TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

                                                                        S A L A  C I V I L 



Auto Supremo: 662/2016

Sucre: 15 de junio 2016

Expediente: SC-125-15-S

Partes: Francisco Javier Cárdenas Andia c/ Presuntos Propietarios

Proceso: Usucapión decenal

Distrito: Santa Cruz


VISTOS: El recurso de casación cursante de fs. 125 a 126 y vta., interpuesto por Edith García de Montaño, contra el Auto de Vista Nº 353 de fecha 24 de junio de 2015, pronunciado por la Sala Civil Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Santa Cruz, en el proceso ordinario de usucapión, seguido por Francisco Javier Cárdenas Andia contra presuntos propietarios, el Auto de concesión del recurso de fs. 129, los antecedentes del proceso; y

I.- ANTECEDENTES DEL PROCESO:

El Juez de Partido Mixto y de Sentencia de Vallegrande del Departamento de Santa Cruz, mediante Sentencia Nº 74/2014, de fecha 10 de diciembre, cursante de fs. 58 a 59, declaró: PROBADA la demanda de usucapión decenal y por consiguiente declaró como único y legítimo propietario a Francisco Javier Cárdenas Andia sobre el inmueble ubicado en la calle Ignacio Terán, Manzana 10, U.V.V2, Zona Este, Barrio Obrero del área urbana de la ciudad de Vallegrande, con una superficie de 1948 m 2., disponiendo en consecuencia ministrar la correspondiente posesión real, corporal y judicial al actor citado anteriormente así como franquearle el correspondiente testimonio de las piezas principales del proceso, para que inscriba el mismo en Derechos Reales.

Contra la referida Resolución, Edith García de Montaño, interpuso Recurso de Apelación cursante de fs. 84 a 85 y vta.

En merito a esos antecedentes, la Sala Civil Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Santa Cruz, mediante Auto de Vista Nº 353 de fecha 24 de junio de 2015, cursante a fs. 123 y vta., arguyendo que los agravios acusados en el recurso de apelación contra la Sentencia no eran evidentes, pues no bastaría la sola afirmación de que el demandante tenga conocimiento de su domicilio y que no obstante aquello habría procedido a notificar mediante edictos de prensa, pues considera ilógico que quien tenga derecho propietario sobre un inmueble no ejerza el mismo y además ignore la publicidad externa del proceso, por lo que considera totalmente desvirtuado cualquier argumento en contrario; respecto a la citación por edictos de prensa señaló que la misma reúne los requisitos exigidos por el art. 124 y siguientes del Código de Procedimiento Civil, por lo que no es aplicable la nulidad que pretende, CONFIRMA totalmente la Sentencia de fecha 10 de diciembre de 2014, así como el Auto de fecha 11 de marzo de 2015, con costas.

En conocimiento de la determinación de segunda instancia, Edith García de Montaño, interpuso recurso de casación, cursante de fs. 125 a 126 y vta., el mismo que se pasa a analizar:

II.- DEL CONTENIDO DEL RECURSO DE CASACIÓN:

Acusa que el Juez de primera instancia tendría una clara parcialidad hacia el demandante, permitiéndole obviar etapas del proceso, específicamente la circular de presidencia Nº 131/97, donde se ordena que previa a la admisión de la demanda debe cumplirse con los requisitos establecidos en dicha circular, aspecto que en el caso de Autos no habría acontecido.

Arguye que en el Auto de Vista existió una mala apreciación de las pruebas ofrecidas y que fueron adjuntadas por su persona de fs. 76 a 78, pues el inmueble que aduce ser de su propiedad estaría específicamente delimitada.

Por lo expuesto solicita se repare los agravios acusados y se anule obrados hasta el vicio más antiguo.

De la Respuesta al Recurso de Casación:

El actor aduce que el recurso de casación que fue interpuesto por Edith García de Montaño, fue planteado fuera del término fatal e improrrogable, establecido en el art. 257 del Código de Procedimiento Civil., por lo que solicita se niegue la concesión del recurso y se declare ejecutoriado el Auto de Vista.

En razón a dichos antecedentes diremos que:

III.- DOCTRINA APLICABLE AL CASO:

III.1.- Del plazo para interponer recurso de casación:

Para un mejor entendimiento sobre el plazo para interponer el recurso de casación, inmerso este en el art. 257 del Código de Procedimiento Civil (aplicable al caso de Autos) resulta pertinente referirnos a la Ley N° 439 del Nuevo Código Procesal Civil, que fue promulgada el 19 de noviembre de 2013 e ingresó en vigencia anticipada el 25 de noviembre de dicha gestión, que es la data de la publicación de la Ley por la Gaceta Oficial de Bolivia, norma que estableció en su disposición transitoria segunda que entre las normas que entraron en vigencia al momento de la publicación del presente Código, tal como lo dispone el num. 3), se encuentra el sistema de cómputo de plazos procesales, incluidos los cómputos para los plazos en relación a medios de impugnación, previstos en los Artículos 89 al 95 de dicho Código; por lo que se concluye que a partir de dicha vigencia anticipada, rige un nuevo sistema de cómputo de plazos procesales, los mismos que comienzan a correr a partir del día siguiente hábil de la respectiva citación o notificación.

En ese entendido, la indicada Ley en el art. 90 en su parte pertinente señala lo siguiente: “II. Los plazos transcurrirán en forma ininterrumpida, salvo disposición contraria. Se exceptúan los plazos cuya duración no exceda los 15 días, los cuales sólo se computarán los días hábiles. En el cómputo de los plazos que excedan los quince días se computarán los días hábiles y los inhábiles. III. Los plazos vencen el último momento hábil del horario de funcionamiento de los juzgados y tribunales del día respectivo; sin embargo, si resultare que el ultimo día corresponde a día inhábil, el plazo quedara prorrogado hasta el primer día hábil siguiente”. Como se podrá advertir, para los plazos procesales menores a 15 días, donde se halla comprendido el plazo para interponer el recurso de casación (8 días conforme el art. 257 del Código de Procedimiento Civil), la referida Ley prolonga en términos de tiempo computando únicamente los días hábiles cuyo vencimiento además se establece el último momento hábil del horario de trabajo en los respectivos Juzgados y Tribunales, lo que da mayores posibilidades a las partes litigantes a interponer sus recursos otorgándoles mayor tiempo, pues los plazos actualmente no se consideran fatales.

Consiguientemente y toda vez que el plazo para interponer el recurso de casación, hasta antes de la puesta en vigencia plena de la Ley Nº 439 que data de 6 de febrero de 2016, se encontraba sujeto a lo que establece el art. 257 del Código de Procedimiento Civil, es decir de ocho días, y toda vez que dicho plazo no excede los 15 días que el art. 90 del Código Procesal Civil establece, es que el mismo debe computarse solo días hábiles, entendiéndose como tales a aquellos días en los cuales funcionan los juzgados y Tribunales, es decir que no deben ser tomados en cuenta los días sábados, domingos y por ende tampoco los días feriados, toda vez que en esos días no funcionan las casas judiciales.

Ahora bien, el hecho de que el recurso de casación fuese interpuesto fuera del plazo previsto en el art 257 del Código de Procedimiento Civil, se tiene que dicho medio de impugnación debe ser negado en su concesión y declarada ejecutoriada la Resolución recurrida, conforme lo establece el art. 262 del mismo cuerpo legal. 

IV.- FUNDAMENTOS DE LA RESOLUCIÓN:

Previamente a considerar los extremos acusados en el recurso de casación que fue interpuesto por Edith García Montaño, resulta pertinente realizar las siguientes consideraciones.

El Auto de Vista Nº 353 de fecha 24 de junio de 2015 cursante a fs. 123 y vta., que es objeto del presente recurso, fue notificado a los sujetos procesales en fecha 30 de junio de 2015, tal y como consta en la papeleta de notificación de fs. 124 y vta., sin embargo se advierte que la ahora recurrente interpuso el presente medio de impugnación, que cursa de fs. 125 a 126 y vta., en fecha 13 de julio de 2015, como se observa del timbre electrónico Nº 1171776 que se encuentra plasmado en la primera plana de dicho memorial.

De estos antecedentes se tiene que, conforme a lo establecido en el art. 257 del Código de Procedimiento Civil (aplicable al caso de Autos), la recurrente tenía el plazo de 8 días para interponer su recurso de casación, los cuales conforme a lo señalado en el art. 90.II del Código Procesal Civil, deben computarse únicamente días hábiles, en ese entendido, se tiene que el plazo para impugnar el Auto de Vista corría desde el miércoles 1 de julio y concluía el viernes 10 de julio, sin embargo, el recurso fue presentado el lunes 13 de julio, es decir el día 9, por lo que se infiere que el mismo fue presentado fuera del plazo establecido en la norma, por lo que el Tribunal de Alzada debió negar la concesión del recurso de casación, tal y como le faculta el art. 262 num. 1) del Código de Procedimiento Civil.

Por los fundamentos expuestos, y toda vez que el presente recurso fue interpuesto fuera de plazo, corresponde declarar la improcedencia del mismo, tal y como lo prevé el art. 220.I num. 1) del Código Procesal Civil.  

POR TANTO: La Sala Civil del Tribunal Supremo de Justicia del Estado Plurinacional de Bolivia, con la facultad conferida por el art. 42.I num. 1) de la Ley del Órgano Judicial de 24 de junio de 2010, y en aplicación del art. 220. I num. 1) del Código Procesal Civil, declara IMPROCEDENTE el recurso de casación cursante de fs. 125 a 126 y vta., interpuesto por Edith García de Montaño, contra el Auto de Vista Nº 353 de fecha 24 de junio de 2015, pronunciado por la Sala Civil Primera del Tribunal Departamental de Justicia de Santa Cruz. Con costas y costos.

Se regula los honorarios del abogado profesional en la suma de Bs. 1.000.-

Regístrese, comuníquese y devuélvase.

Relatora: Mgda. Rita Susana Nava Duran