SALA PLENA


AUTO SUPREMO:                        113/2015

FECHA:                                Sucre, 10 de diciembre de 2015.

EXPEDIENTE Nº:                        15/2015.

PROCESO:        Detención Preventiva con Fines de Extradición.

PARTES:        Solicitado por la Embajada de la República de Perú contra Diego Ribera Landivar.

               

VISTOS EN SALA PLENA: La Nota GM-DGAJ-UAJI-Cs-2721/2015 de 20 de octubre de 2015, mediante la cual el Director General de Asuntos Jurídicos del Ministerio de Relaciones Exteriores del Estado Plurinacional de Bolivia, remitió a este Tribunal Supremo de Justicia, la solicitud de arresto provisorio con fines de extradición, presentada por la Embajada de la República del Perú, los antecedentes y el informe de la Magistrada Tramitadora, Norka Natalia Mercado Guzmán.


CONSIDERANDO I: Mediante Nota Verbal Nº 5-7-M/376 de 8 de septiembre de 2015, cursante a fojas 1, la Embajada de la República del Perú, solicita la detención preventiva y posterior extradición del ciudadano boliviano Diego Rivera Landívar, solicitud que la realiza en mérito al artículo VI del Tratado de Extradición celebrado entre ambos países, vigente desde el 03 de marzo de 2010.


De la revisión de los documentos acompañados, se tiene la solicitud de detención preventiva para la posterior extradición del ciudadano boliviano Diego Ribera Landívar, librada por el Trigésimo Quinto Juzgado Penal de Lima, Provincia y Departamento de Lima República del Perú, de 25 de agosto de 2015, en el proceso penal por homicidio calificado previsto en el inciso 3 del artículo 108 del Código Penal Peruano, en agravio de Nicola Bonavia Wong o Frederick Goran Stravric, exponiendo que el imputado Diego Ribera Landívar junto al encausado Roy Roger Oroche García, en fecha 6 de julio de 2014, habría quitado la vida a Goran Frederic Stavric o Nicola Antonio Bonavia Wong, en circunstancias que la víctima se encontraba en el interior del establecimiento de comida rápida “Mc Donalds”, ubicada en la cuadra diecisiete de la Avenida Benavides en el distrito de Miraflores, a quien dispararon varias veces en el cuerpo, siendo la causa de su muerte, impacto por proyectil de arma de fuego. Asimismo, en dicha solicitud cursa la descripción de la persona reclamada, su paradero, la exposición de los hechos relevantes del caso, el detalle de la ley infringida, la declaración de existencia de una orden de captura y la declaración que la solicitud de extradición se presentará posteriormente por conducto regular.


CONSIDERANDO II: Que, las relaciones internacionales en materia de extradición entre Bolivia y la República del Perú, se encuentran regidas por el Tratado de Extradición suscrito en Lima Perú el 27 de agosto de 2003, ratificado por Bolivia mediante Ley No. 2776 de 7 de julio de 2004 y por Perú mediante Decreto Supremo No. 005-2007-RE de 17 de enero de 2007, vigente a partir del 3 de marzo de 2010.


El artículo I del citado Tratado Bilateral de Extradición, establece: Obligación de Extraditar. “Los Estados Contratantes convienen en extraditar recíprocamente, de acuerdo con las disposiciones del presente Tratado, a personas que estén procesadas o hayan sido declaradas culpables o condenadas por las autoridades del Estado requirente con motivo de la comisión de un delito o delitos que dan lugar a la extradición.”


Que de acuerdo al artículo VIII del referido Tratado: “1. En caso de urgencia, el Estado requirente podrá solicitar la detención preventiva de la persona reclamada en tanto se presente la solicitud de extradición. La solicitud de detención preventiva deberá tramitarse por conducto diplomático, o directamente entre el Ministerio de Justicia de la República del Perú y el Ministerio de Relaciones Exteriores y Culto de la República de Bolivia”. 2. La solicitud de detención preventiva contendrá: a) una descripción de la persona reclamada; b) el paradero de la misma si se conociere; c) breve exposición de los hechos relativos al caso, entre ellos, si fuera posible, fecha y  lugar del delito; d) detalle de la ley o leyes infringidas; e) declaración de la existencia de un mandamiento de detención; de resolución de culpa o de fallo condenatorio contra la persona reclamada; y f) declaración que la solicitud de extradición se presentará posteriormente.


En el caso de autos, conforme a los antecedentes remitidos a este Tribunal, se constata que se cumplió con el punto 2. del artículo VIII del Tratado de Extradición suscrito entre Perú y Bolivia, por lo que se considera procedente el pedido de detención preventiva por el tiempo establecido en el punto 4 del citado artículo, o sea 60 días computables a partir de la detención preventiva, tiempo durante el cual el Estado requirente deberá formalizar la extradición del requerido.


Se deja expresa constancia que el hecho imputado al requerido se encuentra previsto en el artículo 108 del Código Penal Peruano, el cual prevé una pena mínima de 15 años, también penado en nuestra legislación en el art. 252 del Código Penal Boliviano.


Consiguientemente, habiéndose verificado el cumplimiento de los aspectos formales precedentemente señalados, corresponde deferir favorablemente a la solicitud formulada.


POR TANTO: La Sala Plena del Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional de Bolivia, con la atribución conferida por los artículos 38-2) de la Ley 025 y 50-3) del Código de Procedimiento Penal, dispone la DETENCIÓN PREVENTIVA CON FINES DE EXTRADICIÓN del ciudadano boliviano DIEGO RIBERA LANDÍVAR, nacido en la ciudad de Santa Cruz, el 23 de diciembre de 1985, con último domicilio conocido en Bolivia, en Barrio Jardín Latino Calle No. 10 s/n, y que de acuerdo a la información proporcionada por INTERPOL, el requerido se encuentra retenido a disposición de las autoridades competentes, al haber sido capturado en fecha 21 de agosto en la ciudad de Santa Cruz Bolivia, por el delito de portación de arma de fuego; para lo cual el Juez de Instrucción de Turno en lo Penal de ciudad de Santa Cruz, expedirá mandamiento de detención con expresa habilitación de días y horas inhábiles, el que podrá ser ejecutado en el ámbito nacional con auxilio de la INTERPOL y la Policía Boliviana.


La autoridad comisionada deberá informar al Tribunal Supremo de Justicia de la ejecución del mandamiento y cumplimiento de la citación, estando obligada a remitir inmediatamente los antecedentes y diligencias practicadas.


A los efectos del debido proceso de ley, el juez comisionado deberá velar porque el detenido sea citado con una copia de la presente resolución y del mandamiento a expedirse, otorgándosele el plazo de diez (10) días más los de la distancia para que asuma defensa, computable a partir del momento de su citación.


Se dispone que la Presidencia de los Tribunales Departamentales de Justicia del país, certifiquen a través de sus Juzgados y Salas Penales sobre la existencia de algún proceso penal en trámite que se hubiera instaurado contra  Diego Ribera Landívar e informen sobre la detención impuesta en su contra.


Asimismo se dispone que el Registro Judicial de Antecedentes Penales del Consejo de la Magistratura, informe si es que registra alguna condena en su contra.


A los efectos consiguientes, comuníquese la presente resolución al Ministerio de Relaciones Exteriores para que por su intermedio y conforme a la solicitud recibida, se haga conocer a la Embajada de la República del Perú en Bolivia y por su intermedio al Juez Trigésimo Quinto Penal de Lima Perú.


Regístrese, notifíquese y cúmplase.



Fdo. Pastor Segundo Mamani Villca

PRESIDENTE

Fdo. Jorge Isaac von Borries Méndez

DECANO

Fdo. Rómulo Calle Mamani

MAGISTRADO

Fdo. Antonio Guido Campero Segovia

MAGISTRADO

Fdo. Gonzalo  Miguel Hurtado Zamorano

MAGISTRADO

Fdo. Rita Susana Nava Durán

MAGISTRADA

Fdo. Norka Natalia Mercado Guzmán

MAGISTRADA

Fdo. Maritza Suntura Juaniquina

MAGISTRADA

Fdo. Fidel Marcos Tordoya  Rivas

MAGISTRADO


Fdo. Sandra Magaly Mendivil Bejarano

Secretaria de Sala