TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

                                                                            S A L A  C I V I L


Auto Supremo: 251/2019-RA

Sucre: 14 de marzo de 2019

Expediente: CH-15-19-S

Partes: Juan Serrudo y otra c/ María Dolores Mejía Echalar de Peñaranda y otros.

Proceso: Mejor derecho y otros.

Distrito: Chuquisaca.

VISTOS: El recurso de casación de fs. 509 a 513 vta., interpuesto por Maria Dolores Mejía Echalar  de peñaranda contra el Auto de Vista Nº 040/2019 de 01 de febrero, cursante de fs. 505 a 507, pronunciado por la Sala Civil y Comercial Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Chuquisaca, dentro del proceso ordinario sobre mejor derecho y otros, seguido por Juan Serrudo y otra en contra de María Dolores Mejía Echalar de Peñaranda y otros; la contestación de fs. 517 a 519; el Auto de Concesión del recurso de 11 de marzo de 2019, cursante en fs. 520; los antecedentes del proceso; y:

CONSIDERANDO I:

ANTECEDENTES DEL PROCESO

  1. En base al memorial de demanda de fs. 102 a 109, subsanado por el escrito de fs. 112, Juan Serrudo y Sulema Mallon Huallpa a traves de sus representante legal, inician proceso ordinario sobre mejor derecho propietario y otros; acción que fue dirigida en contra de los herederos del Sr. David Peñaranda Molina y María Dolores Mejía Echalar de Peñaranda, quienes, una vez citados, contestaron a la demanda e interpusieron excepciones a través de los memoriales que cursan en fs. 139 a 142 y 170; desarrollándose de esa manera el proceso hasta dictarse la Sentencia Nº 160/2018 de fecha 07 de noviembre, cursante de fs. 445 y vta. a 451 vta.; donde la Juez Público Civil y Comercial Nº 13 del Tribunal Departamental de Justicia de Chuquisaca declaró PROBADA en parte la demanda principal.
  2. Resolución de primera instancia que al haber sido recurrida en apelación por María Dolores Mejía Echalar de Peñaranda, mediante el memorial de fs. 480 a 484 vta.; la Sala Civil y Comercial Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Chuquisaca, emitió el Auto de Vista Nº 040/2019 de 01 de febrero, cursante de fs. 505 a 507, por la que CONFIRMÓ la Sentencia mencionada.
  3. Resolución de segunda instancia que fue recurrida en casación por María Dolores Mejía Echalar de Peñaranda, mediante el memorial de fs. 509 a 513 vta., recurso que es objeto de análisis en cuanto a su admisibilidad.

CONSIDERANDO II.

REQUISITOS DE ADMISIBILIDAD DEL RECURSO DE CASACIÓN

En el marco de lo preceptuado en el art. 180.II de la Constitución Política del Estado que garantiza el principio de impugnación en los procesos judiciales, principio por el cual las partes pueden solicitar a otro juzgador superior que revise la resolución del inferior, con la finalidad de que se fiscalice no solo la decisión asumida sino también la legalidad de esta; empero, no se debe dejar de lado el hecho que este principio en determinados casos se encuentra limitado por diferentes factores, tal es el caso del recurso de casación que al ser asimilado a una nueva demanda de puro derecho para su viabilidad y procedencia debe reunir ciertos requisitos establecidos en nuestro ordenamiento jurídico; en ese entendido y ante la vigencia plena de la Ley Nº 439 (Código Procesal Civil), corresponde a continuación, considerar los requisitos de admisibilidad que todo recurso de casación debe contener, conforme al procedimiento establecido en el art. 277 y los requisitos establecidos en los art. 271, 272, 273 y 274 de la mencionada Ley.

  1. De la resolución impugnada:

Del análisis del Auto de Vista Nº 40/2019 de 01 de febrero, que cursa de fs. 505 a 507, se advierte que el mismo absuelve un recurso de apelación que fue interpuesto contra una sentencia dictada dentro de un proceso ordinario sobre mejor derecho y otros; lo que permite inferir que la resolución recurrida se encuentra dentro de los casos de procedencia que establece el art. 270 del Código Procesal Civil.

  1. Del plazo de presentación del recurso de casación:

Emitida la resolución recurrida (auto de vista), conforme se tiene de la diligencia de notificación de fs. 508 vta., se observa que la recurrente, fue notificado en  05 de febrero de 2019; y como el recurso de casación fue presentado en 19 de febrero de 2019, tal como se observa del timbre de fs. 509, se infiere que dicho medio de impugnación fue presentado dentro del plazo previsto en el art. 273 del Código Procesal Civil, es decir dentro de los 10 días hábiles.

  1. De la legitimación procesal:

De igual forma, se colige que la recurrente, al margen de identificar debidamente la resolución impugnada, es decir el Auto de Vista Nº 040/2019 de 01 de febrero, que cursa de fs. 505 a 507; esta goza de plena legitimación procesal para interponer el presente recurso de casación, toda vez que en tiempo oportuno formuló recurso de apelación en contra de la sentencia de primer grado, de lo que se colige que la interposición del presente recurso de casación es completamente permisible, esto conforme al sistema de impugnación vertical así como lo establecido en los arts. 270 y 272 del Código Procesal Civil.

  1. Del contenido del recurso de casación:

De la revisión del recurso de casación, se observa que María Dolores Mejía Echalar de Peñaranda, en lo trascendental de dicho medio de impugnación, se tiene que:

  1. Acusa la indebida valoración del certificado de tradición extendido por la oficina de Derechos Reales el 26 de septiembre de 2016, así como el Testimonio de la Minuta Nº 1143/1995 de 17 de agosto, señalando que esta documentación no fue contrastada con las documentales que cursan en fs. 252 y 253, consistentes en los informes de antecedentes dominiales de DDRR, que dan cuanta que el certificado treintañal adjunto en la demanda no refiere para nada quien o quienes fueron los vendedores de la propiedad a las Sras. Serafina Zarate Vda. de Pinto y Antonia Pinto Zarate, ya que dicha documental sugiere como posibles compradores a cuatro personas que son los hermanos Delia, Antonio, Adriana, Miguel y Flora y en ese entendido el Tribunal de alzada ha incumplido con la exigencia y obligación de la valoración probatoria que debía asignar  estas documentales conforme establece el art. 145.I, II y III del Código Procesal Civil.
  2. Denuncia la errónea valoración de la prueba testifical de cargo, arguyendo que los testigos de cargo (cuyas declaraciones cursan en fs. 197 a 202, 222 vta., 224 a 262 vta. y 263), tiene relación con la venta que realizaron los esposos Jacome Quenta a los esposos Serrudo Mallon, por lo que sus declaraciones son parcializadas y susceptibles de ser pasibles a tachas relativas pues de algún modo han demostrado tener cierto interés en el proceso y perjudicar a la parte demandada.
  3. Refiere que el Tribunal de alzada no ha tomado en cuenta la incongruencia que existe entre la parte final del segundo considerando y la parte dispositiva de la sentencia, señalando que no es correcto hacer mención al art. 375.I del Código Procesal Civil, en esta causa que es un proceso ordinario de puro derecho, porque dicha norma hace alusión a los procesos de estructura monitoria, y en ese contexto el Juez de grado podría haber mencionado las normas de los arts. 362 y siguientes del Adjetivo Civil, que hace referencia a la clase del proceso que se ha ventilado; extremo que al no haberse tomado en cuenta importa la vulneración de su derecho a la tutela judicial efectiva y la seguridad jurídica traducidos en los arts. 115 y 116 de la CPE.

En base a estos y otros argumentos, solicita que este Tribunal anule el Auto de Vista recurrido y en su mérito disponga la emisión de una nueva resolución.

Por las consideraciones expuestas, se infiere que el recurso de casación resulta admisible, correspondiendo en consecuencia su análisis y resolución conforme a derecho.

POR TANTO: La Sala Civil del Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional de Bolivia, con la facultad conferida por el art. 42.I num. 1 de la Ley Nº 25 del Órgano Judicial y en aplicación del art. 277.II del Código Procesal Civil, ADMITE el recurso de casación de fs. 509 a 513 vta., interpuesto por Maria Dolores Mejía Echalar  de peñaranda contra el Auto de Vista Nº 040/2019 de 01 de febrero, cursante de fs. 505 a 507, pronunciado por la Sala Civil y Comercial Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Chuquisaca.

En atención a la carga procesal pendiente en esta Sala, la causa aguarde turno para ulterior sorteo según prelación.

Regístrese, notifíquese y cúmplase.