma; se constituye en el acto de poner al tanto a las partes sobre las providencias y resoluciones judiciales, para que dándose por comunicada o enterada de ellas, sepa el estado del litigio y asuma defensa.

La Sentencia Constitucional N° 0256/2014 de 12 de febrero, señala que: “La doctrina distingue a la citación como el aviso a los litigantes para que estén a derecho o asuman su defensa y la notificación como el aviso, dado también a los litigantes, para procurar la publicidad de los juicios. La jurisprudencia constitucional, al respecto señaló:"(...) los emplazamientos, citaciones y notificaciones (notificaciones en sentido genérico), que son las modalidades más usuales que se utilizan para hacer conocer a las partes o terceros interesados las providencias y resoluciones de los órganos jurisdiccionales o administrativos; para tener validez, deben ser realizados de tal forma que se asegure su recepción por parte del destinatario, pues la notificación, no está dirigida a cumplir una formalidad procesal en sí misma, sino a asegurar que la determinación judicial objeto de la misma sea conocida efectivamente por el destinatario (...) dado que sólo el conocimiento real y efectivo de la comunicación asegura que no se provoque indefensión en la tramitación y resolución en toda clase de procesos; pues no se llenan las exigencias constitucionales del debido proceso, cuando en la tramitación de la causa se provocó indefensión (...) sin embargo, en coherencia con este entendimiento, toda notificación por defectuosa que sea en su forma, que cumpla con su finalidad (hacer conocer la comunicación en cuestión), es válida", así lo entendió la SC 1845/2004-R de 30 de noviembre, que es citada en la SCP 0661/2012 de 2 de agosto.”. Bajo tales parámetros, se concluye que no resulta atendible la pretensión de la parte demandada.

POR TANTO: La Sala Plena del Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional de Bolivia, declara PROBADAS las excepciones de impersonería planteadas por el Ministerio de Defensa Nacional y por el Comando General del Ejército, disponiéndose su apartamiento del presente proceso; RECHAZA las excepciones de oscuridad, contradicción e imprecisión en la demanda opuestas por el Comando General del Ejército y RECHAZA el incidente de nulidad de notificación interpuesto por el Comando de Ingeniería del Ejército.

No suscriben los Magistrados Pastor Segundo Mamani Villca y Maritza Suntura Juaniquina por encontrase ausentes.

Regístrese, notifíquese y cúmplase.


Fdo. Jorge Isaac von Borries Méndez

PRESIDENTE

Fdo. Rómulo Calle Mamani

DECANO

Fdo. Antonio Guido Campero Segovia

MAGISTRADO

Fdo. Gonzalo  Miguel Hurtado Zamorano

MAGISTRADO

Fdo. Rita Susana Nava Durán

MAGISTRADA

Fdo. Norka Natalia Mercado Guzmán

MAGISTRADA

Fdo. Fidel Marcos Tordoya  Rivas

MAGISTRADO


Fdo. Sandra Magaly Mendivil Bejarano

Secretaria de Sala

Sala Plena