TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

                                                                        S A L A   C I V I L



Auto Supremo: 963/2016

Sucre: 18 de agosto 2016

Expediente: T 28 15 - S

Partes: Juan Rodríguez Aramayo c/ Delia Cabezas Pimentel

Proceso: Usucapión

Distrito: Tarija


VISTOS: Recurso de casación de fs. 174 a 175, interpuesto por Juan Rodríguez Aramayo en contra del Auto de Vista Nº 38/2015 de 30 de abril, que cursa de fs. 170 a 172 pronunciado por la Sala Civil Comercial, Contenciosa y Contenciosa- Administrativa Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Tarija, en el proceso ordinario de usucapión seguido por el recurrente en contra de Delia Cabezas Pimentel, la concesión de fs. 186, los antecedentes del proceso y;

I.- ANTECEDENTES DEL PROCESO:

El Juez de Partido Quinto en lo Civil pronuncia la Sentencia N° 18/2014 de 14 de abril, que cursa de fs. 139 a 141 declarando improbada la demanda formulada por Juan Rodríguez Aramayo.

Fallo que es recurrida de apelación y resuelto mediante el Auto de Vista de fs. 170 a 172 que confirma la sentencia apelada, argumenta la misma describiendo el alcance del art. 138 del Código Civil, refiriendo que el apelante no ha cumplido con la referida norma en consideración a que conforme a la declaración de los testigos e inspección el actor solo habría procedido a realizar el cerramiento del inmueble hacía dos años atrás, no realizó ningún otro acto posesorio, no cuenta con construcciones que acrediten su posesión, tampoco con instalaciones de servicios básicos, concluye que no se ha demostrado su posesión por 10 años; describe los arts. 1286 del Código Civil y 397 de su procedimiento, refiriendo que el Juez se encuentra obligado a valorar la prueba esencial  y decisiva.

II.- DE LOS HECHOS QUE MOTIVAN LA IMPUGNACIÓN.

Acusa que el Auto de Visa no cumple con lo dispuesto en el art. 236 del Código de Procedimiento Civil; señala que en el considerando III únicamente se analiza el basamento de la sentencia, la inspección ocular y la prueba testifical de fs. 126 a 128, ignorando el argumento de la apelación.

Refiere que se acusó y no se aplicó los arts. 1296, 1297, 1320, 1321 y 1286 del Código Civil, porque no se pronuncia sobre la prueba documental adjuntada de manera oportuna al expediente, ni la confesión judicial espontánea.

Reitera la infracción del art. 236 del Código de Procedimiento Civil, no se pronuncia sobre los fundamentos del recurso de apelación.

Acusa incumplimiento del art. 1286 del Código Civil y 397 de su procedimiento, al no otorgar el valor probatorio a los documentos de fs. 7 y 8, documento privado reconocido de fs. 9 y 11, 28, 29, 30, 31, 32, 46, 48, 51, 53, documentos públicos cuya fuerza probatoria está reconocido por los arts. 1287, 1296, 1321, 1322 del Código Civil y art. 404 y 476 del procedimiento.

Refiere que se infracciona el art. 1283 del Código Civil, por haber sido aplicado erróneamente al confirmar el fallo apelado y se ignora la prueba documental.

Por lo que solicita casar el Auto de Vista y declarar probada su demanda.

III.- DOCTRINA LEGAL APLICABLE:

III.1.- Eficacia del documento privado:

El art. 1297 del Código Civil señala lo siguiente: “(Eficacia del documento privado reconocido) El documento privado reconocido por la persona a quien se opone o declarado por la ley como reconocido, hace entre los otorgantes y sus herederos y causa-habientes, la misma fe que un documento público respecto a la verdad de sus declaraciones…”, la norma describe que un documento suscrito por entre los otorgantes hace la misma fe que un documento público respecto a la verdad de sus declaraciones, el contenido que ha sido declarado por los suscribientes tiene la fuerza de ley en cuanto a su contenido.

IV.- FUNDAMENTOS DE LA RESOLUCIÓN:

Corresponde señalar que de acuerdo al informe de fs. 45 a 46 y el plano de fs. 47, se tiene que describe dos superficies de terreno, una con la superficie de 427,53 mts.2, que es objeto del proceso de usucapión, que colinda al norte con otra superficie de terreno de 498,47 mts.2, sobre la cual también se tiene la referencia que estaría en proceso de usucapión a nombre del actor; con dicha aclaración corresponde señalar que el objeto del presente proceso es por la usucapión de 427,53 Mts2, posesión de diez años que fue reconocida por Delia Cabezas Pimentel, conforme al documento de fs. 7 a 8 en cuyo documento privado se señala lo siguiente: “el mismo se encuentra en posesión continuada por más de 10 años y siendo pública pacifica, en una superficie de 427,53 metros cuadrados, con los siguientes límites y colindancias; al norte con 33,45 metros lineales; al sud con 33,25 metros lineales, al este con 12,87 metros lineales; y al oeste con una calle sin nombre con 12,87 metros lineales…”; ese documento fue presentado por el actor para hacer valer su posesión en dicha superficie de terreno, documento que al contar con el reconocimiento de firmas tiene la fe probatoria que señala el art. 1297 del Código Civil como fue descrito en la doctrina, y la misma genera efectos respecto al predio en debate pues debe considerarse que dicho reconocimiento fue efectuado por la titular del derecho de propiedad Delia Cabezas Pimentel- conforme al formulario de derecho de propiedad que describe el asiento Nº 2 del folio Nº 6.01.1.26.0000229 (fs. 51 a 53 y 9) respecto a la superficie de 427,53 mts2., que fue demandado de usucapión, superficie que concuerda con la descrita en el informe de fs. 45 a 46 emitido por el Gobierno Autónomo Municipal de Tarija, cuya conclusión describe que dicho predio no afecta área verde o propiedad municipal.

Conforme a lo anotado se concluye que los de instancia no consideraron el documento de fs. 7 a 8, que deviene del titular del predio, a quien se le va a generar el efecto extintivo de la usucapión; consiguientemente los de instancia no podían considerar que la prueba de testigos e inspección judicial, pueda quitar el valor probatorio del documento de fs. 7 a 8, que es un reconocimiento efectuado por la persona que ostenta el derecho de propiedad, la cual tiene el derecho de disposición sobre el predio objeto de la usucapión, muy al margen de la contestación de fs. 68 que constituye ser una confesión en los términos del art. 404.II del Código de Procedimiento Civil, aspecto que corresponde ser corregido por este Tribunal.

La usucapión conforme describe el art. 138 del Código Civil, es un modo de adquirir el derecho de propiedad, fundado en la posesión por más de 10 años, posesión que debe reunir los requisitos del corpus y el animus y de esta manera generar el efecto extintivo de la usucapión frente el propietario, y en el caso de Autos, es la propietaria quien reconoce mediante documento de fs. 7 a 8-  la posesión del actor por el lapso de 10 años respecto a su superficie de terreno, que no afecta propiedad pública conforme al informe de fs. 45 a 46 (Informe Técnico C.U.455/A.F.-312/N.N.-085/12 de 12 de noviembre de 2012), por lo que corresponde declarar el derecho de propiedad en favor del actor.

Por lo expuesto corresponde emitir fallo en la forma prevista en el art. 220.IV del Código Procesal Civil.

POR TANTO: La Sala Civil del Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional de Bolivia, con la facultad conferida por los arts. 41 y 42.I num. 1) de la Ley Nº 025 y en aplicación del art. 220.IV del Código Procesal Civil (Ley 439), CASA el Auto de Vista Nº 38/2015 de 30 de abril que cursa de fs. 170 a 172, pronunciado por la Sala Civil Comercial, Contenciosa y Contenciosa-Administrativa Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Tarija; y deliberando en el fondo declara probada la demanda de usucapión de fs. 16 a 17 y vta., aclarado a fs. 21 y vta., y 23, ampliada a fs. 25 y fs. 66., respecto a la fracción de terreno con una superficie de 427,53 mts2, en la zona de “Morros Blancos”, de las siguientes características, al norte con 33,45 metros lineales; al sud con 33,25 metros lineales, al este con 12,87 metros lineales; y al oeste con 12,87 metros lineales, siendo la colindancia al este con una calle innominada y al resto de las colindancias sin identificación de propietarios, usucapión que tiene efecto extintivo en la matricula Nº 6.01.1.26.0000229 de propiedad de Delia Cabezas Pimentel. Sin costas ni costos.

Sin responsabilidad por ser excusable el error incurrido.

Regístrese, comuníquese y devuélvase.

Relator: Mgdo. Rómulo Calle Mamani.