TRIBUNAL SUPREMO DE JUSTICIA

                                                                            S A L A  C I V I L


Auto Supremo: 1234/2016-RI

Sucre: 28  de octubre 2016

Expediente: SC-144-16-S

Partes: Patricia Isabel Galarza Vda. de Alanes y Rina Romanette Galarza Morales c/ Francisca Berequi Macoño, Pablo Vaca Justiniano, Marlene Carrasco y Jesús Barequi Macoño.

Proceso: Sobre reivindicación y retiro de mejoras.

Distrito: Santa Cruz.

VISTOS: Del  contenido del memorial de fs. 227 en cuanto a los nombres, se evidencia que en la parte superior, se consigna identificando el nombre de Patricia Isabel Galarza Vda. de Alanes y a continuación se señala “y otros”, se presume que refiere a la otra co demandante Rina Romanette Galarza Morales,  al existir en la parte final del referido memorial a parte de la firma del abogado, otras dos firmas, por lo que este Tribunal Supremo considera que el recurso de casación de fs. 227 ha sido interpuesto por Patricia Isabel Galarza Vda. de Alanes y Rina Romanette Galarza Morales contra el Auto de Vista No. 351/2016 de 17 de agosto, cursante a fs. 225 y vta., pronunciado por la Sala Primera Civil, Familia, Niñez y Violencia del Tribunal Departamental de Justicia de Santa Cruz, en el proceso sobre reivindicación y retiro de mejoras seguido por Patricia Isabel Galarza Vda. de Alanes y Rina Romanette Galarza Morales contra Francisca Berequi Macoño, Pablo Vaca Justiniano, Marlene Carrasco y Jesús Barequi Macoño, el Auto de fs. 231 que concede el recurso, los antecedentes del proceso; y:

I. ANTECEDENTES DEL PROCESO.

De la revisión de los antecedentes venidos en casación se establece lo siguiente:

Tramitada la causa de referencia, mereció la Sentencia de fecha 9 de octubre de 2015, cursante de fs. 183 a 185 vta., que declaró probada la demanda, con las disposiciones contenidas en la parte resolutiva de la misma; Resolución de primera instancia que al ser apelada por Francisca Berequi Macoño y Marlene Carrasco, fue resuelto por Auto de Vista No. 351/2016 de 17 de agosto, cursante a fs. 225 y vta., que confirmó la Sentencia apelada aclarando que el desapoderamiento será ejecutado, previo pago de las mejoras, las mismas que deberán cuantificarse en ejecución de Sentencia, con el fundamento que, no obstante no existir reconvención por pago de mejoras, resultarían de imperativa aplicación los valores en los cuales se sustenta el Estado, especialmente el valor justicia social contenido en el art. 8.II de la Constitución Política del Estado en concordancia con lo previsto en el art. 129.IV del Código Civil, norma que prescribe el plazo máximo de seis meses para que las propietarias puedan pedir el retiro de las mejoras; por lo que el Tribunal de Alzada con ese fundamento considera que corresponde confirmar la Sentencia apelada complementándola con la orden de pago de mejoras; fallo de segunda instancia que fue recurrido de casación por las co demandantes Patricia Isabel Galarza Vda. de Alanes y Rina Romanette Galarza Morales, que es objeto de análisis de los requisitos de admisibilidad.

II. REQUISITOS DE ADMISIBILIDAD DEL RECURSO DE CASACIÓN.

Conforme a lo previsto en el art. 180.II de la Constitución Política del Estado que garantiza el principio de impugnación en los procesos judiciales y ante la vigencia del Código Procesal Civil (Ley Nº 439), en cuya disposición transitoria sexta señala que a la vigencia plena de la mencionada ley se aplicarán conforme determina el art. 277 del Código Procesal Civil, se pasa a considerar los requisitos de admisibilidad previstos en el art. 274 de la mencionada norma procesal, conforme a lo siguientes puntos:

II.1.- Emitido el Auto de Vista de fs. 225 y vta., se notifica, a las recurrentes en fecha 22 de agosto de 2016 (fs. 226), habiendo presentado el recurso en fecha 6 de septiembre de 2016 (timbre de fs. 227), recurso en el cual también se advierte que las recurrentes identifican la Resolución impugnada; asimismo corresponde señalar que luego de la emisión de la Sentencia, las codemandadas Francisca Berequi Macoño y Marlene Carrasco impugnan la mencionada resolución de primera instancia, y ante la emisión del Auto de Vista que confirmó la Sentencia apelada aclarando que el desapoderamiento será ejecutado, previo pago de las mejoras, las mismas que deberán cuantificarse en ejecución de Sentencia, la co demandante Patricia Isabel Galarza Vda. de Alanes recurre de casación, que resulta ser permisible, en consideración a la decisión adoptada en segunda instancia.

II.2.- Antes de analizar el contenido  del recurso de casación, corresponde considerar si el referido recurso ha sido interpuesto dentro del plazo.


Al respecto es menester señalar que, la Ley N° 439 Código Procesal Civil establece una nueva forma de computar los plazos procesales; en ese entendido la indicada Ley en el art. 90 en su parte pertinente señala lo siguiente:

II. “Los plazos transcurrirán en forma ininterrumpida, salvo disposición contraria. Se exceptúan los plazos cuya duración no exceda los 15 días, los cuales sólo se computarán los días hábiles. En el cómputo de los plazos que excedan los quince días se computaran los días hábiles y los inhábiles.

III. “Los plazos vencen el último momento hábil del horario de funcionamiento de los juzgados y tribunales del día respectivo; sin embargo, si resultare que el ultimo día corresponde a día inhábil, el plazo quedara prorrogado hasta el primer día hábil siguiente”.

Como se podrá advertir, para los plazos procesales menores a 15 días donde se halla comprendido la interposición del recurso de casación, la referida Ley prolonga en términos de tiempo computando únicamente los días hábiles cuyo vencimiento además se establece el último momento hábil del horario de trabajo en los respectivos juzgados y tribunales, lo que da mayores posibilidades a las partes litigantes a interponer sus recursos otorgándoles mayor tiempo.

En el caso presente, como se tiene señalado en el punto que precede, las recurrentes fueron notificadas con el Auto de Vista Nº 351/2016 el día  lunes 22 de agosto de 2016 y conforme al nuevo cómputo de plazos procesales establecido por la Ley N° 439, el plazo para presentar el recurso de casación fenecía el último momento hábil del horario de funcionamiento del Tribunal  del día lunes 5 de septiembre de 2016, sin embargo no obstante de tener mayor margen de tiempo presentaron su recurso el día martes 6 de septiembre de 2016 conforme se evidencia del timbre magnético de fs. 227 consignado en la parte superior del memorial de recurso de casación, es decir lo presentaron a los once días hábiles y consiguientemente se encuentra fuera del plazo establecido por el art. 273 del Código Procesal Civil, circunstancia que revela la extemporaneidad de su presentación, frente a la que el Tribunal Ad quem, debió haber rechazado el recurso, conforme al mandato establecido en el art. 263 del CPC., con relación al art. 274.II num.1) del mismo cuerpo legal.

Por otra parte el art. 277.I de la Ley 439, refiere examinar si se hubieren cumplido con los requisitos establecidos por el art. 274 de la misma norma legal, en ella se encuentra el de verificar el requisito de la Resolución impugnada de casación, por lo que al haberse deducido que el recurso de casación ha sido interpuesto extemporáneamente, en consecuencia corresponde declarar la improcedencia del mismo.

POR TANTO: La Sala Civil del Tribunal Supremo de Justicia, con la facultad conferida en el art. 42.I. num.1) de la ley N° 025 concordante con el art. 277.I del Código Procesal Civil, y en aplicación del art. 220.I. num. 1) del mismo cuerpo legal, declara IMPROCEDENTE el recurso de casación de fs. 227 interpuesto por Patricia Isabel Galarza Vda. de Alanes y Rina Romanette Galarza Morales contra el Auto de Vista No. 351/2016 de 17 de agosto, cursante a fs. 225 y vta., pronunciado por la Sala Primera Civil, Familia, Niñez y Violencia del Tribunal Departamental de Justicia de Santa Cruz. Con costas y costos.

Se regula honorarios profesionales del abogado en la suma de Bs. 1.000

Regístrese, notifíquese y devuélvase.